Comisión que investiga el ataque del 6 de enero aprueba informe para declarar a Steve Bannon en desacato al Congreso. ¿Qué sigue ahora?

(CNN) — La comisión de la Cámara de Representantes que investiga el atentado del 6 de enero en el Capitolio de Estados Unidos aprobó el martes por la noche por unanimidad un informe para declarar a Steve Bannon, uno de los aliados más cercanos del expresidente Trump, en desacato al Congreso.

Ahora el informe se remitirá a la Cámara para su votación.

El presidente de la comisión, Bennie Thompson, dijo a CNN el martes que espera que el pleno de la Cámara vote sobre los cargos de desacato criminal de Bannon antes del final de la semana. Una fuente familiarizada con el calendario del pleno dijo que el plan es que la cámara vote el jueves.

Después de la votación en el pleno de la Cámara, se remitiría al Departamento de Justicia.

El informe de desacato, que se hizo público el lunes por la noche, describe los esfuerzos realizados por la comisión para conseguir que un testigo cumpla con la citación y el incumplimiento por parte del testigo.

Esto marca un hito crítico en la investigación, ya que el panel espera que incluso la remota amenaza de la cárcel inspire a cooperar a más testigos alineados con Trump.

Mira el asalto al Capitolio desde el medio de la multitud 0:42

Cualquier individuo que sea declarado culpable de desacato al Congreso es entonces culpable de un delito que puede resultar en una multa y entre uno y 12 meses de prisión. Pero este proceso rara vez se invoca y rara vez conduce a la cárcel.

¿Qué puede pasar con Steve Bannon?

Tan grave como suena una remisión por desacato criminal, la decisión de la Cámara de utilizar el Departamento de Justicia puede ser más una advertencia que una solución. Mantener a Bannon en desacato criminal a través de un enjuiciamiento podría llevar años, e históricamente, los casos de desacato criminal se han descarrilado por apelaciones y absoluciones.

La comisión envió una carta a Bannon, el viernes, rechazando su argumento para no cumplir con su citación y desestimó su reclamo de privilegio ejecutivo, particularmente en lo que se refiere a sus comunicaciones con personas distintas de Trump, según una copia obtenida por CNN.

Bannon ha argumentado anteriormente que no puede cooperar con la comisión hasta que los asuntos de privilegio ejecutivo sean resueltos por los tribunales, pero la respuesta del viernes deja en claro que el panel cree que su «negativa voluntaria a cumplir con la citación constituye una violación de la ley federal».

«Como se explicó en la carta de la Comisión Selecta, el 8 de octubre de 2021 […] el expresidente no ha comunicado tal afirmación de privilegio, ya sea formal o informalmente, a la Comisión Selecta. Además, creemos que tal afirmación de privilegio —si lo hace el expresidente— no impedirá que la Comisión Selecta obtenga legalmente la información que busca», dice la carta.

Video de golpes a policías el 6 de enero en el Capitolio 0:30

E incluso si la comisión estaba «inclinada a aceptar la premisa infundada» de que el privilegio ejecutivo llega a las comunicaciones entre Bannon y Trump, la carta señala que Bannon «no goza de ninguna forma de inmunidad absoluta para testificar o presentar documentos en respuesta a una citación del Congreso».

CNN se ha puesto en contacto con el abogado de Bannon en busca de comentarios. La carta fue reportada por primera vez por The Washington Post.

La decisión del panel

El abogado de Bannon, Robert Costello, escribió al panel la noche anterior a la fecha programada para que Bannon compareciera para una declaración privada, alegando que la comisión que acusaba a su cliente de desafío era «inapropiada».

Costello dijo que Bannon no estaba ignorando la solicitud del panel, sino que estaba siguiendo las instrucciones de Trump en sus esfuerzos por defender el privilegio ejecutivo. Costello también escribió que Bannon no cooperaría con el panel hasta que se llegara a un acuerdo entre el panel y Trump con respecto a sus reclamos de privilegio.

«Hasta que llegue a un acuerdo con el presidente Trump o reciba una decisión judicial sobre el alcance, el alcance y las aplicaciones del privilegio ejecutivo, a fin de preservar el reclamo de los privilegios ejecutivos y de otro tipo, el señor Bannon no producirá documentos o testificará», decía la carta.

Un día después, la comisión anunció oficialmente su decisión de seguir adelante con un desprecio criminal por Bannon, un esfuerzo que comienza con la reunión y la votación del martes.

En una carta obtenida por CNN el lunes, el abogado adjunto de la Casa Blanca, Jonathan Su, le dijo a Costello que la administración de Biden no apoyará ningún intento de Bannon de negarse a cooperar con la comisión por motivos de privilegio ejecutivo.

Su le informó a Costello que Biden ha determinado que cualquiera de las interacciones de Bannon con alguien en la Casa Blanca, después de dejar la administración Trump, es un juego limpio para la investigación del panel.

«Como ustedes saben, el mandato de Bannon como empleado de la Casa Blanca terminó en 2017», escribió Su. «En la medida en que cualquier privilegio pueda aplicarse a Bannon, sus conversaciones con el expresidente o el personal de la Casa Blanca después de la conclusión de su mandato, el presidente Biden ya ha determinado que una afirmación del privilegio ejecutivo no es de interés público y, por lo tanto, no está justificado respecto a ciertos temas dentro del ámbito de la Comisión Selecta».

— Katelyn Polantz, de CNN, contribuyó a este informe.

Asalto al Capitolio
Steve Bannon

(CNN) — La comisión de la Cámara de Representantes que investiga el atentado del 6 de enero en el Capitolio de Estados Unidos aprobó el martes por la noche por unanimidad un informe para declarar a Steve Bannon, uno de los aliados más cercanos del expresidente Trump, en desacato al Congreso.

Ahora el informe se remitirá a la Cámara para su votación.

El presidente de la comisión, Bennie Thompson, dijo a CNN el martes que espera que el pleno de la Cámara vote sobre los cargos de desacato criminal de Bannon antes del final de la semana. Una fuente familiarizada con el calendario del pleno dijo que el plan es que la cámara vote el jueves.

Después de la votación en el pleno de la Cámara, se remitiría al Departamento de Justicia.

El informe de desacato, que se hizo público el lunes por la noche, describe los esfuerzos realizados por la comisión para conseguir que un testigo cumpla con la citación y el incumplimiento por parte del testigo.

Esto marca un hito crítico en la investigación, ya que el panel espera que incluso la remota amenaza de la cárcel inspire a cooperar a más testigos alineados con Trump.

Trump amenaza con usar el privilegio ejecutivo mientras una comisión de la Cámara de Representantes busca documentos de las agencias sobre el ataque del 6 de enero Mira el asalto al Capitolio desde el medio de la multitud 0:42

Cualquier individuo que sea declarado culpable de desacato al Congreso es entonces culpable de un delito que puede resultar en una multa y entre uno y 12 meses de prisión. Pero este proceso rara vez se invoca y rara vez conduce a la cárcel.

¿Qué puede pasar con Steve Bannon?

Tan grave como suena una remisión por desacato criminal, la decisión de la Cámara de utilizar el Departamento de Justicia puede ser más una advertencia que una solución. Mantener a Bannon en desacato criminal a través de un enjuiciamiento podría llevar años, e históricamente, los casos de desacato criminal se han descarrilado por apelaciones y absoluciones.

La comisión envió una carta a Bannon, el viernes, rechazando su argumento para no cumplir con su citación y desestimó su reclamo de privilegio ejecutivo, particularmente en lo que se refiere a sus comunicaciones con personas distintas de Trump, según una copia obtenida por CNN.

Bannon ha argumentado anteriormente que no puede cooperar con la comisión hasta que los asuntos de privilegio ejecutivo sean resueltos por los tribunales, pero la respuesta del viernes deja en claro que el panel cree que su «negativa voluntaria a cumplir con la citación constituye una violación de la ley federal».

«Como se explicó en la carta de la Comisión Selecta, el 8 de octubre de 2021 […] el expresidente no ha comunicado tal afirmación de privilegio, ya sea formal o informalmente, a la Comisión Selecta. Además, creemos que tal afirmación de privilegio —si lo hace el expresidente— no impedirá que la Comisión Selecta obtenga legalmente la información que busca», dice la carta.

OPINIÓN | Los problemas para Steve Bannon apenas comienzan Video de golpes a policías el 6 de enero en el Capitolio 0:30

E incluso si la comisión estaba «inclinada a aceptar la premisa infundada» de que el privilegio ejecutivo llega a las comunicaciones entre Bannon y Trump, la carta señala que Bannon «no goza de ninguna forma de inmunidad absoluta para testificar o presentar documentos en respuesta a una citación del Congreso».

CNN se ha puesto en contacto con el abogado de Bannon en busca de comentarios. La carta fue reportada por primera vez por The Washington Post.

La decisión del panel

El abogado de Bannon, Robert Costello, escribió al panel la noche anterior a la fecha programada para que Bannon compareciera para una declaración privada, alegando que la comisión que acusaba a su cliente de desafío era «inapropiada».

Costello dijo que Bannon no estaba ignorando la solicitud del panel, sino que estaba siguiendo las instrucciones de Trump en sus esfuerzos por defender el privilegio ejecutivo. Costello también escribió que Bannon no cooperaría con el panel hasta que se llegara a un acuerdo entre el panel y Trump con respecto a sus reclamos de privilegio.

«Hasta que llegue a un acuerdo con el presidente Trump o reciba una decisión judicial sobre el alcance, el alcance y las aplicaciones del privilegio ejecutivo, a fin de preservar el reclamo de los privilegios ejecutivos y de otro tipo, el señor Bannon no producirá documentos o testificará», decía la carta.

Un día después, la comisión anunció oficialmente su decisión de seguir adelante con un desprecio criminal por Bannon, un esfuerzo que comienza con la reunión y la votación del martes.

ANÁLISIS | La comisión del 6 de enero expone una oscura verdad al ir tras Bannon

En una carta obtenida por CNN el lunes, el abogado adjunto de la Casa Blanca, Jonathan Su, le dijo a Costello que la administración de Biden no apoyará ningún intento de Bannon de negarse a cooperar con la comisión por motivos de privilegio ejecutivo.

Su le informó a Costello que Biden ha determinado que cualquiera de las interacciones de Bannon con alguien en la Casa Blanca, después de dejar la administración Trump, es un juego limpio para la investigación del panel.

«Como ustedes saben, el mandato de Bannon como empleado de la Casa Blanca terminó en 2017», escribió Su. «En la medida en que cualquier privilegio pueda aplicarse a Bannon, sus conversaciones con el expresidente o el personal de la Casa Blanca después de la conclusión de su mandato, el presidente Biden ya ha determinado que una afirmación del privilegio ejecutivo no es de interés público y, por lo tanto, no está justificado respecto a ciertos temas dentro del ámbito de la Comisión Selecta».

— Katelyn Polantz, de CNN, contribuyó a este informe.

Feedzy

0
    0
    Tu carrito
    Tu carrito está vacíoRegresar para ver