Dosis de refuerzo de la vacuna de covid-19 pueden comenzar a aplicarse a algunos adultos de EE.UU.; los CDC se apartan parcialmente de las recomendaciones de sus asesores

(CNN) — Tras días de un largo debate entre los expertos en vacunas, las dosis de refuerzo de la vacuna Pfizer/BioNTech contra el covid-19 ahora se pueden administrar oficialmente a algunos adultos en Estados Unidos.

El viernes por la mañana temprano, la directora de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU., la Dra. Rochelle Walensky, se apartó de los asesores de vacunas independientes de la agencia para recomendar refuerzos para un grupo más amplio de personas: aquellas de 18 a 64 años que tienen un mayor riesgo de covid-19 debido a sus lugares de trabajo o entornos institucionales, además de los adultos mayores, los residentes de centros de atención a largo plazo y algunas personas con problemas de salud subyacentes.

La recomendación de los CDC incluye las recomendaciones hechas por su Comité Asesor sobre Prácticas de Inmunización el jueves, cuando votó para recomendar refuerzos para personas mayores de 65 años y residentes de centros de atención a largo plazo que recibieron la serie de vacunas Pfizer / BioNTech contra el covid-19 al menos Hace 6 meses y personas de 50 a 64 años con afecciones médicas subyacentes.

Los CDC también respaldaron la recomendación de los asesores de vacunas de que las personas de 18 a 49 años con afecciones médicas subyacentes pueden recibir un refuerzo en función de sus beneficios y riesgos individuales.

Sin embargo, los miembros del ACIP votaron 9-6 en contra de recomendar refuerzos para personas de 18 a 64 años que estaban en mayor riesgo debido a su entorno laboral o institucional, como trabajadores de la salud, cuidadores de personas frágiles o inmunodeprimidas, personas en refugios para personas sin hogar y personas en instalaciones correccionales.

La recomendación de Walensky se alineó con la Administración de Alimentos y Medicinas de Estados Unidos, que el miércoles otorgó la autorización de uso de emergencia para una dosis de refuerzo de la vacuna de covid-19 de Pfizer en personas de 65 años o más, personas con alto riesgo de enfermedad grave y personas cuyos trabajos los ponen en riesgo de infección.

«Como directora de los CDC, es mi trabajo reconocer en dónde nuestras acciones pueden tener el mayor impacto. En los CDC, tenemos la tarea de analizar datos complejos, a menudo imperfectos, para hacer recomendaciones concretas que optimicen la salud. En una pandemia, incluso con incertidumbre, debemos tomar acciones que anticipamos que harán el bien mayor», dijo Walensky en el comunicado.

J&J dice que se necesita dosis de refuerzo de la vacuna 1:11

«Creo que podemos servir mejor a las necesidades de salud pública de la nación al proporcionar dosis de refuerzo para los ancianos, los que se encuentran en centros de atención a largo plazo, las personas con afecciones médicas subyacentes y los adultos con alto riesgo de enfermedad por exposición ocupacional e institucional al covid-19. Esto se alinea con la autorización de refuerzo de la FDA y hace que estos grupos sean elegibles para una dosis de refuerzo. Hoy, ACIP solo revisó los datos de la vacuna Pfizer-BioNTech. Abordaremos, con el mismo sentido de urgencia, las recomendaciones para las vacunas Moderna y J&J tan pronto como esos datos estén disponibles».

Los debates sobre refuerzos aumentaron en agosto cuando los funcionarios de salud de EE.UU. anunciaron que Estados Unidos los ofrecería a las personas que habían recibido vacunas de ARNm unos ocho meses antes, en espera de la aprobación de la FDA y los CDC. Sin embargo, los datos sobre la seguridad y eficacia de las dosis de refuerzo fueron limitados.

Pfizer había pedido a la FDA la aprobación total de una dosis de refuerzo para todas las personas de 16 años o más seis meses después de haber sido completamente inmunizadas con dos inyecciones. La compañía argumentó que tenía suficiente evidencia de que la inmunidad comienza a disminuir después de seis meses y que la administración de un refuerzo restaura la inmunidad de manera segura.

Se están generando más datos sobre las dosis de refuerzo en los Estados Unidos e Israel, en particular, y la elegibilidad para los refuerzos puede abrirse en el futuro.
Moderna ha pedido a la FDA que autorice las inyecciones de refuerzo para su vacuna, pero hasta ahora la FDA solo ha considerado la oferta de Pfizer. Johnson & Johnson publicó esta semana datos parciales que indicaban que una dosis de refuerzo aumentaba considerablemente la inmunidad, pero la compañía aún no ha solicitado a la FDA considerar una dosis de vacuna de refuerzo.

(CNN) — Tras días de un largo debate entre los expertos en vacunas, las dosis de refuerzo de la vacuna Pfizer/BioNTech contra el covid-19 ahora se pueden administrar oficialmente a algunos adultos en Estados Unidos.

El viernes por la mañana temprano, la directora de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU., la Dra. Rochelle Walensky, se apartó de los asesores de vacunas independientes de la agencia para recomendar refuerzos para un grupo más amplio de personas: aquellas de 18 a 64 años que tienen un mayor riesgo de covid-19 debido a sus lugares de trabajo o entornos institucionales, además de los adultos mayores, los residentes de centros de atención a largo plazo y algunas personas con problemas de salud subyacentes.

Asesores de los CDC recomiendan la aplicación de la dosis de refuerzo de Pfizer a ciertos adultos

La recomendación de los CDC incluye las recomendaciones hechas por su Comité Asesor sobre Prácticas de Inmunización el jueves, cuando votó para recomendar refuerzos para personas mayores de 65 años y residentes de centros de atención a largo plazo que recibieron la serie de vacunas Pfizer / BioNTech contra el covid-19 al menos Hace 6 meses y personas de 50 a 64 años con afecciones médicas subyacentes.

Los CDC también respaldaron la recomendación de los asesores de vacunas de que las personas de 18 a 49 años con afecciones médicas subyacentes pueden recibir un refuerzo en función de sus beneficios y riesgos individuales.

Claves para entender recomendación sobre refuerzo de Pfizer 1:05

Sin embargo, los miembros del ACIP votaron 9-6 en contra de recomendar refuerzos para personas de 18 a 64 años que estaban en mayor riesgo debido a su entorno laboral o institucional, como trabajadores de la salud, cuidadores de personas frágiles o inmunodeprimidas, personas en refugios para personas sin hogar y personas en instalaciones correccionales.

La recomendación de Walensky se alineó con la Administración de Alimentos y Medicinas de Estados Unidos, que el miércoles otorgó la autorización de uso de emergencia para una dosis de refuerzo de la vacuna de covid-19 de Pfizer en personas de 65 años o más, personas con alto riesgo de enfermedad grave y personas cuyos trabajos los ponen en riesgo de infección.

«Como directora de los CDC, es mi trabajo reconocer en dónde nuestras acciones pueden tener el mayor impacto. En los CDC, tenemos la tarea de analizar datos complejos, a menudo imperfectos, para hacer recomendaciones concretas que optimicen la salud. En una pandemia, incluso con incertidumbre, debemos tomar acciones que anticipamos que harán el bien mayor», dijo Walensky en el comunicado.

J&J dice que se necesita dosis de refuerzo de la vacuna 1:11

«Creo que podemos servir mejor a las necesidades de salud pública de la nación al proporcionar dosis de refuerzo para los ancianos, los que se encuentran en centros de atención a largo plazo, las personas con afecciones médicas subyacentes y los adultos con alto riesgo de enfermedad por exposición ocupacional e institucional al covid-19. Esto se alinea con la autorización de refuerzo de la FDA y hace que estos grupos sean elegibles para una dosis de refuerzo. Hoy, ACIP solo revisó los datos de la vacuna Pfizer-BioNTech. Abordaremos, con el mismo sentido de urgencia, las recomendaciones para las vacunas Moderna y J&J tan pronto como esos datos estén disponibles».

Los debates sobre refuerzos aumentaron en agosto cuando los funcionarios de salud de EE.UU. anunciaron que Estados Unidos los ofrecería a las personas que habían recibido vacunas de ARNm unos ocho meses antes, en espera de la aprobación de la FDA y los CDC. Sin embargo, los datos sobre la seguridad y eficacia de las dosis de refuerzo fueron limitados.

Pfizer había pedido a la FDA la aprobación total de una dosis de refuerzo para todas las personas de 16 años o más seis meses después de haber sido completamente inmunizadas con dos inyecciones. La compañía argumentó que tenía suficiente evidencia de que la inmunidad comienza a disminuir después de seis meses y que la administración de un refuerzo restaura la inmunidad de manera segura.

Se están generando más datos sobre las dosis de refuerzo en los Estados Unidos e Israel, en particular, y la elegibilidad para los refuerzos puede abrirse en el futuro.
Moderna ha pedido a la FDA que autorice las inyecciones de refuerzo para su vacuna, pero hasta ahora la FDA solo ha considerado la oferta de Pfizer. Johnson & Johnson publicó esta semana datos parciales que indicaban que una dosis de refuerzo aumentaba considerablemente la inmunidad, pero la compañía aún no ha solicitado a la FDA considerar una dosis de vacuna de refuerzo.

Feedzy

0
    0
    Tu carrito
    Tu carrito está vacíoRegresar para ver