Song exploder: El proceso creativo convertido en show


DE UN MUNDO RARO / Por Miguel Ángel Isidro

El avance tecnológico y las presiones del mercado han convertido a la música pop en un producto manipulado y predecible.

Sin embargo, existen algunos artistas que han encontrado la forma de sacarle la vuelta a éste círculo vicioso y desarrollar su trabajo con mayor libertad creativa. Eso marca la diferencia entre los creadores de éxitos efímeros y quienes logran generar temas musicales que llegan a considerarse “clásicos”.

Es por ello que en esta ocasión nos referiremos a Song Exploder, una serie documental producida por Netflix bajo la conducción del musicólogo y compositor norteamericano Hrishikesh Hirway, creador de una popular serie en podcast que bajo el mismo título y formato ha logrado cautivar al público al adentrarse en los pormenores del proceso creativo de los artistas y bandas más célebres de la actualidad.

No se trata necesariamente de un estreno, ya que la serie cuenta con dos temporadas disponibles en el servicio de streaming de Netflix; pero es de llamar la atención el hecho de que, de acuerdo al ranking dado a conocer por la productora a inicios de este mes de mayo, se encuentra entre las 10 producciones más populares de la plataforma en los Estados Unidos.

En fechas recientes, con motivo del lanzamiento de su controvertida serie Rompan Todo: La historia del Rock en América Latina —que ya abordamos en ésta misma columna—, el músico y productor argentino Santiago Santaolalla advirtió que según reportes de empresas fabricantes y distribuidoras, durante la pandemia se ha registrado una importante alza en la venta de instrumentos musicales. Y suena lógico: el obligado confinamiento seguramente ha orillado al público a un reencuentro con la música, no exclusivamente como escuchas y consumidores, sino también en el interés por aprender la ejecución de un instrumento como alternativa de esparcimiento.

Esto nos lleva a plantearnos también el motivo de la popularidad de una serie como Song exploder, donde haciendo uso de la entrevista, materiales de archivo y análisis de segmentos de audio, además de una muy buen lograda gama de animaciones y fotogramas, se logra recrear el proceso de composición, producción y resultado final de algunas de las canciones más populares de distintas bandas y artistas.

Para algunos observadores la selección de los temas y artistas expuestos en los dos volúmenes de la serie podría parecer un poco arbitraria e incluso un tanto dispareja, al presentar tanto artistas emergentes como otros reconocidos a nivel internacional, pero en el fondo, la esencia de la producción consiste en exponer la diversidad de influencias y contextos que intervienen en la producción de la música en nuestros tiempos.

Cada volumen de la serie consta de cuatro episodios, cada uno de aproximadamente 30 minutos de duración.

En la primera temporada se recrean la composición y producción de “3 Hours Drive” de Alicia Keys; “Wait for it” de Lin-Manuel Miranda (pieza apoteósica del exitoso musical “Hamilton”); “Losing My Religion”, éxito internacional de la desaparecida banda norteamericana R.E.M.; y “L.A.”, del rapero norteamericano Ty Dolla $ign.

En la segunda temporada se presentan “Love again” de la cantante británica Dua Lipa;  “Hurt”, la emotiva pieza de Trent Reznor y su proyecto Nine Inch Nails; “When you were young” de The Killers y “Hasta la raíz” de la cantautora mexicana Natalia Lafourcade.

Por su estructura narrativa; por la cuidadosa descripción de los elementos que acompañan la transición de una tonada o una frase a una pieza musical completa y por el valioso testimonio de los músicos describiendo la forma en que llevan sus ideas a un trabajo de equipo por la vía de la ejecución y las colaboraciones, “Song Exploder” es un producto audiovisual ampliamente recomendable para las audiencias jóvenes, principalmente para aquellas que se están iniciando en el aprendizaje y la apreciación musical. Más allá de las elaboradas fórmulas del ámbito comercial, es alentador atestiguar que existen creadores interesados en desentrañar las motivaciones y el espíritu detrás de la música, y trasladarlo a un producto de entretenimiento en términos sencillos y fáciles de apreciar. No es un asunto de iniciados: es observar y en su caso, disfrutar  el proceso creativo de la música desde su esencia misma.

En este tipo de reseñas no hay espacio para los famosos y a la vez odiados spoilers, habida cuenta de que el producto final puede ser conocido sin la necesidad de ver la serie; sin embargo abre la posibilidad de acercarnos con una mirada diferente a los productos musicales. Ningún género es superior a otro; en todas las épocas y corrientes musicales han existido fiascos y obras maestras; grandes artistas han producido piezas decepcionantes, y en toda la historia de la música encontramos temas y tonadas que han trascendido el tiempo y las barreras culturales gracias a la universalidad que les proporciona un atributo difícil de lograr en otras disciplinas artísticas: la sencillez.

Vale la pena darle una oportunidad a ésta serie, y al podcast que le dio origen, que se encuentra disponible en su idioma original en distintas plataformas, como Spotify.

En tiempos de tragedias urbanas, campañas políticas dignas del vómito y de discursos oficiales huecos, repetitivos e indolentes, la música siempre representará una ideal válvula de escape a las presiones cotidianas.

Escuchemos juntos.

Twitter: @miguelisidro

SOUNDTRACK PARA LA LECTURA:

Alicia Keys (Estados Unidos) / “3 hour drive”

R.E.M. (Estados Unidos) / “Losing my religion”

Nine Inch Nails (Estados Unidos) / “Hurt”

Natalia Lafourcade (México) / “Hasta la raíz”


miguelaisidro

Periodista independiente radicado en EEUU. Más de 25 años de trayectoria en medios escritos, electrónicos; actividades académicas y servicio público. Busco transformar la Era de la Información en la Era de los Ciudadanos; toda ayuda para éste propósito siempre será bienvenida....