Playlist 2019: Entre la Esperanza y la Furia (Primera Parte)

DE UN MUNDO RARO
Por Miguel Ángel Isidro

Estamos cerrando el último año de la segunda década del primer siglo del segundo milenio. Y como en pocas épocas en la historia, la polarización extrema aparece como el signo de los tiempos.

Por supuesto que hay motivos para creer que el futuro puede ser mejor: el movimiento pro cultura de género, la lucha ambientalista encabezada por voces disidentes como la de Greta Thumberg; el efecto multiplicador y emancipador de las redes y los cambios de régimen en distintos países del orbe abren espacio para la esperanza, de una u otra manera.

Sin embargo, estos movimientos enfrentan resistencias y respuestas reaccionarias; el obcecado discurso de odio machista; la manipulación de las redes sociales en la era de la “postverdad”; la soberbia e indiferencia de líderes políticos y magnates corporativos ante el cambio climático y los episodios de violencia multiplicados en Francia, Bolivia y Chile; o la incontenible violencia criminal en México, imbatible pese a los palos de ciego del gobierno de la 4T, son sólo algunas muestras de que los enemigos de la libertad, la democracia y la concordia global tienen tantos rostros como intereses, muchas veces no tan distantes del sistema.

En este contexto es que me he permitido seleccionar una lista de los temas musicales que a mí muy arbitrario juicio me han parecido más representativos o relevantes en este 2019. Aclaro: no es un “Top ten” basado en estándares de popularidad, rankings radiofónicos -de hecho ya no escucho mucho la radio musical- ni estándares de ventas. Es simplemente música de este tiempo, que por alguna razón acaparó mi atención.

Cabe aclarar que los temas son presentados sin un orden o referencia numérica; es una docena de canciones que de alguna manera refleja parte de nuestro entorno.

Comparto ésta lista y espero la retroalimentación del respetable.

Tool (Estados Unidos)
“Invincible”

Sólo la banda encabezada por Maynard James Keenan puede llevar la música a episodios tan sublimes como precisos.

Fieles a su vocación de impredecibles, la demoledora máquina de metal progresivo regresó de la nada con un álbum confeccionado fuera de lo convencional. No cualquiera se arriesga con un tema de más de 12 minutos en la era del “on demand”, desafiando a las plataformas que exigen a los artistas echar la carne al asador en menos de 20 segundos.

Tool no nació para ser una propuesta musical cómoda y adaptable a gustos sencillos. Su carrera musical ha roto esquemas en distintos sentidos.

Particularmente, algo que me encantó de ésta pieza son las partes de bajo interpretadas por Justin Chancellor, que desde mi óptica tienen una sola definición: rompemadres.

The Raconteurs (Estados Unidos)
“Sometimes” (I don’t feel like trying)

Desde sus inicios con The White Stripes quedó claro que Jack White es un músico dotado de un virtuosismo y personalidad fuera de serie. Y con El proyecto de The Raconteurs demostró a propios y extraños que puede superar el egocentrismo y formar parte de un ensamble musical con lírica e identidad propia.

Tras siete años de ausencia, The Raconteurs regresaron en 2019 con un nuevo álbum, titulado “Help us Stranger”, lanzando como primer sencillo un tema que no es cantado por Jack White, sino por el segundo guitarrista Brendan Benson.

Se trata de un tema que rinde -seguramente sin proponérselo- homenaje al rock clásico de los 70’s, con una introducción suave y melancólica y guitarras afiladas. Una reminiscencia al rock atmosférico de Led Zeppelin, sin caer en la copia descarada de otras bandas, como Greta Van Fleet.

“And if you could just see inside of me
You’d see a heart made of gold
And I try to live a good life
And keep an open mind…”

Gran tema.

https://youtu.be/PWGkaBQWfjo

Kase.O (España)
“Bacalao” (Ft. El Momo)

Antes de continuar debo aclarar que ésta no es una lista de temas musicales políticamente correctos. Y menos tratándose de Kase.O, el legendario rapero originario de Zaragoza, España.

Heredero de una lírica implacable desde su época con el grupo Los Violadores del Verso, Kase.O abreva de la veta de un funk arrollador retomando como sampler la base rítmica de “Mao Mao”, un tema clásico de Nino Ferrer (cantante español de los sesentas), y bajo la producción de Frank T (otro rapero de la vieja guardia ibérica) nos ofrece un tema tan rico y variado como una suculenta paella valenciana: referencias a las redes sociales, a los Beatles y a los cracks del fútbol internacional.

Ritmo y pachanga a tope en una época que nos exige de vez en cuando desprendernos de las ataduras sociales para relajar el cuerpo y mover las caderas. Sólo eso y nada más. El flow de este par de MC’s de la madre patria es machacante y pegajoso.

¡Prohibido escuchar en volumen bajo!

https://youtu.be/ueo-k-GNqvU

Pixies (Estados Unidos)
“On Graveyard Hill”

El cuarteto comandando por Charles Michael Kittridge Thompson IV (mejor conocido como Black Francis en este grupo y como Frank Black en si carrera solista) sigue haciendo de las suyas.

Hay quienes consideran que otras bandas capitalizaron el éxito (y el dinero) que los Pixies no vieron llegar al desintegrarse de súbito en 1993, convirtiéndose en la reconocida influencia de muchas de las más importantes propuestas de la música alternativa de las siguientes dos décadas.

Tras la reunión de la banda para un memorable show en el festival de Coachella 2003, y la separación definitiva de su bajista original Kim Deal, Pixies volvió a la actividad regular en giras y publicación de discos en 2013.

“Beneath the Eyrie” es su tercera producción de ésta nueva era, ya con los servicios de la talentosa bajista y cantante de origen argentino Paz Lenchantin como miembro oficial de la banda.

Pixies es una agrupación que bien podría vivir de la nostalgia, pero el empuje de Black Francis los hace salir de su zona de confort, y honestamente, aunque se molesten algunos fans aferrados, el desempeño de Lenchantin en las cuatro cuerdas, tanto en discos como en el escenario, nos hace que no extrañemos tanto a Kim Deal. “On Graveyard Hill” es el testimonio de que esta gran banda (personalmente una de mis favoritas de todos los tiempos) en realidad nunca se fue.

https://youtu.be/E2o-65chdoc

Alemán (México)
“Un minutito”

El pasado 20 de diciembre, a través de su cuenta de Twitter, el DJ y productor mexicano Toy Selectah (antes conocido como Toy Kenobi, ex integrante de Control Machete), escribió el siguiente mensaje en su cuenta de Twitter:

“#2019 : México: Se terminó con la Hegemonía Boricua Colombiana, desquebrajamos el #statusquo musical del Género Urbano, la siguiente década es Mexa !!”

En la segunda parte de su mensaje hace referencia a un grupo de exponentes de los géneros trap, hip hop y reggaetón de nuestro país: Ghetto Kids, Gera Mx, Mad Fuentes, Santa Fe Klan y Alemán, entro otros.

Y fue precisamente este último, Alemán, el rapero mexicano que la rompió en grande el pasado 8 de diciembre, al llenar hasta las lámparas el Zócalo de la Ciudad de México como uno de los actos principales del festival denominado “Radical Mestizo” que tuvo entre otros actos la presencia de los cubanos Orishas y el puertorriqueño René Pérez Joglar, mejor conocido como “Residente”.

Alemán tuvo un año redondo con presentaciones masivas en Argentina y Chile, y reproducciones masivas en plataformas como Spotify y YouTube. La lírica del género urbano es controvertida por su connotación cruda, violentamente y muchas veces machista; pero al final del día es parte de un fenómeno social que está presente en nuestro entorno latinoamericano y que no podemos soslayar: el de la vida dura en los entornos marginales de nuestras ciudades.

El mismo Alemán lo explicó hace poco, haciendo referencia a alguno de sus temas: “Antes me juzgaban por ser como soy; ahora me pagan por hacer lo que siempre he hecho”.

El trap, el reggaetón y demás géneros urbanos nos pueden gustar o no, pero ahí están, abriéndose espacios, y su impacto masivo no puede ser pasado por alto.

https://youtu.be/-uBHo__PeO0

Continuará…

@miguelisidro

Autor: Arturo Rodriguez García

Creador del proyecto Notas Sin Pauta. Es además, reportero en el Semanario Proceso; realiza cápsulas de opinión en Grupo Fórmula y es podcaster en Convoy Network. Autor de los libros NL. Los traficantes del poder (Oficio EdicionEs. 2009), El regreso autoritario del PRI (Grigalbo. 2015) y Ecos del 68 (Proceso Ediciones. 2018).