Bangladesh sentencia a muerte a seis militantes por el homicidio de dos activistas de la comunidad LGBTQ

Dhaka, Bangladesh (Reuters) — Seis miembros de un grupo militante islamista fueron condenados a muerte el martes por un tribunal de Bangladesh por el brutal homicidio de dos activistas por los derechos de los homosexuales hace cinco años.

Xulhaz Mannan, de 35 años, editor de la primera revista de Bangladesh dirigida a personas homosexuales, bisexuales, transexuales y queer (LGBTQ+), y el actor Mahbub Rabbi Tonoy, de 25 años, murieron a hachazos en el apartamento de Mannan en la capital, Dhaka, en abril de 2016, en un ataque que se adjudicó Ansar Al Islam, el brazo regional de al Qaeda.

Los homicidios formaron parte de una serie de ataques contra blogueros ateos, académicos y otras minorías que conmocionaron a la nación surasiática de 170 millones de habitantes y llevaron a muchos a esconderse o huir al extranjero.

De los ocho acusados en el caso, seis fueron declarados culpables de homicidio y condenados a muerte, dijo el fiscal Golam Sarwar Khan.

El Tribunal Especial Antiterrorista también condenó a los seis por pertenecer a una organización terrorista, la organización militante nacional Ansar Ullah Bangla Team, inspirada en al Qaeda, dijo Khan, un grupo que la policía considera responsable de las muertes de más de una docena de activistas laicos y blogueros.

El abogado defensor de los hombres, Nazrul Islam, dijo que apelarían sus sentencias.

El tribunal absolvió a otros dos acusados, que se dieron a la fuga y fueron juzgados en ausencia, dijo Khan. De los seis hombres condenados a muerte, dos también se dieron a la fuga y fueron juzgados en ausencia.

Uno de ellos es Syed Ziaul Haq, un comandante del ejército destituido que se cree que es el líder del grupo y está acusado de ser el autor intelectual de los homicidios.

La revista de Mannan, Roopbaan, no tenía permiso oficial para publicarse en Bangladesh, un país musulmán donde las relaciones entre personas del mismo sexo son ilegales y la comunidad LGBTQ+ lleva mucho tiempo marginada.

«Estamos contentos con la sentencia. Por lo menos, después de mucho tiempo se nos hace justicia», dijo Shahanur Islam, activista de los derechos de los homosexuales.

«Pero como activista LGBT, así como activista contra la pena de muerte, siempre prefiero una sentencia de cadena perpetua (…) en lugar de la pena de muerte», dijo Islam.

«Ahora tenemos que ver qué paso da el gobierno. Dos culpables siguen evadiendo la justicia. Ahora esperamos que el gobierno tome medidas rápidas para la ejecución de la sentencia tras detener a los culpables que se dieron a la fuga», añadió.

Entre 2013 y 2016, una serie de atentados contra activistas laicos y minorías religiosas fueron adjudicados a ISIS o por grupos afines a al Qaeda.

El atentado más grave se produjo en julio de 2016, cuando unos hombres armados asaltaron una cafetería en el barrio diplomático de Dacca y mataron a 22 personas, la mayoría de ellas extranjeras.

Tras el asalto a la cafetería, murieron más de 100 presuntos militantes y se detuvo a cientos de ellos mientras el gobierno reprimía a los grupos islamistas en su intento de preservar su imagen de nación musulmana moderada.

Activista
Bangladesh
Homicidio
LGBTQ

Dhaka, Bangladesh (Reuters) — Seis miembros de un grupo militante islamista fueron condenados a muerte el martes por un tribunal de Bangladesh por el brutal homicidio de dos activistas por los derechos de los homosexuales hace cinco años.

Xulhaz Mannan, de 35 años, editor de la primera revista de Bangladesh dirigida a personas homosexuales, bisexuales, transexuales y queer (LGBTQ+), y el actor Mahbub Rabbi Tonoy, de 25 años, murieron a hachazos en el apartamento de Mannan en la capital, Dhaka, en abril de 2016, en un ataque que se adjudicó Ansar Al Islam, el brazo regional de al Qaeda.

Los homicidios formaron parte de una serie de ataques contra blogueros ateos, académicos y otras minorías que conmocionaron a la nación surasiática de 170 millones de habitantes y llevaron a muchos a esconderse o huir al extranjero.

Cinco países que penan con muerte ser gay

De los ocho acusados en el caso, seis fueron declarados culpables de homicidio y condenados a muerte, dijo el fiscal Golam Sarwar Khan.

El Tribunal Especial Antiterrorista también condenó a los seis por pertenecer a una organización terrorista, la organización militante nacional Ansar Ullah Bangla Team, inspirada en al Qaeda, dijo Khan, un grupo que la policía considera responsable de las muertes de más de una docena de activistas laicos y blogueros.

El abogado defensor de los hombres, Nazrul Islam, dijo que apelarían sus sentencias.

ANÁLISIS | Profunda misoginia y machismo impiden el avance de derechos de la comunidad LGBTQ, dicen activistas

El tribunal absolvió a otros dos acusados, que se dieron a la fuga y fueron juzgados en ausencia, dijo Khan. De los seis hombres condenados a muerte, dos también se dieron a la fuga y fueron juzgados en ausencia.

Uno de ellos es Syed Ziaul Haq, un comandante del ejército destituido que se cree que es el líder del grupo y está acusado de ser el autor intelectual de los homicidios.

La revista de Mannan, Roopbaan, no tenía permiso oficial para publicarse en Bangladesh, un país musulmán donde las relaciones entre personas del mismo sexo son ilegales y la comunidad LGBTQ+ lleva mucho tiempo marginada.

«Estamos contentos con la sentencia. Por lo menos, después de mucho tiempo se nos hace justicia», dijo Shahanur Islam, activista de los derechos de los homosexuales.

«Pero como activista LGBT, así como activista contra la pena de muerte, siempre prefiero una sentencia de cadena perpetua (…) en lugar de la pena de muerte», dijo Islam.

«Ahora tenemos que ver qué paso da el gobierno. Dos culpables siguen evadiendo la justicia. Ahora esperamos que el gobierno tome medidas rápidas para la ejecución de la sentencia tras detener a los culpables que se dieron a la fuga», añadió.

Condenan a muerte a 16 personas por el asesinato de una estudiante que había denunciado acoso sexual en Bangladesh

Entre 2013 y 2016, una serie de atentados contra activistas laicos y minorías religiosas fueron adjudicados a ISIS o por grupos afines a al Qaeda.

El atentado más grave se produjo en julio de 2016, cuando unos hombres armados asaltaron una cafetería en el barrio diplomático de Dacca y mataron a 22 personas, la mayoría de ellas extranjeras.

Tras el asalto a la cafetería, murieron más de 100 presuntos militantes y se detuvo a cientos de ellos mientras el gobierno reprimía a los grupos islamistas en su intento de preservar su imagen de nación musulmana moderada.

Feedzy

0
    0
    Tu carrito
    Tu carrito está vacíoRegresar para ver