Melania Trump rechazó la oportunidad de hacer un llamado a la paz el 6 de enero, según fuentes

(CNN) — La entonces primera dama Melania Trump declinó hacer un llamamiento a la paz y a la no violencia mientras los insurrectos irrumpían en el edificio del Capitolio de Estados Unidos el 6 de enero, según dijeron a CNN dos fuentes con conocimiento de los acontecimientos de ese día.

Las fuentes dijeron a CNN que la asesora de Trump Stephanie Grisham le envió un mensaje de texto que decía: «¿Quieres tuitear que las protestas pacíficas son el derecho de todo estadounidense, pero que no hay lugar para la anarquía y la violencia?», a lo que Melania Trump respondió con una palabra: «No». Grisham detalla el relato en su próximo libro titulado «I’ll Take Your Questions Now«, según algunas secciones que fueron publicadas en Politico este lunes.

CNN informó en enero que Melania Trump estuvo en la Casa Blanca durante la insurrección, supervisando una sesión de fotos de una alfombra que había instalado. En ningún momento del 6 de enero decidió suspender la sesión de fotos, ni se pronunció públicamente de ninguna manera sobre las atrocidades que estaban cometiendo los partidarios de su marido, el presidente Donald Trump, a tres kilómetros de distancia, en el Capitolio, incluso mientras se derribaban las barricadas y la multitud entraba al edificio del Capitolio.

No fue hasta el 11 de enero, cinco días después de la insurrección, cuando Melania Trump condenó parcialmente la violencia.

Muestran un nuevo video de insurrección en el Capitolio 5:10

Trump hizo una declaración el lunes con respecto a Grisham a Politico, diciendo: «La intención detrás de este libro es obvia. Es un intento de redimirse después de un mal desempeño como secretaria de prensa, relaciones personales fallidas y un comportamiento poco profesional en la Casa Blanca. A través de la falsedad y la traición, busca ganar relevancia y dinero a costa de la señora Trump».

Grisham fue una leal asesora de Trump durante más de cinco años, sirviendo brevemente como secretaria de Prensa de la Casa Blanca antes de regresar al Ala Este como jefa de personal de Melania Trump durante el último año de la administración.

Renunció a su cargo el 6 de enero, no mucho después de que enviara a Trump el mensaje de texto en el que le preguntaba si quería pronunciarse contra la violencia en el Capitolio.

El libro de Grisham saldrá a la venta el 5 de octubre.

Melania Trump

(CNN) — La entonces primera dama Melania Trump declinó hacer un llamamiento a la paz y a la no violencia mientras los insurrectos irrumpían en el edificio del Capitolio de Estados Unidos el 6 de enero, según dijeron a CNN dos fuentes con conocimiento de los acontecimientos de ese día.

Las fuentes dijeron a CNN que la asesora de Trump Stephanie Grisham le envió un mensaje de texto que decía: «¿Quieres tuitear que las protestas pacíficas son el derecho de todo estadounidense, pero que no hay lugar para la anarquía y la violencia?», a lo que Melania Trump respondió con una palabra: «No». Grisham detalla el relato en su próximo libro titulado «I’ll Take Your Questions Now«, según algunas secciones que fueron publicadas en Politico este lunes.

La policía del Capitolio de Estados Unidos arresta a un hombre con bayoneta y machete en su camioneta cerca de la sede del CND

CNN informó en enero que Melania Trump estuvo en la Casa Blanca durante la insurrección, supervisando una sesión de fotos de una alfombra que había instalado. En ningún momento del 6 de enero decidió suspender la sesión de fotos, ni se pronunció públicamente de ninguna manera sobre las atrocidades que estaban cometiendo los partidarios de su marido, el presidente Donald Trump, a tres kilómetros de distancia, en el Capitolio, incluso mientras se derribaban las barricadas y la multitud entraba al edificio del Capitolio.

La asesora más cercana de Melania Trump en la Casa Blanca publicará un libro

No fue hasta el 11 de enero, cinco días después de la insurrección, cuando Melania Trump condenó parcialmente la violencia.

Muestran un nuevo video de insurrección en el Capitolio 5:10

Trump hizo una declaración el lunes con respecto a Grisham a Politico, diciendo: «La intención detrás de este libro es obvia. Es un intento de redimirse después de un mal desempeño como secretaria de prensa, relaciones personales fallidas y un comportamiento poco profesional en la Casa Blanca. A través de la falsedad y la traición, busca ganar relevancia y dinero a costa de la señora Trump».

Grisham fue una leal asesora de Trump durante más de cinco años, sirviendo brevemente como secretaria de Prensa de la Casa Blanca antes de regresar al Ala Este como jefa de personal de Melania Trump durante el último año de la administración.

Renunció a su cargo el 6 de enero, no mucho después de que enviara a Trump el mensaje de texto en el que le preguntaba si quería pronunciarse contra la violencia en el Capitolio.

El libro de Grisham saldrá a la venta el 5 de octubre.

Feedzy