AMLO: con la vacunas no

Por: Ernesto Palma F.

Cómo podría explicar el gobierno de AMLO que en plena crisis sanitaria el sector salud ejerció en el 2020  sólo 108 mil millones de pesos, de los 120 mil programados. Un subejercicio criminal de 12 mil  millones de pesos. Corren las primeras semanas de enero del 2021 y las cifras del propio sector salud indican saturación de hospitales, deficiencia de equipos y de personal médico, exhibiendo con cinismo la vergonzosa cifra de ciento treinta mil muertos. Mientras AMLO festeja que  “no nos ha ido tan mal en la pandemia” y Gatell hace turismo tenebroso en Argentina.

Este fin de semana Roberto Rock (El Universal), menciona en su columna que algo se está cocinando en Argentina, en la que el gobierno de Alberto Fernández- un incómodo aliado de la 4T- está  acusado de exigir sobornos a los laboratorios fabricantes de vacunas contra Covid-19- Pfizer y Astra-Zéneca, por lo que dejaron de lado las negociaciones y presentó como opción a la vacuna rusa Sputnik V, al grado de otorgarle una autorización a espaldas de su organismo sanitario nacional.

Coincidentemente López Obrador señaló que Gatell se encontraba en Argentina para conocer la experiencia de la aplicación de la vacuna rusa, dejando entrever que su gobierno ya analiza la posibilidad de que esa vacuna se aplique en nuestro país.  Lo que no informó AMLO es que Moscú ha advertido que su vacuna no es recomendable para adultos mayores, al grado que ni el propio Vladimir Putin (68 años) ni el mandatario argentino Fernández (61 años), se la han aplicado.

En el transcurso de la semana pasada el gobierno solicitó que toda la información relacionada con la compra de la vacunas se reservara por cinco años. ¿Qué están ocultando?

Porqué un tema que debe ser tratado con absoluta transparencia, como es la adquisición de las vacunas, ahora se “reserva” por cinco años? De modo que los mexicanos no sabremos con certeza a qué laboratorios se comprarán las millones de dosis que se requieren? Y tampoco sabremos la verdad sobre las características de las vacunas y si realmente son recomendables para su aplicación en nuestro país.

En el galimatías de opciones para comprar la vacunas, AMLO ha asegurado que se aplicarían las vacunas chinas porque “no requieren tanta refrigeración y su aplicación es de una sola dosis”, a diferencia de las vacunas de los laboratorios Pfizer. Recientemente el canciller Marcelo Ebrard dio a conocer la noche del  miércoles pasado que México acordó adquirir 35 millones de vacunas contra COVID-19 de la farmacéutica china CanSino.

Aún sin saber qué vacunas se aplicarán a la mayoría de los mexicanos, el gobierno federal ya tiene lista la estrategia para la distribución y aplicación de las vacunas. Participarán miles de “brigadas de vacunación” integradas por promotores de la 4T llamados pomposamente “siervos de la nación” (cobran en la Secretaría del Bienestar) y son los encargados de dispersar los recursos entre los adultos mayores de las comunidades más apartadas y a quienes se les aplicarán las vacunas y de paso, les entregarán su “dinerito” también. Acompañarán a los promotores de la 4T, dos integrantes del sector salud, cuatro militares y 2 voluntarios.

Por otra parte, el gobierno trata de engañar a la población con el  show de la llegada de las vacunas Pfizer, de las que sólo se han aplicado 74,764 dosis al personal del sector salud. AMLO en su homilía dominical afirmó que ya se había contratado el total de las vacunas necesarias para toda la población. De manera desconcertante mencionó  que su gobierno ya había comprado 120 mil dosis (para una población de más de ciento treinta millones de habitantes). Lo cual revela que no tiene idea de cuantas vacunas se necesitan para inocular a un país de 130 millones de habitantes.

El cada vez más grotesco episodio de las vacunas chinas y ahora las rusas, deja claro que el gobierno miente al afirmar que ya compró las vacunas que se requieren para toda la población. Aún no saben cuáles adquirir porque se negaron a pagar el adelanto que los laboratorios les requirieron para reservar la producción de dosis que necesita nuestro país.

Un ejemplo de esto, es que en fecha reciente la  Unión Europea anunció la compra de 300 millones de dosis de la vacuna contra el coronavirus desarrollada por Pfizer y BioNTech.

Se trata del segundo lote de vacunas que la Unión Europea acuerda con Pfizer y BioNTech, después de que en septiembre contratara la adquisición de 300 millones de dosis. De esta manera, el total sería de 600 millones de dosis para los países miembros. Con esta cantidad se podría vacunar a 300 millones de personas, dado que se necesitan dos dosis por individuo para una completa inmunización. El precio por dosis, sería de 12 euros, (293 pesos m/n). El costo de la vacuna rusa Sputnik V es de diez dólares, 201 pesos mexicanos.

Sin embargo, la vacuna que en principio se eligió fue la china- CanSino- que cuesta alrededor de 4 dólares ( 81 pesos mexicanos). Luego de ver que López Obrador sí es capaz de estrangular presupuestalmente al sector salud para enfrentar los efectos de la pandemia, es lógico pensar que también pretenderá “ahorrar” en la compra de las vacunas, optando no sólo por las más baratas, sino por aquellas que le permitan salir del compromiso de haber iniciado masivamente la campaña de vacunación en el primer semestre del 2021, antes del proceso electoral en el que se juega el futuro de su proyecto político.

En su tablero electoral,  AMLO utilizará todo tipo de distractores, para que la opinión pública oriente su atención hacia temas como la propuesta para desaparecer los organismos autónomos. 

La finalidad es que el tema de las vacunas no sólo pase desapercibido, sino que se logre la impresión generalizada de que el gobierno de AMLO está cumpliendo con su responsabilidad constitucional de proteger la salud de todos los mexicanos, cuando en realidad sólo se montará un show preelectoral para que Morena conserve su mayoría en el Congreso de la Unión y con ello garantice la continuidad del proyecto de AMLO.

Después de que se celebren las elecciones, en el mes de junio de este año, sabremos la verdad respecto a la estrategia gubernamental para vacunar a la población. Por lo pronto, queda en el aire una pregunta:

¿Las brigadas de vacunación están preparadas no sólo para aplicar la vacuna a los adultos mayores de 60 años, sino para atenderlos en caso de que surja alguna complicación derivada de las reacciones adversas al biológico  inoculado?

Que treinta millones de votantes llevaran al poder a la supuesta 4T, no significa que el resto de la población no piense, no analice, no decida, no exija:

AMLO: con las vacunas no

No ahorres comprando lo más barato.
No las uses con fines electorales.
No sacrifiques a la gente más pobre.
No dividas a la población usando vacunas diferentes.
No adquieras vacunas que no tengan las autorizaciones científicas.
No improvises en la distribución y aplicación de la vacunas. Escucha a los expertos.
No dejes la vacunación en manos de pseudo-científicos o de políticos sin escrúpulos.
No utilices la vacunación para crear vínculos geo-políticos a tu conveniencia.
No mientas sobre la verdadera crisis sanitaria que vive nuestro país.
No traiciones la confianza que depositaron en ti 30 millones de mexicanos.

No robes ni permitas que tus funcionarios lucren con la compra y distribución de las vacunas.
Apreciable lector: si te pareció importante el contenido de esta columna Comparte. Es lo menos que podemos hacer por los que hoy se encuentran postrados en la miseria y son víctimas de políticos traidores, sin moral y sin dignidad.