La pobreza aumentó en 2020 en medio de la pandemia, incluso cuando los pagos de estímulo ayudaron a unos 11,7 millones de estadounidenses a evitarla

(CNN) — La tasa de pobreza del país aumentó al 11,4% el año pasado, pero las dos primeras rondas de pagos del estímulo federal ayudaron a mantener a 11,7 millones de estadounidenses fuera de la pobreza, según datos de la Oficina del Censo publicados este martes.
Los pagos, una parte clave de la respuesta federal sin precedentes a los estragos económicos causados por la pandemia de coronavirus, provocaron una disminución de una medida de pobreza suplementaria al 9,1% en 2020, dijo la Oficina del Censo.

El año pasado fue la primera vez que la Medida de Pobreza Suplementaria, que comenzó en 2009, fue inferior a la tasa oficial. Esta medida toma en consideración ciertas ayudas gubernamentales no monetarias, los impuestos y los gastos necesarios.

Sin los pagos de estímulo, la medida alternativa habría subido unos 3,6 puntos porcentuales, dijo el Censo. En 2019, la tasa complementaria fue del 11,8%.

Así afecta la variante delta la economía de EE. UU. 1:17

La tasa oficial de pobreza aumentó en 2020 desde un mínimo histórico del 10,5% un año antes. Fue el primer aumento de la pobreza después de cinco años de disminución. Unos 37,2 millones de personas estaban en situación de pobreza en 2020, un aumento de 3,3 millones respecto al año anterior.

Caos económico

La pandemia trastornó la economía de Estados Unidos a principios del año pasado, costando el empleo a millones de estadounidenses, ya que los estados obligaron a cerrar los negocios no esenciales y a la gente a quedarse en casa en un esfuerzo por detener la propagación del virus.

Aunque la situación ha mejorado notablemente desde entonces, la economía sigue sin alcanzar los 5 millones de puestos de trabajo que tenía en febrero de 2020.

Sin embargo, una respuesta sin precedentes del gobierno federal salvó a millones de personas de los peores estragos de la recesión económica. El Congreso aprobó tres importantes paquetes de ayuda, enviando US$ 3.200 en pagos de estímulo en 2020 y 2021, ampliando el sistema de prestaciones por desempleo, reforzando los cupones de alimentos y proporcionando fondos para que las familias de estudiantes de bajos ingresos pudieran comprar comida, aplazando los pagos de los préstamos estudiantiles, imponiendo una moratoria a los desalojos, enviando fondos de ayuda a los gobiernos estatales y locales y proporcionando asistencia a las empresas.

La ampliación masiva de las prestaciones por desempleo sacó a 5,5 millones de personas de la pobreza. Los legisladores ampliaron el año pasado tanto el número de personas con derecho a recibir pagos por desempleo como la generosidad de las prestaciones.

La mediana de ingresos disminuyó

La mediana de los ingresos de los hogares cayó a US$ 67.500 el año pasado, un 2,9% menos que en 2019, que fue el más alto desde 1967, el primer año en que se llevaron registros, según la Oficina del Censo. Fue el primer descenso estadísticamente significativo de la mediana de ingresos desde 2011.

El número de los empleados a tiempo completo en un contrato anual disminuyó en aproximadamente 13,7 millones de personas, la mayor disminución interanual desde que la agencia comenzó a recopilar datos comparables en 1967.

¿Continuará al alza los precios de las casas en EE.UU.? 1:02

Inseguridad alimentaria

Los esfuerzos federales para apoyar a las personas con dificultades lograron mantener a raya el hambre el año pasado entre los estadounidenses en general, según un reciente informe del Departamento de Agricultura de Estados Unidos.

En general, la proporción de hogares que se enfrentan a la inseguridad alimentaria se mantuvo en 2020 igual que el año anterior, con un 10,5%, o 13,8 millones de hogares, según el informe anual.

Sin embargo, la inseguridad alimentaria entre las familias con niños aumentó el año pasado, a pesar de la respuesta federal. Un 14,8%, o 5,6 millones de hogares, se encontraban en esta situación el año pasado, frente al 13,6% de 2019.

Censo 2020
Pobreza

(CNN) — La tasa de pobreza del país aumentó al 11,4% el año pasado, pero las dos primeras rondas de pagos del estímulo federal ayudaron a mantener a 11,7 millones de estadounidenses fuera de la pobreza, según datos de la Oficina del Censo publicados este martes.
Los pagos, una parte clave de la respuesta federal sin precedentes a los estragos económicos causados por la pandemia de coronavirus, provocaron una disminución de una medida de pobreza suplementaria al 9,1% en 2020, dijo la Oficina del Censo.

El año pasado fue la primera vez que la Medida de Pobreza Suplementaria, que comenzó en 2009, fue inferior a la tasa oficial. Esta medida toma en consideración ciertas ayudas gubernamentales no monetarias, los impuestos y los gastos necesarios.

Sin los pagos de estímulo, la medida alternativa habría subido unos 3,6 puntos porcentuales, dijo el Censo. En 2019, la tasa complementaria fue del 11,8%.

Así afecta la variante delta la economía de EE. UU. 1:17

La tasa oficial de pobreza aumentó en 2020 desde un mínimo histórico del 10,5% un año antes. Fue el primer aumento de la pobreza después de cinco años de disminución. Unos 37,2 millones de personas estaban en situación de pobreza en 2020, un aumento de 3,3 millones respecto al año anterior.

ANÁLISIS | El paquete de ayuda por covid-19 marca un cambio en la lucha contra la pobreza en EE.UU. Caos económico

La pandemia trastornó la economía de Estados Unidos a principios del año pasado, costando el empleo a millones de estadounidenses, ya que los estados obligaron a cerrar los negocios no esenciales y a la gente a quedarse en casa en un esfuerzo por detener la propagación del virus.

Aunque la situación ha mejorado notablemente desde entonces, la economía sigue sin alcanzar los 5 millones de puestos de trabajo que tenía en febrero de 2020.

Opinión | La variante delta está perjudicando los empleos en EE.UU. y es probable que no veamos una recuperación completa hasta 2023

Sin embargo, una respuesta sin precedentes del gobierno federal salvó a millones de personas de los peores estragos de la recesión económica. El Congreso aprobó tres importantes paquetes de ayuda, enviando US$ 3.200 en pagos de estímulo en 2020 y 2021, ampliando el sistema de prestaciones por desempleo, reforzando los cupones de alimentos y proporcionando fondos para que las familias de estudiantes de bajos ingresos pudieran comprar comida, aplazando los pagos de los préstamos estudiantiles, imponiendo una moratoria a los desalojos, enviando fondos de ayuda a los gobiernos estatales y locales y proporcionando asistencia a las empresas.

La ampliación masiva de las prestaciones por desempleo sacó a 5,5 millones de personas de la pobreza. Los legisladores ampliaron el año pasado tanto el número de personas con derecho a recibir pagos por desempleo como la generosidad de las prestaciones.

La Corte Suprema de EE.UU. bloqueó la última moratoria de desalojos. Esto es lo que hace la administración de Biden para ayudar a los inquilinos en riesgo La mediana de ingresos disminuyó

La mediana de los ingresos de los hogares cayó a US$ 67.500 el año pasado, un 2,9% menos que en 2019, que fue el más alto desde 1967, el primer año en que se llevaron registros, según la Oficina del Censo. Fue el primer descenso estadísticamente significativo de la mediana de ingresos desde 2011.

El número de los empleados a tiempo completo en un contrato anual disminuyó en aproximadamente 13,7 millones de personas, la mayor disminución interanual desde que la agencia comenzó a recopilar datos comparables en 1967.

¿Continuará al alza los precios de las casas en EE.UU.? 1:02Inseguridad alimentaria

Los esfuerzos federales para apoyar a las personas con dificultades lograron mantener a raya el hambre el año pasado entre los estadounidenses en general, según un reciente informe del Departamento de Agricultura de Estados Unidos.

En general, la proporción de hogares que se enfrentan a la inseguridad alimentaria se mantuvo en 2020 igual que el año anterior, con un 10,5%, o 13,8 millones de hogares, según el informe anual.

Sin embargo, la inseguridad alimentaria entre las familias con niños aumentó el año pasado, a pesar de la respuesta federal. Un 14,8%, o 5,6 millones de hogares, se encontraban en esta situación el año pasado, frente al 13,6% de 2019.

Feedzy

0
    0
    Tu carrito
    Tu carrito está vacíoRegresar para ver