La actual escasez de enfermeras escolares en Estados Unidos se vuelve terrible: «No sé lo que traerá el año escolar»

(CNN) — Mientras sostenía su teléfono celular para tomarse selfies de regreso a clases con los nuevos oficiales de recursos escolares la semana pasada, la emoción del primer día se apoderó de Liz Pray, tal como lo había hecho en años anteriores. Pero Pray, una enfermera de escuela, también estaba nerviosa.

«No sé lo que traerá el año escolar», dijo.

Con la variante delta del coronavirus altamente transmisible que circula en Estados Unidos y las tensiones en torno a los requisitos de mascarillas y vacunas, este año escolar será como ninguno que haya experimentado antes.

Miami-Dade apoya uso obligatorio de mascarillas en escuelas y desafía la orden del gobernador 1:59

Durante los últimos siete años, Pray se ocupó de los estudiantes jóvenes en cuatro edificios de escuelas primarias diferentes dentro del Distrito Escolar de Moses Lake en el estado central de Washington. Ahora, cuidará de los estudiantes mayores en Moses Lake High School, más de 2.000 estudiantes en total.

«Es muy divertido ver a esos estudiantes volver a mí y ver cuánto han cambiado en los últimos años y los adultos jóvenes en los que se están convirtiendo», dijo Pray. «Estoy emocionado de verlos a todos al mismo tiempo, pero admito que estoy nerviosa».

Pray es una de las aproximadamente 96.000 enfermeras escolares de tiempo completo en Estados Unidos que enfrentan un año escolar incierto por delante. Incluso antes de que la pandemia expandiera su carga de trabajo y modificara sus tareas diarias, Estados Unidos estaba lidiando con una escasez de enfermeras escolares.

Al final de su primer día de regreso, Pray había tomado una pila de papeleo. Encontró tiempo para un solo descanso para ir al baño y logró un almuerzo tardío alrededor de las 3:15 p.m.

«Si tuviera que resumir el día, les diría que chequeen a las enfermeras de su escuela, porque ellas no están bien», dijo Pray.

Liz Pray, una enfermera escolar con su sobrino.

Las enfermeras escolares y un antiguo problema

Dejando a un lado la pandemia, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. recomiendan que las escuelas tengan una enfermera de tiempo completo por cada 750 estudiantes. Ahora, cuando los estudiantes y las escuelas pueden necesitar enfermeras más que nunca, se estima que aproximadamente una cuarta parte de las escuelas todavía no tienen ninguna enfermera.

Los datos más recientes de un estudio nacional de personal de enfermería escolar, publicado en el Journal of School Nursing en 2018, encontró que aproximadamente el 39% de las escuelas emplean enfermeras a tiempo completo y alrededor del 35% emplean enfermeras escolares a tiempo parcial, mientras que el 25% no emplea enfermeras escolares.

En Washington, donde vive Pray, un documento de trabajo del Centro de Datos e Investigación Educativa de la Universidad de Washington en Seattle encontró el año pasado que la proporción de estudiantes por enfermera en todo el estado durante el año escolar 2019-2020 fue una enfermera por cada 1.173 estudiantes en promedio.

El país ha tenido escasez de enfermeras escolares durante años, pero la carga es clara ahora.

«Me encantaría ver a una enfermera escolar en todas las escuelas de nuestro país», dijo Linda Mendonca, presidenta de la Asociación Nacional de Enfermeras Escolares.

«Ese sería mi sueño de varita mágica, porque todos los escolares estadounidenses merecen una escuela con una enfermera escolar de tiempo completo. No solo para ayudarlos a atravesar una pandemia, sino para apoyar a los estudiantes todos los días con su salud física y mental y asegurarse que estén académicamente preparados para aprender», dijo Mendonca.

Pray dijo que pasó el verano como lo haría normalmente: revisando los registros para verificar qué estudiantes están al día con las vacunas de rutina y organizando los archivos para aquellos con enfermedades crónicas, entre otras tareas de regreso a la escuela. Pero la carga de trabajo fue mucho mayor que años pasados.

«Cuando me mudé a la escuela secundaria este año, mi número de casos no solo se triplicó al hacer ese cambio, porque soy la única enfermera en la escuela secundaria, sino que no hemos visto a una buena mayoría de esos niños en el edificio durante 18 meses», dijo Pray, quien también se desempeña como presidenta de la Organización de Enfermeras Escolares de Washington.

«Entonces, estamos lidiando con todas sus afecciones crónicas de salud, como diabetes, asma, alergias, y además de eso, arrojamos todas las piezas de salud mental. La ansiedad de entrar por la puerta la primera vez. Depresión porque han estado en casa sin socializar con sus compañeros», dijo Pray.

«Y luego tienes el covid».

Regreso a las escuelas en EE.UU. con mascarillas 3:03

«Definitivamente se puede decir que hay mucha tensión»

Debido a la pandemia, Pray ahora tiene otras responsabilidades agregadas a su plato. Planificar estrategias de prueba de covid-19 y clínicas de vacunas emergentes, analizar formas de desinfectar superficies y mejorar la ventilación del aire, preparándose para posibles brotes de covid-19 y padres descontentos que pueden estar en contra de las mascarillas o las vacunas.

«En nuestro distrito, hubo una protesta en nuestra oficina administrativa sobre la orden de uso de mascarillas», dijo Pray. «Definitivamente se puede decir que hay mucha tensión en nuestro estado en este momento, con respecto a las mascarillas y las vacunas».

Esa tensión también se ha visto a nivel nacional. Durante una reunión sobre el uso de mascarillas en las escuelas en Florida, estallaron discusiones. Fuera de una reunión de la junta escolar en Tennessee, manifestantes antimáscaras acosaron a un padre. En Luisiana, los manifestantes forzaron el cierre de una reunión de la junta escolar después de no cumplir con una orden estatal sobre uso de mascarillas.

La división sobre los requisitos de mascarillas y vacunas dentro de las comunidades tiende a reflejar la variabilidad entre los distritos escolares de EE.UU. cuando se trata de reglas y políticas.

«Realmente no se puede decir nada en general sobre el papel de las enfermeras escolares durante la epidemia, debido a la variabilidad de un distrito a otro», dijo a CNN Linda McCauley, decana de la Escuela de Enfermería Nell Hodgson Woodruff en la Universidad de Emory.

A nivel nacional, algunas escuelas exigen que los estudiantes y el personal usen mascarillas para reducir la propagación del virus que causa covid-19. Otras no lo hacen.

Algunas escuelas requieren que cualquier persona expuesta al coronavirus se ponga en cuarentena para reducir el riesgo de transmitir el patógeno a otras personas si están infectadas. Otras no lo hacen.

Algunas escuelas requieren que el personal esté completamente vacunado contra el covid-19 para proteger a los estudiantes jóvenes que aún no son elegibles para vacunarse. Otras no lo hacen.

Debido a que las políticas de covid-19 varían en los distritos escolares, las responsabilidades de los enfermeros escolares de la escuela también pueden variar. Y en algunas escuelas donde no se siguen o hacen cumplir las medidas de mitigación para reducir la propagación del coronavirus, eso puede aumentar el riesgo de exposición al virus de una enfermera escolar.

Estados Unidos: “La variante Delta está actuando sobre la población pediátrica”, según especialista

Es más probable que las escuelas rurales no tengan enfermeras

Algunas de estas diferencias en las políticas, prácticas y comportamientos escolares pueden variar según la región geográfica.

Por ejemplo, en las regiones rurales de Estados Unidos, la aceptación de la vacuna contra el covid-19 en general ha sido lenta. Y también es en estas regiones, donde los casos positivos de covid-19 paralizan los sistemas de atención médica, donde la escasez de enfermeras escolares parece ser mayor.

Las escuelas en las regiones rurales de Estados Unidos parecen tener «significativamente más probabilidades» que las escuelas en las áreas urbanas de informar que no tienen ninguna enfermera, según el estudio publicado en el Journal of School Nursing en 2018. En ese estudio, el 23,5% de las escuelas rurales informa que no tiene enfermera en comparación con el 10,3% de las escuelas urbanas.

«Cuando ingresas a un entorno rural, tienes distritos escolares, antes de la pandemia, que veían a una enfermera una vez a la semana o una vez al mes, dependiendo de dónde estaban. Y comparten enfermeras con varios distritos que podrían estar a un una hora de distancia el uno del otro. Y luego te encuentras en medio de una pandemia, y las enfermeras son necesarias, y nunca nos han apoyado de esa manera», dijo Pray, cuyo distrito escolar de Moses Lake se considera ubicado en un área rural.

Para abordar la escasez de enfermeras escolares en la nación y también mejorar la cantidad de enfermeras escolares en las regiones rurales, se necesitan fondos, escribió Laura Searcy, enfermera pediátrica que fue presidenta de la Asociación Nacional de Enfermeras Practicantes de Pediatría y miembro de la Asociación Estadounidense de Enfermería, en un correo electrónico a CNN.

«La financiación es un tema clave. Hay una mezcolanza inconsistente de financiación estatal y local que pone en desventaja a los pequeños distritos escolares rurales con bases impositivas inadecuadas», dijo en el correo electrónico. «Y en esas áreas también es probable que haya una escasez de proveedores de atención de salud pediátrica de atención primaria».

En aquellas escuelas donde no hay enfermeras en el personal, a menudo los maestros están capacitados y se confía en ellos para brindar ciertos aspectos de la atención médica que normalmente sería realizada por una enfermera escolar.

«Por ejemplo, no aceptaríamos que se le administre medicamentos a un niño por parte del personal de apoyo sin licencia en un hospital. Por lo que siempre me desconcierta que aceptemos esto en el entorno escolar para nuestros estudiantes médicamente frágiles», dijo a CNN Gloria Barrera, presidenta de la Asociación de Enfermeras Escolares de Illinois.

En Illinois, el Sindicato de Maestros de Chicago se declaró en huelga en 2019 mientras pedía una enfermera de tiempo completo en todas las escuelas. Las Escuelas Públicas de Chicago, según su sitio web, todavía están contratando enfermeras para cumplir con ese objetivo. Incluso antes de la huelga en Chicago, la Academia Estadounidense de Pediatría en 2016 recomendó que los pediatras puedan abogar por un mínimo de una enfermera escolar profesional de tiempo completo en cada escuela.

«Como enfermera escolar, sé que estoy sirviendo como un puente entre los sistemas de atención médica y educación y otros sectores. Así como también como un vínculo con problemas de salud comunitarios más amplios a través de los estudiantes a los que sirvo. Esa continuidad de la atención es la razón por la que me convertí en enfermera escolar”, dijo Barrera.

«Para cualquier enfermera que esté considerando una carrera como enfermera escolar como una especialidad, históricamente hemos jugado un papel importante en la promoción de la salud pública dentro de nuestras escuelas y comunidades más grandes, y eres necesaria».

Uso de mascarillas provoca tensión política en EE.UU. 2:36

Los puestos de trabajo de enfermería escolar pueden ser difíciles de cubrir

A nivel nacional, hay una escasez general de enfermeras, no solo de enfermeras escolares. La Asociación Estadounidense de Enfermeras incluso ha pedido al Departamento de Salud y Servicios Humanos de los Estados Unidos que declare la escasez de personal de enfermería como una «crisis nacional».

Pero parece haber varios factores que impulsan específicamente la escasez de enfermería escolar en la nación, incluido el financiamiento necesario para contratar, la falta de un canal directo para conectar a las enfermeras con las escuelas y los salarios más bajos en comparación con otras funciones de enfermería en hospitales u otros entornos.

«Conozco muy pocas enfermeras que apenas se gradúan van a la escuela de enfermería. Lo encuentran en el camino, y hay varias razones para eso», dijo McCauley, decana de la Escuela de Enfermería de la Universidad de Emory.

«Los estudiantes que aprueban su examen de licenciatura y obtienen su primer título en enfermería rara vez tienen rotaciones en la escuela de enfermería. No es imposible, pero es raro», dijo. «Es posible que los estudiantes no estén expuestos a la enfermería escolar».

Por lo tanto, por un lado, las enfermeras más jóvenes que solicitan puestos escolares pueden no tener tanta experiencia en entornos educativos. Luego, por otro lado, las enfermeras más experimentadas podrían no estar satisfechas con el salario que se ofrece en las escuelas.

En mayo del año pasado, el salario medio anual de las enfermeras registradas en los hospitales de EE.UU. era de US$ 76.840 en comparación con US$ 64.630 para las enfermeras registradas en los servicios educativos, según la Oficina de Estadísticas Laborales de EE.UU..

La disparidad en el pago de las enfermeras escolares en comparación con otros puestos de enfermería podría deberse a que la mayoría de las enfermeras escolares no trabajan durante todo el año, dijo McCauley.

«Debes tener en cuenta que ftrabajan probablemente 10 meses al año», dijo McCauley. «Así que su salario parece más bajo que el de otras enfermeras registradas, pero parece que no puedo decir si se ajusta a un salario anual».

En general, «hay una escasez de enfermeras a nivel nacional, por lo que los distritos escolares se encuentran compitiendo con las instalaciones de atención médica por el mismo grupo de solicitantes», dijo Searcy, una enfermera especializada en pediatría.

«La compensación no es del todo equitativa, por lo que siempre ha sido una preocupación», dijo Mendonca de la Asociación Nacional de Enfermeras Escolares.

«También escuché de manera anecdótica que las enfermeras que estaban cerca de la jubilación, o que estaban pensando en ello, que la pandemia tal vez las empujó en esa dirección antes de lo que podrían haber estado planeando», dijo. «Eso hace que la escasez sea incluso un poco más crítica de lo que hemos estado enfrentando».

Los legisladores presionan para que haya más enfermeras escolares

Algunos legisladores demócratas quieren ayudar a mejorar los fondos para las enfermeras escolares a través de una propuesta de ley llamada Ley de Enfermeras para Escuelas de Escasos Recursos en Todas Partes, presentada por la congresista de Nevada Dina Titus y el senador de Montana John Tester.

La Ley Nurse crearía un programa de subvenciones en el Departamento de Educación de EE.UU. para reducir el costo de contratar enfermeras en las escuelas públicas primarias y secundarias, según la oficina de Titus. Los distritos escolares podrían solicitar las subvenciones si al menos el 20% de sus estudiantes son elegibles para almuerzos escolares gratuitos o de bajo costo.

Titus instó el miércoles a los líderes del Congreso a incluir la legislación en el próximo paquete de reconciliación presupuestaria. La Asociación Nacional de Enfermeras Escolares también ha anunciado su apoyo a la Ley Nurse.

Pero algunas enfermeras escolares como Liz Pray en el estado de Washington, desearían que el impulso para obtener más fondos para la enfermería escolar hubiera ocurrido antes, antes de la pandemia.

Ahora, «hay escasez de enfermeras en todo el país», dijo Pray.

«Desde la enfermería escolar, pensábamos con certeza que después de que la ola de covid pasara el año pasado, veríamos a las enfermeras que querían salir del hospital e ir a algo que tuviera un horario más firme: de lunes a viernes, posiblemente los veranos libres. Pero no estamos viendo que se haga esa transición, porque hay una gran caída en el salario», dijo Pray.

«No está organizado como el campo de la medicina. Tienen que trabajar un poco para atraer a las enfermeras, pero al mismo tiempo, también se necesitan en los hospitales. Hay escasez por todas partes».

Reapertura de escuelas
Variante delta

(CNN) — Mientras sostenía su teléfono celular para tomarse selfies de regreso a clases con los nuevos oficiales de recursos escolares la semana pasada, la emoción del primer día se apoderó de Liz Pray, tal como lo había hecho en años anteriores. Pero Pray, una enfermera de escuela, también estaba nerviosa.

«No sé lo que traerá el año escolar», dijo.

Con la variante delta del coronavirus altamente transmisible que circula en Estados Unidos y las tensiones en torno a los requisitos de mascarillas y vacunas, este año escolar será como ninguno que haya experimentado antes.

Más de 500.000 niños han dado positivo de covid-19 en 3 semanas y los expertos afirman que se necesitan órdenes de uso de mascarillas en las escuelas Miami-Dade apoya uso obligatorio de mascarillas en escuelas y desafía la orden del gobernador 1:59

Durante los últimos siete años, Pray se ocupó de los estudiantes jóvenes en cuatro edificios de escuelas primarias diferentes dentro del Distrito Escolar de Moses Lake en el estado central de Washington. Ahora, cuidará de los estudiantes mayores en Moses Lake High School, más de 2.000 estudiantes en total.

«Es muy divertido ver a esos estudiantes volver a mí y ver cuánto han cambiado en los últimos años y los adultos jóvenes en los que se están convirtiendo», dijo Pray. «Estoy emocionado de verlos a todos al mismo tiempo, pero admito que estoy nerviosa».

Pray es una de las aproximadamente 96.000 enfermeras escolares de tiempo completo en Estados Unidos que enfrentan un año escolar incierto por delante. Incluso antes de que la pandemia expandiera su carga de trabajo y modificara sus tareas diarias, Estados Unidos estaba lidiando con una escasez de enfermeras escolares.

Al final de su primer día de regreso, Pray había tomado una pila de papeleo. Encontró tiempo para un solo descanso para ir al baño y logró un almuerzo tardío alrededor de las 3:15 p.m.

«Si tuviera que resumir el día, les diría que chequeen a las enfermeras de su escuela, porque ellas no están bien», dijo Pray.

Liz Pray, una enfermera escolar con su sobrino.

Las enfermeras escolares y un antiguo problema

Dejando a un lado la pandemia, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. recomiendan que las escuelas tengan una enfermera de tiempo completo por cada 750 estudiantes. Ahora, cuando los estudiantes y las escuelas pueden necesitar enfermeras más que nunca, se estima que aproximadamente una cuarta parte de las escuelas todavía no tienen ninguna enfermera.

Los datos más recientes de un estudio nacional de personal de enfermería escolar, publicado en el Journal of School Nursing en 2018, encontró que aproximadamente el 39% de las escuelas emplean enfermeras a tiempo completo y alrededor del 35% emplean enfermeras escolares a tiempo parcial, mientras que el 25% no emplea enfermeras escolares.

En Washington, donde vive Pray, un documento de trabajo del Centro de Datos e Investigación Educativa de la Universidad de Washington en Seattle encontró el año pasado que la proporción de estudiantes por enfermera en todo el estado durante el año escolar 2019-2020 fue una enfermera por cada 1.173 estudiantes en promedio.

El país ha tenido escasez de enfermeras escolares durante años, pero la carga es clara ahora.

«Me encantaría ver a una enfermera escolar en todas las escuelas de nuestro país», dijo Linda Mendonca, presidenta de la Asociación Nacional de Enfermeras Escolares.

«Ese sería mi sueño de varita mágica, porque todos los escolares estadounidenses merecen una escuela con una enfermera escolar de tiempo completo. No solo para ayudarlos a atravesar una pandemia, sino para apoyar a los estudiantes todos los días con su salud física y mental y asegurarse que estén académicamente preparados para aprender», dijo Mendonca.

Pray dijo que pasó el verano como lo haría normalmente: revisando los registros para verificar qué estudiantes están al día con las vacunas de rutina y organizando los archivos para aquellos con enfermedades crónicas, entre otras tareas de regreso a la escuela. Pero la carga de trabajo fue mucho mayor que años pasados.

«Cuando me mudé a la escuela secundaria este año, mi número de casos no solo se triplicó al hacer ese cambio, porque soy la única enfermera en la escuela secundaria, sino que no hemos visto a una buena mayoría de esos niños en el edificio durante 18 meses», dijo Pray, quien también se desempeña como presidenta de la Organización de Enfermeras Escolares de Washington.

«Entonces, estamos lidiando con todas sus afecciones crónicas de salud, como diabetes, asma, alergias, y además de eso, arrojamos todas las piezas de salud mental. La ansiedad de entrar por la puerta la primera vez. Depresión porque han estado en casa sin socializar con sus compañeros», dijo Pray.

«Y luego tienes el covid».

Comunidades alrededor de EE.UU. atraviesan el largo proceso de recuperación más de una semana después de la llegada del huracán Ida Regreso a las escuelas en EE.UU. con mascarillas 3:03″Definitivamente se puede decir que hay mucha tensión»

Debido a la pandemia, Pray ahora tiene otras responsabilidades agregadas a su plato. Planificar estrategias de prueba de covid-19 y clínicas de vacunas emergentes, analizar formas de desinfectar superficies y mejorar la ventilación del aire, preparándose para posibles brotes de covid-19 y padres descontentos que pueden estar en contra de las mascarillas o las vacunas.

«En nuestro distrito, hubo una protesta en nuestra oficina administrativa sobre la orden de uso de mascarillas», dijo Pray. «Definitivamente se puede decir que hay mucha tensión en nuestro estado en este momento, con respecto a las mascarillas y las vacunas».

Esa tensión también se ha visto a nivel nacional. Durante una reunión sobre el uso de mascarillas en las escuelas en Florida, estallaron discusiones. Fuera de una reunión de la junta escolar en Tennessee, manifestantes antimáscaras acosaron a un padre. En Luisiana, los manifestantes forzaron el cierre de una reunión de la junta escolar después de no cumplir con una orden estatal sobre uso de mascarillas.

La división sobre los requisitos de mascarillas y vacunas dentro de las comunidades tiende a reflejar la variabilidad entre los distritos escolares de EE.UU. cuando se trata de reglas y políticas.

«Realmente no se puede decir nada en general sobre el papel de las enfermeras escolares durante la epidemia, debido a la variabilidad de un distrito a otro», dijo a CNN Linda McCauley, decana de la Escuela de Enfermería Nell Hodgson Woodruff en la Universidad de Emory.

A nivel nacional, algunas escuelas exigen que los estudiantes y el personal usen mascarillas para reducir la propagación del virus que causa covid-19. Otras no lo hacen.

Algunas escuelas requieren que cualquier persona expuesta al coronavirus se ponga en cuarentena para reducir el riesgo de transmitir el patógeno a otras personas si están infectadas. Otras no lo hacen.

Algunas escuelas requieren que el personal esté completamente vacunado contra el covid-19 para proteger a los estudiantes jóvenes que aún no son elegibles para vacunarse. Otras no lo hacen.

Debido a que las políticas de covid-19 varían en los distritos escolares, las responsabilidades de los enfermeros escolares de la escuela también pueden variar. Y en algunas escuelas donde no se siguen o hacen cumplir las medidas de mitigación para reducir la propagación del coronavirus, eso puede aumentar el riesgo de exposición al virus de una enfermera escolar.

Estados Unidos: “La variante Delta está actuando sobre la población pediátrica”, según especialista

Es más probable que las escuelas rurales no tengan enfermeras

Algunas de estas diferencias en las políticas, prácticas y comportamientos escolares pueden variar según la región geográfica.

Por ejemplo, en las regiones rurales de Estados Unidos, la aceptación de la vacuna contra el covid-19 en general ha sido lenta. Y también es en estas regiones, donde los casos positivos de covid-19 paralizan los sistemas de atención médica, donde la escasez de enfermeras escolares parece ser mayor.

Las escuelas en las regiones rurales de Estados Unidos parecen tener «significativamente más probabilidades» que las escuelas en las áreas urbanas de informar que no tienen ninguna enfermera, según el estudio publicado en el Journal of School Nursing en 2018. En ese estudio, el 23,5% de las escuelas rurales informa que no tiene enfermera en comparación con el 10,3% de las escuelas urbanas.

«Cuando ingresas a un entorno rural, tienes distritos escolares, antes de la pandemia, que veían a una enfermera una vez a la semana o una vez al mes, dependiendo de dónde estaban. Y comparten enfermeras con varios distritos que podrían estar a un una hora de distancia el uno del otro. Y luego te encuentras en medio de una pandemia, y las enfermeras son necesarias, y nunca nos han apoyado de esa manera», dijo Pray, cuyo distrito escolar de Moses Lake se considera ubicado en un área rural.

Para abordar la escasez de enfermeras escolares en la nación y también mejorar la cantidad de enfermeras escolares en las regiones rurales, se necesitan fondos, escribió Laura Searcy, enfermera pediátrica que fue presidenta de la Asociación Nacional de Enfermeras Practicantes de Pediatría y miembro de la Asociación Estadounidense de Enfermería, en un correo electrónico a CNN.

«La financiación es un tema clave. Hay una mezcolanza inconsistente de financiación estatal y local que pone en desventaja a los pequeños distritos escolares rurales con bases impositivas inadecuadas», dijo en el correo electrónico. «Y en esas áreas también es probable que haya una escasez de proveedores de atención de salud pediátrica de atención primaria».

En aquellas escuelas donde no hay enfermeras en el personal, a menudo los maestros están capacitados y se confía en ellos para brindar ciertos aspectos de la atención médica que normalmente sería realizada por una enfermera escolar.

«Por ejemplo, no aceptaríamos que se le administre medicamentos a un niño por parte del personal de apoyo sin licencia en un hospital. Por lo que siempre me desconcierta que aceptemos esto en el entorno escolar para nuestros estudiantes médicamente frágiles», dijo a CNN Gloria Barrera, presidenta de la Asociación de Enfermeras Escolares de Illinois.

En Illinois, el Sindicato de Maestros de Chicago se declaró en huelga en 2019 mientras pedía una enfermera de tiempo completo en todas las escuelas. Las Escuelas Públicas de Chicago, según su sitio web, todavía están contratando enfermeras para cumplir con ese objetivo. Incluso antes de la huelga en Chicago, la Academia Estadounidense de Pediatría en 2016 recomendó que los pediatras puedan abogar por un mínimo de una enfermera escolar profesional de tiempo completo en cada escuela.

«Como enfermera escolar, sé que estoy sirviendo como un puente entre los sistemas de atención médica y educación y otros sectores. Así como también como un vínculo con problemas de salud comunitarios más amplios a través de los estudiantes a los que sirvo. Esa continuidad de la atención es la razón por la que me convertí en enfermera escolar”, dijo Barrera.

«Para cualquier enfermera que esté considerando una carrera como enfermera escolar como una especialidad, históricamente hemos jugado un papel importante en la promoción de la salud pública dentro de nuestras escuelas y comunidades más grandes, y eres necesaria».

Uso de mascarillas provoca tensión política en EE.UU. 2:36Los puestos de trabajo de enfermería escolar pueden ser difíciles de cubrir

A nivel nacional, hay una escasez general de enfermeras, no solo de enfermeras escolares. La Asociación Estadounidense de Enfermeras incluso ha pedido al Departamento de Salud y Servicios Humanos de los Estados Unidos que declare la escasez de personal de enfermería como una «crisis nacional».

Pero parece haber varios factores que impulsan específicamente la escasez de enfermería escolar en la nación, incluido el financiamiento necesario para contratar, la falta de un canal directo para conectar a las enfermeras con las escuelas y los salarios más bajos en comparación con otras funciones de enfermería en hospitales u otros entornos.

«Conozco muy pocas enfermeras que apenas se gradúan van a la escuela de enfermería. Lo encuentran en el camino, y hay varias razones para eso», dijo McCauley, decana de la Escuela de Enfermería de la Universidad de Emory.

«Los estudiantes que aprueban su examen de licenciatura y obtienen su primer título en enfermería rara vez tienen rotaciones en la escuela de enfermería. No es imposible, pero es raro», dijo. «Es posible que los estudiantes no estén expuestos a la enfermería escolar».

Por lo tanto, por un lado, las enfermeras más jóvenes que solicitan puestos escolares pueden no tener tanta experiencia en entornos educativos. Luego, por otro lado, las enfermeras más experimentadas podrían no estar satisfechas con el salario que se ofrece en las escuelas.

En mayo del año pasado, el salario medio anual de las enfermeras registradas en los hospitales de EE.UU. era de US$ 76.840 en comparación con US$ 64.630 para las enfermeras registradas en los servicios educativos, según la Oficina de Estadísticas Laborales de EE.UU..

La disparidad en el pago de las enfermeras escolares en comparación con otros puestos de enfermería podría deberse a que la mayoría de las enfermeras escolares no trabajan durante todo el año, dijo McCauley.

«Debes tener en cuenta que ftrabajan probablemente 10 meses al año», dijo McCauley. «Así que su salario parece más bajo que el de otras enfermeras registradas, pero parece que no puedo decir si se ajusta a un salario anual».

En general, «hay una escasez de enfermeras a nivel nacional, por lo que los distritos escolares se encuentran compitiendo con las instalaciones de atención médica por el mismo grupo de solicitantes», dijo Searcy, una enfermera especializada en pediatría.

«La compensación no es del todo equitativa, por lo que siempre ha sido una preocupación», dijo Mendonca de la Asociación Nacional de Enfermeras Escolares.

«También escuché de manera anecdótica que las enfermeras que estaban cerca de la jubilación, o que estaban pensando en ello, que la pandemia tal vez las empujó en esa dirección antes de lo que podrían haber estado planeando», dijo. «Eso hace que la escasez sea incluso un poco más crítica de lo que hemos estado enfrentando».

Los legisladores presionan para que haya más enfermeras escolares

Algunos legisladores demócratas quieren ayudar a mejorar los fondos para las enfermeras escolares a través de una propuesta de ley llamada Ley de Enfermeras para Escuelas de Escasos Recursos en Todas Partes, presentada por la congresista de Nevada Dina Titus y el senador de Montana John Tester.

La Ley Nurse crearía un programa de subvenciones en el Departamento de Educación de EE.UU. para reducir el costo de contratar enfermeras en las escuelas públicas primarias y secundarias, según la oficina de Titus. Los distritos escolares podrían solicitar las subvenciones si al menos el 20% de sus estudiantes son elegibles para almuerzos escolares gratuitos o de bajo costo.

Titus instó el miércoles a los líderes del Congreso a incluir la legislación en el próximo paquete de reconciliación presupuestaria. La Asociación Nacional de Enfermeras Escolares también ha anunciado su apoyo a la Ley Nurse.

Pero algunas enfermeras escolares como Liz Pray en el estado de Washington, desearían que el impulso para obtener más fondos para la enfermería escolar hubiera ocurrido antes, antes de la pandemia.

Ahora, «hay escasez de enfermeras en todo el país», dijo Pray.

«Desde la enfermería escolar, pensábamos con certeza que después de que la ola de covid pasara el año pasado, veríamos a las enfermeras que querían salir del hospital e ir a algo que tuviera un horario más firme: de lunes a viernes, posiblemente los veranos libres. Pero no estamos viendo que se haga esa transición, porque hay una gran caída en el salario», dijo Pray.

«No está organizado como el campo de la medicina. Tienen que trabajar un poco para atraer a las enfermeras, pero al mismo tiempo, también se necesitan en los hospitales. Hay escasez por todas partes».

 

Feedzy

0
    0
    Tu carrito
    Tu carrito está vacíoRegresar para ver