Esto es lo que incluye el proyecto de ley de infraestructura bipartidista

(CNN) — Un grupo bipartidista de senadores llegó a un acuerdo el miércoles sobre puntos clave que habían estado frenando un enorme paquete de infraestructura durante meses de negociaciones.

El texto completo del proyecto de ley aún no se ha publicado, pero en total, el acuerdo incluye US$ 550.000 millones en nuevas inversiones federales en la infraestructura de Estados Unidos.

Sin embargo, está muy por debajo de la propuesta de US$ 2,25 billones que el presidente Joe Biden dio a conocer en marzo. Esa medida, conocida como American Jobs Plan («Plan de Empleo Estadounidense»), incluía dinero para carreteras, puentes y transporte público, pero generó críticas de muchos republicanos por realizar también inversiones en áreas que tradicionalmente no se consideraban infraestructura, como el cuidado de estadounidenses de edad avanzada y la capacitación de la fuerza laboral.

Aún así, Biden promocionó el nuevo acuerdo el miércoles.

«Este acuerdo hace inversiones clave para poner a la gente a trabajar en todo el país, en ciudades, pueblos pequeños, comunidades rurales y en nuestras costas y llanuras», dijo.

Aún se pueden hacer cambios antes de que se vote el proyecto de ley. El Senado podría hacer enmiendas al texto y luego debe enviarse a la Cámara para su aprobación antes de dirigirse al escritorio del presidente.

Esto es lo que sabemos hasta ahora sobre la última versión del acuerdo, según una hoja informativa proporcionada por la Casa Blanca:

Financiamiento para carreteras y puentes

El acuerdo busca invertir US$ 110.000 millones para carreteras, puentes y grandes proyectos de infraestructura, aproximadamente la misma cantidad acordada en el proyecto de ley bipartidista en junio, pero significativamente menos que los US$ 159.000 millones que Biden solicitó inicialmente en el Plan de Empleo Estadounidense.

Se incluyen US$ 40.000 millones para reparación, reemplazo y rehabilitación de puentes, que, según la Casa Blanca, sería la mayor inversión dedicada a un puente desde la construcción del sistema de carreteras interestatales, que comenzó en la década de 1950.

El acuerdo también contiene US$ 17.500 millones para proyectos importantes que serían demasiado grandes o complejos para los programas de financiamiento tradicionales.

Un 20%, o 280.000 kms, de las autopistas y carreteras principales del país están en malas condiciones, al igual que 45.000 puentes, según la Casa Blanca.

Las inversiones se centrarían en la mitigación del cambio climático, la resiliencia, la equidad y la seguridad para todos los usuarios, incluidos ciclistas y peatones.

También se incluyen en el paquete US$ 11.000 millones para la seguridad del transporte, incluido un programa para ayudar a los estados y localidades a reducir los choques y las muertes, especialmente de ciclistas y peatones. Dirigiría los fondos a iniciativas de seguridad en carreteras, grúas y ductos y materiales peligrosos.

Y contiene US$ 1.000 millones para reconectar comunidades, desproporcionadamente vecindarios negros, que estaban divididos por carreteras y otra infraestructura. Financiará la planificación, diseño, demolición y reconstrucción de redes de calles, parques u otra infraestructura.

Dinero para tránsito y ferrocarriles

El paquete proporcionaría US$ 39.000 millones para modernizar el transporte público y mejorar la accesibilidad para ancianos y discapacitados, menos de los US$ 49.000 millones contenidos en el acuerdo bipartidista anterior y los US$ 85.000 millones que Biden inicialmente quería invertir en la modernización de los sistemas de tránsito y ayudarlos a expandirse para satisfacer la demanda de pasajeros.

Los fondos repararían y mejorarían la infraestructura existente, harían que las estaciones fueran accesibles para todos los usuarios, llevarían el servicio de tránsito a nuevas comunidades y modernizarían las flotas de trenes y autobuses, incluido el reemplazo de miles de vehículos con modelos de cero emisiones.

El acuerdo también invertiría US$ 66.000 millones en ferrocarriles para eliminar la acumulación de mantenimiento de Amtrak, modernizar la línea del Corredor Noreste y llevar el servicio ferroviario a áreas fuera de las regiones del noreste y del Atlántico medio. El paquete incluye US$ 12.000 millones en subvenciones de asociación para el servicio ferroviario interurbano, incluido el tren de alta velocidad.

El financiamiento es el mismo que en el marco bipartidista, pero menos de los US$ 80.000 millones que Biden originalmente quería enviar a Amtrak, en el que confió durante décadas para regresar a Delaware desde Washington.

Sería la mayor inversión federal en transporte público en la historia y en trenes de pasajeros desde la creación de Amtrak hace 50 años, según la Casa Blanca.

Actualización de banda ancha

El proyecto de ley proporcionaría una inversión de US$ 65.000 millones para mejorar la infraestructura de banda ancha de la nación, asegurando que todos los estadounidenses tengan acceso a Internet de alta velocidad.

Biden inicialmente quería invertir US$ 100.000 millones en banda ancha.

También tiene como objetivo ayudar a reducir el precio que pagan los hogares por el servicio de Internet al exigir a los receptores de fondos federales que ofrezcan un plan asequible de bajo costo, creando transparencia en los precios e impulsando la competencia en áreas donde los proveedores existentes no brindan un servicio adecuado.

También crearía un programa federal permanente para ayudar a más hogares de bajos ingresos a acceder a Internet, según la hoja informativa de la Casa Blanca.

Mejora de aeropuertos, puertos y vías navegables

El acuerdo invertiría US$ 17.000 millones en infraestructura portuaria y US$ 25.000 millones en aeropuertos para abordar los retrasos en reparaciones y mantenimiento, reducir la congestión y las emisiones cerca de puertos y aeropuertos y promover la electrificación y otras tecnologías bajas en carbono.

Es similar al financiamiento del acuerdo bipartidista y la propuesta original de Biden.

Vehículos eléctricos

El proyecto de ley proporcionaría US$ 7.500 millones para autobuses y transbordadores de cero y bajas emisiones, con el objetivo de entregar miles de autobuses escolares eléctricos a distritos de todo el país.

Otros US$ 7.500 millones se destinarían a la construcción de una red nacional de cargadores de vehículos eléctricos enchufables.

Mejora de los sistemas de energía y agua

El proyecto de ley invertiría US$ 73.000 millones en la estructura de energía de la nación, para construir miles de kilómetros de nuevas líneas eléctricas y expandir la energía renovable.

Proporcionaría US$ 55.000 millones para mejorar la infraestructura de agua, reemplazando las líneas y tuberías de servicio de plomo para que las comunidades tengan acceso a agua potable limpia. Otros US$ 50.000 millones se destinarían a hacer que el sistema sea más resistente, protegiéndolo de sequías, inundaciones y ataques cibernéticos.

Remediación ambiental

El proyecto de ley proporcionaría US$ 21.000 millones para limpiar los sitios Superfund y brownfield, recuperar tierras mineras abandonadas y tapar pozos de gas huérfanos.

Cómo lo pagará el Congreso

La hoja informativa proporcionada por la Casa Blanca no incluía muchos detalles sobre cómo se pagarían los gastos.

Dijo que algunos fondos de ayuda de covid no gastados serían redirigidos hacia el proyecto de ley de infraestructura. Además, implementaría algunas tasas específicas para usuarios corporativos y recaudaría dinero fortaleciendo la aplicación de impuestos sobre las criptomonedas.

Biden dijo en un comunicado que el proyecto de ley no aumentará los impuestos a las personas que ganen menos de US$ 400.000 al año y no incluye un aumento de impuestos a la gasolina o una tasa sobre los vehículos eléctricos.

infraestructura

Un grupo bipartidista de senadores llegó a un acuerdo el miércoles sobre puntos clave que habían estado frenando un enorme paquete de infraestructura durante meses de negociaciones. Esto es lo que sabemos hasta ahora sobre la última versión del acuerdo.
La publicación Esto es lo que incluye el proyecto de ley de infraestructura bipartidista apareció primero en CNN.Feedzy