China prohíbe a los menores jugar videojuegos en línea entre semana

Hong Kong / Beijing (CNN Business) — China ha prohibido a los jugadores en línea menores de 18 años jugar entre semana y ha limitado su juego a solo tres horas la mayoría de los fines de semana, lo que representa una escalada significativa de restricciones en la enorme industria del juego del país.

A partir de esta semana, a los menores se les permitirá solo una hora de tiempo de juego entre las 8 pm y las 9 pm los viernes, fines de semana y días festivos, según un comunicado del organismo de control de los medios de comunicación chinos, la Administración Nacional de Prensa y Publicaciones (NPPA), que fue publicado por la agencia estatal de noticias Xinhua el lunes.

La medida representa un endurecimiento enorme de los límites establecidos anteriormente por la agencia en 2019, que había restringido el juego a 90 minutos los días entre semana y tres horas los fines de semana para los niños. Las autoridades dijeron que las restricciones se establecieron para ayudar a evitar que los jóvenes se vuelvan adictos a los videojuegos.

La NPPA señaló esta semana que las reglas se emitirán «al comienzo del nuevo semestre [escolar], poniendo requisitos específicos para prevenir la adicción a los juegos en línea y proteger el crecimiento saludable de los menores».

Los inversores reaccionaron rápidamente. NetEase (NTES) cayó un 3,4% durante el horario comercial habitual en Nueva York el lunes. Tencent (TCEHY) sufrió aproximadamente la misma caída en Hong Kong el martes antes de volver a subir un 1,6%.

Personas jugando juegos en línea un día antes de la Exposición y Conferencia de Entretenimiento Digital de China en el Nuevo Centro Internacional de Exposiciones de Shanghai el 1 de agosto de 2019.

En los últimos meses, China se ha embarcado en una importante represión contra la empresa privada, que ha envuelto a algunos de los principales actores del país. Inicialmente, parecía que el principal objetivo de los reguladores era el sector tecnológico en auge, pero últimamente se ha expandido para llegar a otras industrias, como la educación privada.

Alicia Yap, analista de Citi, dijo que esperaba que el impacto de las últimas restricciones en las empresas de juegos de azar fuera «mínimo», con un impacto de menos de «un dígito bajo» en los ingresos de China tanto para Tencent como para NetEase.

«Dicho esto, creemos que esto seguirá representando otro revés para la industria y potencialmente enviará otra ola de sentimiento negativo al mercado y reducirá las expectativas generales de los inversores para el crecimiento futuro de la industria del juego», escribió en una nota a los clientes el martes.

En una conferencia de prensa el lunes, un portavoz de la NPPA dijo que las estrictas nuevas restricciones fueron en respuesta a las quejas de los padres.

«Muchos padres dijeron que la adicción de los adolescentes a los juegos en línea afectó gravemente sus estudios, y su salud física y mental, provocando una serie de problemas sociales, haciendo sufrir a muchos padres», dijo el representante no identificado, según un informe de Xinhua.

En los últimos años, el gobierno chino implementó un sistema de registro que requería que las personas que jugaban juegos de computadora lo hicieran con sus nombres reales, permitiendo que las empresas los verificaran.

Esta semana, reiteró esa política, y la NPPA señaló que «las empresas de juegos en línea no proporcionarán servicios de juegos de ninguna forma … a los usuarios que no se hayan registrado o iniciado sesión con sus nombres reales».

En un comunicado el martes, Tencent dijo que había estado trabajando en «varias nuevas tecnologías y funciones para la protección de menores» desde 2017.

«Eso continuará, ya que Tencent cumple estrictamente e implementa activamente los últimos requisitos de las autoridades chinas», añadió la empresa.

Tencent ha señalado anteriormente que la cantidad de ingresos que obtiene de los menores es relativamente pequeña. En su presentación de ganancias más reciente, dijo que los jugadores menores de 16 años representaron solo el 2,6% de sus ingresos brutos de juego en China.

Martin Lau, presidente de la compañía, también dijo en ese momento que «hay muchas regulaciones nuevas que vendrán, pero estamos bastante seguros de que podemos cumplirlas».

El gigante tecnológico chino ya había aparecido en los titulares a principios de este mes por anunciar límites en la cantidad de tiempo que los menores podían pasar jugando a los juegos en línea de la compañía, como el popular título «Honor of Kings».

Según esas reglas, los menores de edad pueden jugar el juego solo dos horas los días festivos y una hora los demás días.

Esa declaración se produjo después de que un periódico propiedad de Xinhua publicara un extenso análisis que usaba términos como «opio espiritual» y «droga electrónica» para describir los efectos dañinos de los juegos en los niños.

NetEase no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios.

Las nuevas reglas provocaron protestas en las redes sociales chinas, donde muchos usuarios se quejaron de que eran demasiado estrictas.

«Esta política supone que los juegos son malos», escribió un usuario en Weibo, la plataforma china similar a Twitter.

Algunos también señalaron los inconvenientes de imponer una prohibición general, sugiriendo que debería haber reglas que se apliquen a «diferentes tipos de juegos y menores de diferentes edades».

«¿Son iguales [las edades de] 7 y 17 años?», preguntó otro usuario de Weibo.

A otros les preocupaba que, en última instancia, el país se quede atrás en el mundo de los juegos competitivos.

«Entonces, China no tiene futuro para los deportes electrónicos. Es imposible para los adolescentes entrenar», escribió un tercer usuario de Weibo. «Los niños de otros países ganarán el campeonato mundial a los 17 años, mientras que nosotros empezamos a jugar a los 18».

Hong Kong / Beijing (CNN Business) — China ha prohibido a los jugadores en línea menores de 18 años jugar entre semana y ha limitado su juego a solo tres horas la mayoría de los fines de semana, lo que representa una escalada significativa de restricciones en la enorme industria del juego del país.

A partir de esta semana, a los menores se les permitirá solo una hora de tiempo de juego entre las 8 pm y las 9 pm los viernes, fines de semana y días festivos, según un comunicado del organismo de control de los medios de comunicación chinos, la Administración Nacional de Prensa y Publicaciones (NPPA), que fue publicado por la agencia estatal de noticias Xinhua el lunes.

China ahora quiere decirles a los «influencers» cómo hablar y vestirse cuando transmiten en vivo

La medida representa un endurecimiento enorme de los límites establecidos anteriormente por la agencia en 2019, que había restringido el juego a 90 minutos los días entre semana y tres horas los fines de semana para los niños. Las autoridades dijeron que las restricciones se establecieron para ayudar a evitar que los jóvenes se vuelvan adictos a los videojuegos.

La NPPA señaló esta semana que las reglas se emitirán «al comienzo del nuevo semestre [escolar], poniendo requisitos específicos para prevenir la adicción a los juegos en línea y proteger el crecimiento saludable de los menores».

Los inversores reaccionaron rápidamente. NetEase (NTES) cayó un 3,4% durante el horario comercial habitual en Nueva York el lunes. Tencent (TCEHY) sufrió aproximadamente la misma caída en Hong Kong el martes antes de volver a subir un 1,6%.

Personas jugando juegos en línea un día antes de la Exposición y Conferencia de Entretenimiento Digital de China en el Nuevo Centro Internacional de Exposiciones de Shanghai el 1 de agosto de 2019.

Una creciente represión

En los últimos meses, China se ha embarcado en una importante represión contra la empresa privada, que ha envuelto a algunos de los principales actores del país. Inicialmente, parecía que el principal objetivo de los reguladores era el sector tecnológico en auge, pero últimamente se ha expandido para llegar a otras industrias, como la educación privada.

Alicia Yap, analista de Citi, dijo que esperaba que el impacto de las últimas restricciones en las empresas de juegos de azar fuera «mínimo», con un impacto de menos de «un dígito bajo» en los ingresos de China tanto para Tencent como para NetEase.

«Dicho esto, creemos que esto seguirá representando otro revés para la industria y potencialmente enviará otra ola de sentimiento negativo al mercado y reducirá las expectativas generales de los inversores para el crecimiento futuro de la industria del juego», escribió en una nota a los clientes el martes.

En una conferencia de prensa el lunes, un portavoz de la NPPA dijo que las estrictas nuevas restricciones fueron en respuesta a las quejas de los padres.

«Muchos padres dijeron que la adicción de los adolescentes a los juegos en línea afectó gravemente sus estudios, y su salud física y mental, provocando una serie de problemas sociales, haciendo sufrir a muchos padres», dijo el representante no identificado, según un informe de Xinhua.

Por qué el Partido Comunista está reprimiendo a las estrellas más famosas de China y a sus admiradores

En los últimos años, el gobierno chino implementó un sistema de registro que requería que las personas que jugaban juegos de computadora lo hicieran con sus nombres reales, permitiendo que las empresas los verificaran.

Esta semana, reiteró esa política, y la NPPA señaló que «las empresas de juegos en línea no proporcionarán servicios de juegos de ninguna forma … a los usuarios que no se hayan registrado o iniciado sesión con sus nombres reales».

En un comunicado el martes, Tencent dijo que había estado trabajando en «varias nuevas tecnologías y funciones para la protección de menores» desde 2017.

«Eso continuará, ya que Tencent cumple estrictamente e implementa activamente los últimos requisitos de las autoridades chinas», añadió la empresa.

Tencent ha señalado anteriormente que la cantidad de ingresos que obtiene de los menores es relativamente pequeña. En su presentación de ganancias más reciente, dijo que los jugadores menores de 16 años representaron solo el 2,6% de sus ingresos brutos de juego en China.

Martin Lau, presidente de la compañía, también dijo en ese momento que «hay muchas regulaciones nuevas que vendrán, pero estamos bastante seguros de que podemos cumplirlas».

El gigante tecnológico chino ya había aparecido en los titulares a principios de este mes por anunciar límites en la cantidad de tiempo que los menores podían pasar jugando a los juegos en línea de la compañía, como el popular título «Honor of Kings».

Según esas reglas, los menores de edad pueden jugar el juego solo dos horas los días festivos y una hora los demás días.

Esa declaración se produjo después de que un periódico propiedad de Xinhua publicara un extenso análisis que usaba términos como «opio espiritual» y «droga electrónica» para describir los efectos dañinos de los juegos en los niños.

NetEase no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios.

Las nuevas reglas provocaron protestas en las redes sociales chinas, donde muchos usuarios se quejaron de que eran demasiado estrictas.

«Esta política supone que los juegos son malos», escribió un usuario en Weibo, la plataforma china similar a Twitter.

Algunos también señalaron los inconvenientes de imponer una prohibición general, sugiriendo que debería haber reglas que se apliquen a «diferentes tipos de juegos y menores de diferentes edades».

«¿Son iguales [las edades de] 7 y 17 años?», preguntó otro usuario de Weibo.

A otros les preocupaba que, en última instancia, el país se quede atrás en el mundo de los juegos competitivos.

«Entonces, China no tiene futuro para los deportes electrónicos. Es imposible para los adolescentes entrenar», escribió un tercer usuario de Weibo. «Los niños de otros países ganarán el campeonato mundial a los 17 años, mientras que nosotros empezamos a jugar a los 18».

Feedzy

0
    0
    Tu carrito
    Tu carrito está vacíoRegresar para ver