¿Para qué los ‘tiktokers’ queman nieve en Texas?

En las grabaciones, algunos internautas intentan derretir piezas de nieve con fuego, pero se sorprenden al darse cuenta de que el agua no escurre, lo que les parece muy raro.La protagonista de uno de los vídeos más virales sobre este tema explicó que hay metal dentro de la nieve y que el multimillonario estadounidense Bill Gates tiene algo que ver con eso.Otros usuarios apoyan esta teoría conspirativa y aseguran que se trata de una nieve falsa. Esta tormenta de nieve azotó Texas, donde las autoridades, por primera vez en su historia, emitieron una advertencia de tempestad invernal tras la llegada de fuertes nevadas.Los tiktokers publicaron más vídeos en los cuales salen quemando nieve. Así, la etiqueta #governmentsnow (nieve de gobierno) se ha hecho más popular en las redes y atrajo a muchos visitantes.¿Alguna explicación científica?Al mismo tiempo, este raro fenómeno tiene una explicación científica, ya que a la hora de acercar la llama a la nieve, esta experimenta una sublimación. Este proceso consiste en el cambio de estado sólido al gaseoso sin pasar por el líquido. Lo mismo ocurre con bolas congeladas que, por lo tanto, no se derriten cuando se exponen al fuego.Cualquier trozo de nieve se habría finalmente derretido de mantenerse por más tiempo cerca del fuego y habría salido agua, explicó el profesor y presidente del departamento de Química y Bioquímica de la Universidad de Stetson (Florida, EEUU), Tandy Grubbs. Además, explicó que las manchas negras que aparecen en la nieve tras el contacto con el encendedor son de hollín, como resultado de una combustión incompleta cuando se quema el combustible.»Normalmente, el hollín no sería visible cuando un encendedor se quema al aire libre, pero en este caso la bola de nieve actúa como un filtro, atrapando y acumulando las partículas de hollín negro», enfatizó el experto.Esta no es una nueva tendencia. En enero de 2020 pasó algo parecido en España, que registró una nevada sin precedentes. En aquel entonces se difundieron grabaciones que trataban de comprobar que no era nieve, sino plástico. En las redes sociales incluso se pueden ver vídeos sobre una nieve falsa que datan del año 2014.