Día Mundial de la Prevención del Suicidio 2021: cómo ayudar

(CNN) — Más de 700.000 personas mueren por suicidio cada año, según la Organización Mundial de la Salud.

En otras palabras: cada 40 segundos, alguien en el mundo se quita la vida. Esa es una estadística aleccionadora para reflexionar hoy, en el Día Mundial de Prevención del Suicidio de 2021.

Las tasas de suicidio han ido aumentando durante años en algunas partes del mundo. Solo en Estados Unidos, las tasas de suicidio aumentaron en un 35% entre 1999 y 2018. Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. (CDC) llaman al suicidio un «problema de salud pública creciente».

Los expertos temen que los pensamientos suicidas puedan aumentar debido a las dificultades económicas y el estrés mental causado por otra crisis letal que enfrenta el mundo: el covid-19, la enfermedad causada por el nuevo coronavirus.

Un importante grupo de salud pública estimó el año pasado que hasta 75.000 estadounidenses podrían morir debido al uso indebido de drogas o alcohol y al suicidio relacionado con la pandemia.

El presidente Joe Biden expresó su preocupación en una proclamación publicada el jueves anunciando que el 10 de septiembre es el Día Mundial para la Prevención del Suicidio en Estados Unidos.

«En 2019, el suicidio fue la décima causa principal de muerte en Estados Unidos y la segunda causa principal de muerte entre los jóvenes de entre 10 y 34 años», escribió Biden.

«Y eso fue antes de que la pandemia de covid-19 agravara, para muchos, sentimientos de aislamiento, agotamiento y ansiedad económica y relacionada con la salud pública. El aumento de las tasas de depresión ha provocado la preocupación de que veremos un aumento adicional en las tasas de suicidio».

Un estudio publicado en junio destaca aún más esos temores. Los CDC encontraron que las visitas al departamento de emergencias por presuntos intentos de suicidio comenzaron a aumentar en mayo de 2020 entre los adolescentes de 12 a 17 años, especialmente las niñas.

«El número medio semanal de estas visitas fue un 26,2% más alto durante el verano de 2020 y un 50,6% más alto durante el invierno de 2021 en comparación con los períodos correspondientes en 2019», escribieron los investigadores de los CDC.

Riesgo generalizado

Todas las edades, razas y niveles de ingresos están en riesgo, y el 77% de todos los suicidios ocurren en países de ingresos bajos a medianos, según la OMS. A nivel mundial, los jóvenes pueden ser los más afectados: el suicidio es la cuarta causa principal de muerte entre los jóvenes de 15 a 19 años en todo el mundo, dijo el organismo.

Y eso es solo una parte del panorama sombrío. Por cada persona que ha muerto por suicidio, muchas más personas piensan o intentan suicidarse, según los CDC. En 2019, 12 millones de adultos estadounidenses pensaron seriamente en el suicidio, 3,5 millones planearon un intento de suicidio y 1,4 millones intentaron suicidarse.

«Si tú o un ser querido están pensando en suicidarse, que sepas que no estás solo y que hay ayuda disponible las 24 horas del día, los 7 días de la semana llamando a la Línea Nacional de Prevención del Suicidio al 1-800-273-TALK o a través de la Línea de Crisis por Mensaje de Texto enviando el mensaje HOME al 741741 «, escribió Biden.

«El próximo julio entrará en vigencia la nueva Línea de Crisis de Salud Mental 9-8-8. Al expandir la línea de crisis e invertir en la infraestructura de atención de crisis de nuestra nación, tenemos la oportunidad de prevenir suicidios y salvar vidas», continuó.

Hay formas en que cada uno de nosotros puede ayudar a prevenir el suicidio. Aquí te mostramos cómo hacer tu parte.

Reconocer las señales de angustia

Hay muchos factores de riesgo que pueden llevar a un aumento en los pensamientos sobre quitarse la vida. Es importante reconocer esto en ti mismo o en un ser querido, dicen los expertos, porque muchas personas no hablan de sus pensamientos suicidas con anticipación.

¿Hay antecedentes? Las personas que tienen un trastorno del estado de ánimo, ansiedad, consumo de alcohol u otras sustancias, una enfermedad física importante o un historial de trauma, abuso o suicidio en su familia tienen un mayor riesgo, según los CDC.

¿Hubo una pérdida? Una muerte en la familia, la pérdida de un trabajo o la pérdida de una relación es un factor de riesgo de comportamiento suicida, especialmente si se sienten aislados o solos sin apoyo social, dice la Fundación Estadounidense para la Prevención del Suicidio.

La angustia económica es una realidad que enfrentan millones de personas que están sin trabajo en este momento debido a la pérdida de trabajo, el aislamiento social o la cuarentena relacionados con el covid-19.

¿Existe un sistema de creencias que honre el sacrificio personal? Las personas con actitudes religiosas o culturales que ven el suicidio como una resolución noble de un dilema personal corren un mayor riesgo, según Suicide Prevention Lifeline.

¿Pueden conseguir un arma? Investigaciones han demostrado que el fácil acceso a las armas de fuego también es un factor de riesgo clave.

¿Sobrevivió la persona a un intento de suicidio? Cualquier intento de suicidio previo es el factor de riesgo más importante, según la OMS. Pero también hay un extraño fenómeno de «imitación» en el que los suicidios aumentan después de una serie de suicidios locales o las muertes de celebridades famosas se informan en los medios de comunicación. Por ejemplo, las muertes por suicidio aumentaron en un 10% en EE.UU. después de que el comediante Robin Williams terminó con su vida en 2014.

Busca en las acciones

Una vez más, no todos darán a sus amigos y seres queridos pistas verbales sobre sus pensamientos suicidas. Por eso es importante tener en cuenta tanto las acciones como las palabras para reconocer las señales de advertencia.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Salud Mental, ten cuidado si tu ser querido:

Aumenta su uso de alcohol o drogas o comienza a comportarse de manera imprudente, como conducir en estado de ebriedad o sin el cinturón de seguridad.
Tiene cambios de ánimo extremos, desde la euforia hasta depresión profunda o parece agitado, expresa rabia o habla de buscar venganza.
Duerme demasiado o muy poco o se retrae o se aísla de los demás.
Parece tener un dolor psicológico insoportable o habla de no tener esperanzas o de ser una carga para sus amigos o familiares, o habla de sentirse atrapado o no tener motivos para vivir.
Comienza a buscar en línea formas de suicidarse, como comprar un arma o obtener prescripciones médicas.
Comienza a regalar posesiones preciadas o hace visitas o llamadas para despedirse.

Asegúrate de controlar regularmente a tus seres queridos.

Durante la pandemia, las familias y los amigos están más aislados y solos y muchas señales de advertencia pueden ser difíciles de reconocer.

Escucha con atención cuando les hables sobre tus preocupaciones y observa cómo se expresan.

Si tienes pensamientos suicidas

Mira aquí las líneas de atención y prevención del suicidio en América Latina, Estados Unidos y España.

Si vives en EE. UU. y tienes pensamientos suicidas, llama a la National Suicide Prevention Lifeline al 800-273-8255 (800-273-TALK) para recibir apoyo gratuito y confidencial. Está abierta las 24 horas del día, los siete días de la semana. Para asistencia en caso de crisis en español, llama al 888-628-9454.

TrevorLifeline, un servicio de consejería para la prevención del suicidio para la comunidad LGBTQ, puede ser contactado al 866-488-7386.

Befrienders Worldwide conecta a los usuarios con el centro de apoyo emocional más cercano para la parte del mundo en la que viven.

Crisis Text Line, que Biden mencionó, es un servicio internacional que brinda un asesor de crisis capacitado en vivo a través de un simple mensaje de texto para pedir ayuda. Las primeras respuestas se automatizarán hasta que tengan un consejero en la línea, lo que generalmente toma menos de cinco minutos.

Si te encuentras en EE. UU. o Canadá, envía un mensaje de texto al 741741. Si estás en el Reino Unido, envía un mensaje de texto al 85258 y aquellos en Irlanda pueden enviar un mensaje de texto al 50808. El Servicio Nacional de Salud también enumera una variedad de recursos en su sitio web.

Mallory Simon y Jacqueline Howard de CNN contribuyeron a este informe.

Suicidio

(CNN) — Más de 700.000 personas mueren por suicidio cada año, según la Organización Mundial de la Salud.

En otras palabras: cada 40 segundos, alguien en el mundo se quita la vida. Esa es una estadística aleccionadora para reflexionar hoy, en el Día Mundial de Prevención del Suicidio de 2021.

Las tasas de suicidio han ido aumentando durante años en algunas partes del mundo. Solo en Estados Unidos, las tasas de suicidio aumentaron en un 35% entre 1999 y 2018. Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. (CDC) llaman al suicidio un «problema de salud pública creciente».

Los expertos temen que los pensamientos suicidas puedan aumentar debido a las dificultades económicas y el estrés mental causado por otra crisis letal que enfrenta el mundo: el covid-19, la enfermedad causada por el nuevo coronavirus.

Un importante grupo de salud pública estimó el año pasado que hasta 75.000 estadounidenses podrían morir debido al uso indebido de drogas o alcohol y al suicidio relacionado con la pandemia.

El presidente Joe Biden expresó su preocupación en una proclamación publicada el jueves anunciando que el 10 de septiembre es el Día Mundial para la Prevención del Suicidio en Estados Unidos.

«En 2019, el suicidio fue la décima causa principal de muerte en Estados Unidos y la segunda causa principal de muerte entre los jóvenes de entre 10 y 34 años», escribió Biden.

«Y eso fue antes de que la pandemia de covid-19 agravara, para muchos, sentimientos de aislamiento, agotamiento y ansiedad económica y relacionada con la salud pública. El aumento de las tasas de depresión ha provocado la preocupación de que veremos un aumento adicional en las tasas de suicidio».

Aumenta el estrés, depresión y ansiedad por covid-19, según estudio

Un estudio publicado en junio destaca aún más esos temores. Los CDC encontraron que las visitas al departamento de emergencias por presuntos intentos de suicidio comenzaron a aumentar en mayo de 2020 entre los adolescentes de 12 a 17 años, especialmente las niñas.

«El número medio semanal de estas visitas fue un 26,2% más alto durante el verano de 2020 y un 50,6% más alto durante el invierno de 2021 en comparación con los períodos correspondientes en 2019», escribieron los investigadores de los CDC.

Riesgo generalizado

Todas las edades, razas y niveles de ingresos están en riesgo, y el 77% de todos los suicidios ocurren en países de ingresos bajos a medianos, según la OMS. A nivel mundial, los jóvenes pueden ser los más afectados: el suicidio es la cuarta causa principal de muerte entre los jóvenes de 15 a 19 años en todo el mundo, dijo el organismo.

Y eso es solo una parte del panorama sombrío. Por cada persona que ha muerto por suicidio, muchas más personas piensan o intentan suicidarse, según los CDC. En 2019, 12 millones de adultos estadounidenses pensaron seriamente en el suicidio, 3,5 millones planearon un intento de suicidio y 1,4 millones intentaron suicidarse.

«Si tú o un ser querido están pensando en suicidarse, que sepas que no estás solo y que hay ayuda disponible las 24 horas del día, los 7 días de la semana llamando a la Línea Nacional de Prevención del Suicidio al 1-800-273-TALK o a través de la Línea de Crisis por Mensaje de Texto enviando el mensaje HOME al 741741 «, escribió Biden.

«El próximo julio entrará en vigencia la nueva Línea de Crisis de Salud Mental 9-8-8. Al expandir la línea de crisis e invertir en la infraestructura de atención de crisis de nuestra nación, tenemos la oportunidad de prevenir suicidios y salvar vidas», continuó.

Pandemia, factor determinante en incremento de suicidios de jóvenes en México durante 2020

Hay formas en que cada uno de nosotros puede ayudar a prevenir el suicidio. Aquí te mostramos cómo hacer tu parte.

Reconocer las señales de angustia

Hay muchos factores de riesgo que pueden llevar a un aumento en los pensamientos sobre quitarse la vida. Es importante reconocer esto en ti mismo o en un ser querido, dicen los expertos, porque muchas personas no hablan de sus pensamientos suicidas con anticipación.

¿Hay antecedentes? Las personas que tienen un trastorno del estado de ánimo, ansiedad, consumo de alcohol u otras sustancias, una enfermedad física importante o un historial de trauma, abuso o suicidio en su familia tienen un mayor riesgo, según los CDC.

¿Hubo una pérdida? Una muerte en la familia, la pérdida de un trabajo o la pérdida de una relación es un factor de riesgo de comportamiento suicida, especialmente si se sienten aislados o solos sin apoyo social, dice la Fundación Estadounidense para la Prevención del Suicidio.

La angustia económica es una realidad que enfrentan millones de personas que están sin trabajo en este momento debido a la pérdida de trabajo, el aislamiento social o la cuarentena relacionados con el covid-19.

¿Existe un sistema de creencias que honre el sacrificio personal? Las personas con actitudes religiosas o culturales que ven el suicidio como una resolución noble de un dilema personal corren un mayor riesgo, según Suicide Prevention Lifeline.

¿Pueden conseguir un arma? Investigaciones han demostrado que el fácil acceso a las armas de fuego también es un factor de riesgo clave.

En Texas ahora se pueden portar armas abiertamente en público sin un permiso o capacitación. La policía dice que la nueva ley les dificulta su trabajo

¿Sobrevivió la persona a un intento de suicidio? Cualquier intento de suicidio previo es el factor de riesgo más importante, según la OMS. Pero también hay un extraño fenómeno de «imitación» en el que los suicidios aumentan después de una serie de suicidios locales o las muertes de celebridades famosas se informan en los medios de comunicación. Por ejemplo, las muertes por suicidio aumentaron en un 10% en EE.UU. después de que el comediante Robin Williams terminó con su vida en 2014.

Busca en las acciones

Una vez más, no todos darán a sus amigos y seres queridos pistas verbales sobre sus pensamientos suicidas. Por eso es importante tener en cuenta tanto las acciones como las palabras para reconocer las señales de advertencia.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Salud Mental, ten cuidado si tu ser querido:

Aumenta su uso de alcohol o drogas o comienza a comportarse de manera imprudente, como conducir en estado de ebriedad o sin el cinturón de seguridad. Tiene cambios de ánimo extremos, desde la euforia hasta depresión profunda o parece agitado, expresa rabia o habla de buscar venganza. Duerme demasiado o muy poco o se retrae o se aísla de los demás. Parece tener un dolor psicológico insoportable o habla de no tener esperanzas o de ser una carga para sus amigos o familiares, o habla de sentirse atrapado o no tener motivos para vivir. Comienza a buscar en línea formas de suicidarse, como comprar un arma o obtener prescripciones médicas. Comienza a regalar posesiones preciadas o hace visitas o llamadas para despedirse.

Asegúrate de controlar regularmente a tus seres queridos.

Escuchar mejor a tus seres queridos podría proteger su salud cerebral, encuentra un estudio

Durante la pandemia, las familias y los amigos están más aislados y solos y muchas señales de advertencia pueden ser difíciles de reconocer.

Escucha con atención cuando les hables sobre tus preocupaciones y observa cómo se expresan.

Si tienes pensamientos suicidas

Mira aquí las líneas de atención y prevención del suicidio en América Latina, Estados Unidos y España.

Si vives en EE. UU. y tienes pensamientos suicidas, llama a la National Suicide Prevention Lifeline al 800-273-8255 (800-273-TALK) para recibir apoyo gratuito y confidencial. Está abierta las 24 horas del día, los siete días de la semana. Para asistencia en caso de crisis en español, llama al 888-628-9454.

TrevorLifeline, un servicio de consejería para la prevención del suicidio para la comunidad LGBTQ, puede ser contactado al 866-488-7386.

Befrienders Worldwide conecta a los usuarios con el centro de apoyo emocional más cercano para la parte del mundo en la que viven.

Crisis Text Line, que Biden mencionó, es un servicio internacional que brinda un asesor de crisis capacitado en vivo a través de un simple mensaje de texto para pedir ayuda. Las primeras respuestas se automatizarán hasta que tengan un consejero en la línea, lo que generalmente toma menos de cinco minutos.

Si te encuentras en EE. UU. o Canadá, envía un mensaje de texto al 741741. Si estás en el Reino Unido, envía un mensaje de texto al 85258 y aquellos en Irlanda pueden enviar un mensaje de texto al 50808. El Servicio Nacional de Salud también enumera una variedad de recursos en su sitio web.

Mallory Simon y Jacqueline Howard de CNN contribuyeron a este informe.

Feedzy

0
    0
    Tu carrito
    Tu carrito está vacíoRegresar para ver