Un niño de 3 años murió después de que se hicieran unos 150 disparos contra una casa en Charlotte, Carolina del Norte

(CNN) — Un niño de 3 años murió y su hermana resultó herida dentro de la casa de un pariente en Charlotte, Carolina del Norte, luego de que varias personas dispararan aproximadamente 150 veces contra la residencia, dijo la policía, que este viernes arrestó a un sospechoso vinculado al caso.

El Departamento de Policía de Charlotte-Mecklenburg (CMPD) sigue investigando el tiroteo fatal de Asiah Figueroa, quien dormía en la casa de su bisabuela cuando fue baleado fatalmente el martes antes de la medianoche. Su hermana de 4 años fue rozada durante el tiroteo y se espera que sobreviva, dijo el CMPD.

El departamento de policía publicó lo que parece ser un video de vigilancia con imágenes del tiroteo, con la esperanza de que el público pueda ayudar a identificar los autos o los sospechosos. En el video, dos vehículos conducen por una calle y se detienen frente a una casa; luego, varias personas salen de los autos y comienzan a disparar contra la casa. La policía dijo que había 11 personas en la casa cuando ocurrió el tiroteo.

El Departamento de Policía de Charlotte-Mecklenburg está investigando el tiroteo fatal de un niño de 3 años que se hospedaba en la casa de su bisabuela en Charlotte, Carolina del Norte.

Vista previa (abre en una nueva pestaña)

Susie Whitley, la bisabuela del niño, le dijo a WBTV, afiliada de CNN, que Asiah y otros miembros de la familia se estaban quedando en su casa y que escuchó los disparos justo cuando estaba a punto de quedarse dormida. Su nieta comenzó a gritar que le dispararon a Asiah mientras marcaba el 911, dijo Whitley al medio de comunicación.

«Cuando entré en su habitación, mi nieto estaba allí, lo sostenía y me dijo: ‘Abuela, creo que se ha ido’. No quería creerlo», dijo Whitley a WBTV.

Asiah habría cumplido 4 años en diciembre.

Detienen a un sospechoso

El Departamento de Policía de Charlotte-Mecklenburg detuvo a Qua’Tonio Stephens, de 21 años, a quien se acusa de complicidad después del delito de asesinato, dijo el departamento este viernes.

Según la policía, los detectives intentaron parar un vehículo conducido por Stephens el miércoles 8 de septiembre. Stephens no se detuvo y se produjo una persecución, después de la cual Stephens fue detenido sin más incidentes.

Stephens fue transportado a la comisaría y después de ser interrogado por los detectives de homicidios fue transferido a la custodia de la Oficina del Sheriff del Condado de Mecklenburg y acusado de complicidad después del asesinato y de huir para eludir a las autoridades.

Stephens también fue acusado de siete cargos de asalto con un arma mortal con la intención de matar y tres cargos por disparar a una vivienda ocupada.

Hasta este viernes por la noche no estaba claro si Stephens tenía representación legal. Actualmente está detenido en el Centro de Detención del Condado de Mecklenburg.

La hipótesis de los investigadores

Los detectives creen que el tiroteo está relacionado con otros dos homicidios, que tienen alguna conexión con estudiantes de Hopewell High School. Estudiantes de las escuelas secundarias North Mecklenburg y Chambers (Vance) también podrían estar involucrados, dijeron las autoridades.

«Creemos que estos trágicos eventos se derivaron de algunas disputas simples. Lo que comenzó como un juego de disputas entre adolescentes, se ha convertido en un juego mortal que ahora se ha cobrado dos vidas», dijo el capitán de CMPD, Joel McNelly.

Una imagen de las cámaras de vigilancia publicada por la policía que muestran el ataque en Charlotte.

McNelly imploró a los padres de los estudiantes de las escuelas secundarias que presentaran cualquier información relevante.

«Padres de chicos en estas escuelas secundarias: Lo que necesitamos de ustedes es que estén tan indignados como nosotros por esto. Aquí es donde sus hijos van a la escuela. Estas son las personas con las que sus hijos están y necesitamos su ayuda», dijo McNelly. «Necesitamos que hablen con sus hijos. Deben saber si sus hijos estuvieron o no en casa las últimas noches. Si sus hijos no estuvieron en casa las últimas noches durante la noche, debemos saberlo».

Cualquiera que tenga información sobre el tiroteo puede llamar al 704-432-TIPS y hablar directamente con un detective de la Unidad de Homicidios. La investigación de este caso está activa y en curso, dijo el CMPD.

Armas en EE.UU.

(CNN) — Un niño de 3 años murió y su hermana resultó herida dentro de la casa de un pariente en Charlotte, Carolina del Norte, luego de que varias personas dispararan aproximadamente 150 veces contra la residencia, dijo la policía, que este viernes arrestó a un sospechoso vinculado al caso.

El Departamento de Policía de Charlotte-Mecklenburg (CMPD) sigue investigando el tiroteo fatal de Asiah Figueroa, quien dormía en la casa de su bisabuela cuando fue baleado fatalmente el martes antes de la medianoche. Su hermana de 4 años fue rozada durante el tiroteo y se espera que sobreviva, dijo el CMPD.

Cinco gráficas para entender la cultura de armas en Estados Unidos

El departamento de policía publicó lo que parece ser un video de vigilancia con imágenes del tiroteo, con la esperanza de que el público pueda ayudar a identificar los autos o los sospechosos. En el video, dos vehículos conducen por una calle y se detienen frente a una casa; luego, varias personas salen de los autos y comienzan a disparar contra la casa. La policía dijo que había 11 personas en la casa cuando ocurrió el tiroteo.

El Departamento de Policía de Charlotte-Mecklenburg está investigando el tiroteo fatal de un niño de 3 años que se hospedaba en la casa de su bisabuela en Charlotte, Carolina del Norte.

Vista previa (abre en una nueva pestaña)

Susie Whitley, la bisabuela del niño, le dijo a WBTV, afiliada de CNN, que Asiah y otros miembros de la familia se estaban quedando en su casa y que escuchó los disparos justo cuando estaba a punto de quedarse dormida. Su nieta comenzó a gritar que le dispararon a Asiah mientras marcaba el 911, dijo Whitley al medio de comunicación.

«Cuando entré en su habitación, mi nieto estaba allí, lo sostenía y me dijo: ‘Abuela, creo que se ha ido’. No quería creerlo», dijo Whitley a WBTV.

Asiah habría cumplido 4 años en diciembre.

Detienen a un sospechoso

El Departamento de Policía de Charlotte-Mecklenburg detuvo a Qua’Tonio Stephens, de 21 años, a quien se acusa de complicidad después del delito de asesinato, dijo el departamento este viernes.

Según la policía, los detectives intentaron parar un vehículo conducido por Stephens el miércoles 8 de septiembre. Stephens no se detuvo y se produjo una persecución, después de la cual Stephens fue detenido sin más incidentes.

Stephens fue transportado a la comisaría y después de ser interrogado por los detectives de homicidios fue transferido a la custodia de la Oficina del Sheriff del Condado de Mecklenburg y acusado de complicidad después del asesinato y de huir para eludir a las autoridades.

Stephens también fue acusado de siete cargos de asalto con un arma mortal con la intención de matar y tres cargos por disparar a una vivienda ocupada.

Hasta este viernes por la noche no estaba claro si Stephens tenía representación legal. Actualmente está detenido en el Centro de Detención del Condado de Mecklenburg.

La hipótesis de los investigadores

Los detectives creen que el tiroteo está relacionado con otros dos homicidios, que tienen alguna conexión con estudiantes de Hopewell High School. Estudiantes de las escuelas secundarias North Mecklenburg y Chambers (Vance) también podrían estar involucrados, dijeron las autoridades.

«Creemos que estos trágicos eventos se derivaron de algunas disputas simples. Lo que comenzó como un juego de disputas entre adolescentes, se ha convertido en un juego mortal que ahora se ha cobrado dos vidas», dijo el capitán de CMPD, Joel McNelly.

Una imagen de las cámaras de vigilancia publicada por la policía que muestran el ataque en Charlotte.

McNelly imploró a los padres de los estudiantes de las escuelas secundarias que presentaran cualquier información relevante.

«Padres de chicos en estas escuelas secundarias: Lo que necesitamos de ustedes es que estén tan indignados como nosotros por esto. Aquí es donde sus hijos van a la escuela. Estas son las personas con las que sus hijos están y necesitamos su ayuda», dijo McNelly. «Necesitamos que hablen con sus hijos. Deben saber si sus hijos estuvieron o no en casa las últimas noches. Si sus hijos no estuvieron en casa las últimas noches durante la noche, debemos saberlo».

Cualquiera que tenga información sobre el tiroteo puede llamar al 704-432-TIPS y hablar directamente con un detective de la Unidad de Homicidios. La investigación de este caso está activa y en curso, dijo el CMPD.

Feedzy

Shopping cart
Aún no agregaste productos.
Seguir viendo
0