EE.UU. admite que mató a 10 civiles y que apuntó al vehículo equivocado en ataque aéreo en Kabul

(CNN) — Una investigación militar de Estados Unidos sobre un mortífero ataque con dron en Kabul descubrió que mató a 10 civiles y que el conductor y el vehículo contra el que iba dirigido el ataque probablemente no eran una amenaza asociada al ISIS-K, según un funcionario militar estadounidense familiarizado con la investigación.

El general Frank McKenzie, jefe del Comando Central de Estados Unidos, dijo a periodistas en el Pentágono este viernes que el ataque fue un «error» y ofreció una disculpa.

«Este ataque se realizó con la convicción de que evitaría una amenaza inminente para nuestras fuerzas y los evacuados en el aeropuerto, pero fue un error y ofrezco mis más sinceras disculpas», dijo Mckenzie.

McKenzie agregó que él es «totalmente responsable de este ataque y este trágico resultado».

El Pentágono había sostenido que al menos un facilitador de ISIS-K y tres civiles murieron en lo que el presidente del Estado Mayor Conjunto, el general Mark Milley, había llamado previamente un «ataque justo» en el complejo el 29 de agosto. La investigación publicada este viernes encontró que todos los muertos en el complejo residencial eran civiles.

En el período previo al ataque, los operadores de drones vigilaron el patio durante 4 a 5 minutos. En ese momento, un conductor masculino abandonó el vehículo. Un niño estaba el vehículo y otros niños estaban presentes en el automóvil y en el patio, como le había dicho a CNN la familia Ahmadi.

Los militares se basaron en un estándar de certeza razonable para lanzar el ataque contra el vehículo. Trágicamente, era el vehículo equivocado, dijo el funcionario, añadiendo que ninguna certeza razonable es una certeza del 100%.

Anteriormente, el Comando Central apuntó a la existencia de «explosiones secundarias significativas» como evidencia de una «cantidad sustancial de material explosivo» en el vehículo. Este viernes, la fuente militar dijo que después de revisar las imágenes de los sensores de infrarrojos ya no caracterizarían esto como una explosión.

El funcionario estadounidense dijo que en el tiempo previo al ataque, Estados Unidos tenía al menos 60 informes de inteligencia diferentes sobre amenazas hacia las fuerzas estadounidenses en el Aeropuerto Internacional Hamid Karzai.

(CNN) — Una investigación militar de Estados Unidos sobre un mortífero ataque con dron en Kabul descubrió que mató a 10 civiles y que el conductor y el vehículo contra el que iba dirigido el ataque probablemente no eran una amenaza asociada al ISIS-K, según un funcionario militar estadounidense familiarizado con la investigación.

El general Frank McKenzie, jefe del Comando Central de Estados Unidos, dijo a periodistas en el Pentágono este viernes que el ataque fue un «error» y ofreció una disculpa.

«Este ataque se realizó con la convicción de que evitaría una amenaza inminente para nuestras fuerzas y los evacuados en el aeropuerto, pero fue un error y ofrezco mis más sinceras disculpas», dijo Mckenzie.

McKenzie agregó que él es «totalmente responsable de este ataque y este trágico resultado».

El Pentágono había sostenido que al menos un facilitador de ISIS-K y tres civiles murieron en lo que el presidente del Estado Mayor Conjunto, el general Mark Milley, había llamado previamente un «ataque justo» en el complejo el 29 de agosto. La investigación publicada este viernes encontró que todos los muertos en el complejo residencial eran civiles.

En el período previo al ataque, los operadores de drones vigilaron el patio durante 4 a 5 minutos. En ese momento, un conductor masculino abandonó el vehículo. Un niño estaba el vehículo y otros niños estaban presentes en el automóvil y en el patio, como le había dicho a CNN la familia Ahmadi.

Los militares se basaron en un estándar de certeza razonable para lanzar el ataque contra el vehículo. Trágicamente, era el vehículo equivocado, dijo el funcionario, añadiendo que ninguna certeza razonable es una certeza del 100%.

Anteriormente, el Comando Central apuntó a la existencia de «explosiones secundarias significativas» como evidencia de una «cantidad sustancial de material explosivo» en el vehículo. Este viernes, la fuente militar dijo que después de revisar las imágenes de los sensores de infrarrojos ya no caracterizarían esto como una explosión.

El funcionario estadounidense dijo que en el tiempo previo al ataque, Estados Unidos tenía al menos 60 informes de inteligencia diferentes sobre amenazas hacia las fuerzas estadounidenses en el Aeropuerto Internacional Hamid Karzai.

Feedzy

0
    0
    Tu carrito
    Tu carrito está vacíoRegresar para ver