Video de la cámara corporal muestra a agentes de policía de Dayton, Ohio, arrastrando a un hombre negro parapléjico fuera de su coche durante un control de tránsito

(CNN) — Un hombre negro parapléjico de Ohio ha presentado una denuncia ante la Asociación Nacional para el Progreso de las Personas de Color (NAACP, por sus siglas en inglés) después de que un video mostrara a los agentes de policía sacándole de un auto por el pelo y los brazos durante un control de tránsito a finales del mes pasado.

«Me arrastraron hasta su vehículo como si fuera un perro, como si fuera basura», recordó Clifford Owensby, de 39 años, en una rueda de prensa este domingo.

Owensby acusó al Departamento de Policía de Dayton (DPD) de caracterización, detención ilegal, registro e incautación ilegal, y de no haberle leído sus derechos antes de ser llevado a la cárcel, dijo el presidente de la NAACP de la Unidad de Dayton, Derrick Forward, en la conferencia de prensa.

El viernes, el Departamento de Policía hizo público un video de casi 12 minutos de duración con las imágenes de las cámaras corporales tomadas en el incidente del 30 de septiembre.

Los agentes llamaron a la unidad K-9 de detección de narcóticos porque observaron a Owensby salir de una supuesta casa de drogas en la zona que habían estado vigilando, dijo el comandante de la policía de Dayton Brian Johns en una sesión informativa grabada. Añadió que, basándose en su historial de delitos relacionados con las drogas y las armas, junto con la observación de que había salido de la residencia en cuestión, los agentes solicitaron un K-9 de detección de narcóticos para que realizara un olfateo del vehículo.

«La política del Departamento de Policía de Dayton requiere que los ocupantes del vehículo salgan por su propia seguridad y por la seguridad del agente K-9 para realizar este olfateo de aire libre», dijo Johns.

Lo que muestra el video

Según el video, poco después de la llamada por radio, uno de los agentes se dirige a Owensby, que está en el asiento del conductor, y le pide que salga.

Owensby se niega y luego le dice al agente que no puede porque está paralizado. «Soy parapléjico», dice Owensby. «Recibí ayuda para entrar».

El agente le dice a Owensby que le ayudará a salir del vehículo, pero Owensby le dice al agente que no le toque y le pide que llame a un superior. El agente responde diciendo que llamará a su superior, pero que Owensby debe salir primero del coche.

«Así que puedes cooperar y salir del coche, o te sacaré a rastras del coche. ¿Ves tus dos opciones aquí?», le grita el agente a Owensby, que repite su petición de que los agentes llamen a un superior.

Segundos después, dos agentes agarran a Owensby y se produce un forcejeo. Uno de los agentes le agarra por el brazo y el cuello y luego le agarra por el pelo y le arrastra fuera del vehículo. En el vídeo se ve a Owensby forcejeando en el pavimento, gritando pidiendo ayuda mientras los dos agentes proceden a someterlo.

Johns dijo que Owensby fue trasladado a un hospital local donde fue examinado por posibles lesiones y fue dado de alta. El comandante de la policía también dijo que los agentes recuperaron una bolsa de dinero en efectivo del vehículo de Owensby que contenía US$ 22.450.

Owensby dijo este domingo que el dinero eran sus ahorros y que no se encontraron armas ni drogas en el registro. No se le acusó de ningún delito relacionado con las drogas.

Las acusaciones de la policía contra Owensby

Un informe de incidentes de la policía de DPD muestra que Owensby fue acusado de obstruir los asuntos oficiales y de resistirse al arresto, ambos delitos menores.

«Tengo pesadillas», dijo Owensby sobre la detención. «No debería tener que salir de mi casa todos los días preguntándome si me va a volver a pasar esto».

CNN se ha puesto en contacto con James Willis, el abogado que representa a Owensby en este asunto, para que haga comentarios.

Amy Simonson de CNN contribuyó a este informe.

abuso policial
Ohio

(CNN) — Un hombre negro parapléjico de Ohio ha presentado una denuncia ante la Asociación Nacional para el Progreso de las Personas de Color (NAACP, por sus siglas en inglés) después de que un video mostrara a los agentes de policía sacándole de un auto por el pelo y los brazos durante un control de tránsito a finales del mes pasado.

«Me arrastraron hasta su vehículo como si fuera un perro, como si fuera basura», recordó Clifford Owensby, de 39 años, en una rueda de prensa este domingo.

Owensby acusó al Departamento de Policía de Dayton (DPD) de caracterización, detención ilegal, registro e incautación ilegal, y de no haberle leído sus derechos antes de ser llevado a la cárcel, dijo el presidente de la NAACP de la Unidad de Dayton, Derrick Forward, en la conferencia de prensa.

El viernes, el Departamento de Policía hizo público un video de casi 12 minutos de duración con las imágenes de las cámaras corporales tomadas en el incidente del 30 de septiembre.

Los agentes llamaron a la unidad K-9 de detección de narcóticos porque observaron a Owensby salir de una supuesta casa de drogas en la zona que habían estado vigilando, dijo el comandante de la policía de Dayton Brian Johns en una sesión informativa grabada. Añadió que, basándose en su historial de delitos relacionados con las drogas y las armas, junto con la observación de que había salido de la residencia en cuestión, los agentes solicitaron un K-9 de detección de narcóticos para que realizara un olfateo del vehículo.

«La política del Departamento de Policía de Dayton requiere que los ocupantes del vehículo salgan por su propia seguridad y por la seguridad del agente K-9 para realizar este olfateo de aire libre», dijo Johns.

Lo que muestra el video

Según el video, poco después de la llamada por radio, uno de los agentes se dirige a Owensby, que está en el asiento del conductor, y le pide que salga.

Owensby se niega y luego le dice al agente que no puede porque está paralizado. «Soy parapléjico», dice Owensby. «Recibí ayuda para entrar».

El agente le dice a Owensby que le ayudará a salir del vehículo, pero Owensby le dice al agente que no le toque y le pide que llame a un superior. El agente responde diciendo que llamará a su superior, pero que Owensby debe salir primero del coche.

«Así que puedes cooperar y salir del coche, o te sacaré a rastras del coche. ¿Ves tus dos opciones aquí?», le grita el agente a Owensby, que repite su petición de que los agentes llamen a un superior.

Segundos después, dos agentes agarran a Owensby y se produce un forcejeo. Uno de los agentes le agarra por el brazo y el cuello y luego le agarra por el pelo y le arrastra fuera del vehículo. En el vídeo se ve a Owensby forcejeando en el pavimento, gritando pidiendo ayuda mientras los dos agentes proceden a someterlo.

Johns dijo que Owensby fue trasladado a un hospital local donde fue examinado por posibles lesiones y fue dado de alta. El comandante de la policía también dijo que los agentes recuperaron una bolsa de dinero en efectivo del vehículo de Owensby que contenía US$ 22.450.

Owensby dijo este domingo que el dinero eran sus ahorros y que no se encontraron armas ni drogas en el registro. No se le acusó de ningún delito relacionado con las drogas.

Las acusaciones de la policía contra Owensby

Un informe de incidentes de la policía de DPD muestra que Owensby fue acusado de obstruir los asuntos oficiales y de resistirse al arresto, ambos delitos menores.

«Tengo pesadillas», dijo Owensby sobre la detención. «No debería tener que salir de mi casa todos los días preguntándome si me va a volver a pasar esto».

CNN se ha puesto en contacto con James Willis, el abogado que representa a Owensby en este asunto, para que haga comentarios.

Amy Simonson de CNN contribuyó a este informe.

Feedzy

0
    0
    Tu carrito
    Tu carrito está vacíoRegresar para ver