Lo que aprendimos tras los testimonios en el juicio por el asesinato de Ahmaud Arbery

(CNN) — Los argumentos de cierre comienzan este lunes en el juicio por el asesinato de Ahmaud Arbery, después de que los miembros del jurado escucharan a más de 20 testigos, incluido el hombre que disparó y mató al joven corredor de 25 años.

Travis McMichael, que subió al estrado la semana pasada, su padre Gregory McMichael y su vecino William Bryan Jr, se enfrentan a cargos que incluyen asesinato con alevosía y delito grave en la muerte de Arbery, un hombre negro que fue perseguido por el trío el 23 de febrero de 2020, en el barrio de Satilla Shores, cerca de Brunswick, Georgia.

Los abogados de la defensa sostienen que los McMichael estaban tratando de llevar a cabo un arresto ciudadano de Arbery, de quien sospechaban que había robado después de que ellos y varios vecinos se preocuparan por unos individuos que entraban en una casa cercana en construcción. Bryan, tras ver a los McMichael persiguiendo a Arbery, intentó cortarle el paso, le siguió y grabó con su teléfono móvil el vídeo de la persecución y los disparos, dijo la defensa. El menor de los McMichael testificó que disparó a Arbery en defensa propia mientras luchaban por la escopeta de McMichael. Los tres acusados se han declarado inocentes.

La familia de Arbery ha dicho que había salido a correr cuando fue asesinado, y las autoridades dijeron que estaba desarmado. Los fiscales dijeron que los acusados localizaron y mataron a Arbery «basándose en suposiciones».

Ahmaud Arbery.

Se espera que el jurado comience pronto a deliberar sobre el destino de los tres hombres blancos acusados del asesinato, y a continuación repasamos lo que escuchamos durante el testimonio.

Travis McMichael dijo que fue atacado por Arbery

El más joven de los McMichael subió al estrado como primer testigo de la defensa y dijo al tribunal que sentía que estaba en una «situación de vida o muerte» cuando disparó a Arbery.

Al principio de su testimonio, dijo que había un nivel creciente de delincuencia, incluyendo robos de vehículos, en el barrio donde vivía con sus padres en los 18 meses anteriores al asesinato de Arbery.

Otros residentes declararon que estaban al tanto de los incidentes de delitos menores en el barrio. Uno de ellos dijo que habían comenzado hace más de 15 años. Otra vecina, Sube Lawrence, dijo que se mantenía al tanto de la delincuencia en una página de Facebook del barrio y que un vecino le avisaba si había una «persona sospechosa merodeando» en la casa cercana en construcción, para que Lawrence pudiera llevar a sus hijos al interior.

Travis McMichael testificó que el 11 de febrero de 2020 vio a alguien ‘»arrastrándose entre las sombras» en el vecindario, salió de su camioneta y se enfrentó a un hombre negro, que, según dijo, pareció meter la mano en su bolsillo. Travis McMichael asumió que el hombre estaba armado, saltó de nuevo a su vehículo y la persona corrió hacia la casa en construcción, testificó. El menor de los McMichael dijo que llamó a la policía y volvió a la casa con su padre. Las autoridades nunca vieron, hablaron o capturaron a la persona que dijo haber visto esa noche, declaró.

Tercer arresto en caso Arbery: el hombre que grabó su muerte 2:06

El día del tiroteo, el mayor de los McMichael entró en su casa y dijo: «El tipo que ha estado entrando en la calle acaba de pasar por la casa, ha pasado algo», declaró Travis McMichael.

El padre y el hijo subieron a su camioneta y finalmente alcanzaron a Arbery, que estaba corriendo por el barrio, y Travis McMichael hizo al menos dos intentos de hablar con él mientras aún estaban en su vehículo. Testificó que Arbery no le habló, pero volvió a salir corriendo una vez que Travis McMichael mencionó que venía la policía.

El más joven de los McMichael testificó sobre el camino que tomaron a través del vecindario mientras seguían a Arbery, añadiendo que en un momento dado se dio cuenta de que había otra camioneta cerca de Arbery, y vio al corredor aparentemente «agarrando» el vehículo. Los fiscales sostienen que Bryan, el tercer acusado, se subió a su camión y se unió a la persecución sin saber lo que estaba pasando y golpeó a Arbery con su vehículo.

Bajo el interrogatorio de la fiscal Linda Dunikoski, el acusado reconoció que nunca vio a Arbery armado durante la persecución, que nunca escuchó a Arbery amenazarle verbalmente y que Arbery nunca respondió ni mostró interés en conversar con McMichael.

Al final de la persecución, y después de que Travis McMichael se bajara y apuntara con su arma a Arbery mientras éste corría en su dirección, testificó que llegó a la parte delantera de su camioneta, donde hizo el primer contacto con Arbery. Travis McMichael testificó que Arbery agarró la escopeta y le golpeó.

Video muestra a Arbery con la policía en 2017 2:32

«Le disparé», dijo al tribunal. «Tenía mi pistola, me golpeó, era obvio… que me estaba atacando, que si hubiera conseguido la escopeta, entonces era una situación de vida o muerte».

Los investigadores revelan lo que los acusados dijeron en las entrevistas después del tiroteo

El detective Parker Marcy, del Departamento de Policía del Condado de Glynn, declaró que Gregory McMichael le dijo que nunca vio a Arbery cometer un crimen.

El detective leyó una transcripción de una entrevista que realizó al mayor de los McMichael después del tiroteo, en la que le citó diciendo que había visto videos de la casa en construcción y que había visto a una persona que parecía ser Arbery «entrando, o estando, o deambulando por» el lugar, añadiendo que la casa no tenía puertas ni ventanas desde hacía «bastante más de un año.»

«No creo que el tipo haya robado nada de allí o, si lo hizo, fue al principio de este proceso», citó el detective que dijo McMichael. El detective testificó que Gregory McMichael le dijo que utilizó el teléfono de su hijo durante la persecución el día del tiroteo para llamar al 911 y dijo que si Arbery había dejado de correr planeaban retenerlo, pero no utilizó las palabras «arresto», «arresto ciudadano» o «detener», ni dijo por qué Arbery sería arrestado.

El agente de policía del condado de Glynn, Jeff Brandeberry, que también entrevistó a Gregory McMichael, dijo que este último nunca utilizó las palabras «arresto», «detener» o «allanamiento» cuando hablaron en el lugar del tiroteo.

¿Estuvo Arbery en un altercado días antes de su muerte? 2:43

Roderic Nohilly, sargento de la policía del condado de Glynn, en Georgia, también declaró que Gregory McMichael no sabía durante los interrogatorios policiales si Arbery había cometido un delito antes de que lo persiguieran.

El propietario de la casa dice que no pidió a McMichaels que cuidaran el lugar

El centro del caso ha sido una casa en construcción en el vecindario de Satilla Shores, que los residentes supuestamente habían crecido preocupados por la entrada de personas. Una residente testificó que vio a un hombre negro «muy alto» de pie en la puerta de la casa en algún momento a finales de 2019 o principios de 2020. Durante mucho tiempo, la casa no tenía puertas ni ventanas, declararon los testigos.

El propietario de la casa, Larry English Jr., testificó en una declaración del 24 de septiembre (previamente dijo al tribunal que una condición médica grave le impidió testificar en persona) que las imágenes de vigilancia en su propiedad capturaron a personas varias veces a finales de 2019 y principios de 2020, y en algunos casos, llamó al 911.

English testificó que llamó a las autoridades en octubre de 2019 para denunciar a un individuo que describió como «un tipo de color» con pelo rizado y tatuajes que estaba «investigando por ahí.» Volvió a llamar en noviembre de 2019 cuando vio a una pareja de blancos entrando en su propiedad, y dijo a la policía: «Nos robaron… algunas cosas hace una semana y media, dos semanas allí.» Llamó a las autoridades un día después y dijo que vio en el sitio de construcción al «mismo tipo que estaba allí hace aproximadamente una semana y media, dos semanas».

Se le preguntó a English si alguna vez se habían llevado algo de su obra, a lo que respondió: «No que yo sepa».

El video que hizo avanzar caso del asesinato de Ahmaud Arbery 3:54

Declaró que nunca autorizó a los McMichael a enfrentarse a nadie en su obra. Dijo que aunque no publicó las imágenes de vigilancia en las redes sociales, es posible que se las mostrara a Matt Albenze, un residente del barrio.

Albenze declaró durante el juicio que el día del tiroteo llamó a la policía desde su casa después de ver a Arbery «de pie, mirando» el patio de la casa en construcción, diciendo que el hombre en el patio le hizo pensar en el vídeo que English le mostró.

Dijo que entró en su casa para recuperar su arma de fuego y su teléfono, llamó a la policía y, cuando volvió a salir, pudo ver a Arbery en la casa en construcción pero no pudo ver lo que estaba haciendo.

Declaró que Arbery se marchó entonces y que Albenze entró en su casa sin hablar con nadie más. Dijo que escuchó disparos unos minutos después.

Bryan dijo al agente que sentía «por instinto»que Arbery había hecho algo malo

El abogado de Bryan, Kevin Gough, dijo durante una declaración inicial retrasada que su cliente se unió a la persecución sin intención de dañar a Arbery y que no intentó agredir al corredor con su vehículo. El abogado señaló el video de vigilancia que muestra a Bryan en el porche de su casa cuando se dio cuenta de que Arbery pasaba corriendo, con los McMichael persiguiendo, diciendo que Bryan entró tranquilamente en su casa y recuperó su teléfono móvil y las llaves del vehículo, no su rifle.

El agente especial adjunto a cargo de la Oficina de Investigación de Georgia (GBI), Jason Seacrist, testificó antes en el juicio que Bryan le dijo durante una entrevista en mayo de 2020 que estaba en su porche cuando el sonido de alguien corriendo y el motor de un vehículo llamaron su atención.

Bryan le dijo al agente que había dicho: «¿Lo tienes? Necesitas ayuda?» y luego cogió sus llaves para ir a ver qué pasaba y si podía ayudar, según una transcripción de la entrevista leída por el agente.

Bryan dijo que trató de frenar a Arbery durante la persecución para tomarle una foto, para que «al final ocurriera algo y él no se escapara y los policías no supieran quién era».

Seacrist testificó que preguntó a Bryan por qué la policía necesitaría saber quién era Arbery.

«Porque supuse que había hecho algo malo», respondió Bryan. El agente preguntó a Bryan qué le hizo pensar que Arbery había hecho algo malo.

«Fue sólo un instinto, no lo sé», dijo Bryan, según la transcripción de la entrevista. «Me imaginé que había robado algo», añadió después.

Con información de Devon M. Sayers y Alta Spells.

(CNN) — Los argumentos de cierre comienzan este lunes en el juicio por el asesinato de Ahmaud Arbery, después de que los miembros del jurado escucharan a más de 20 testigos, incluido el hombre que disparó y mató al joven corredor de 25 años.

Travis McMichael, que subió al estrado la semana pasada, su padre Gregory McMichael y su vecino William Bryan Jr, se enfrentan a cargos que incluyen asesinato con alevosía y delito grave en la muerte de Arbery, un hombre negro que fue perseguido por el trío el 23 de febrero de 2020, en el barrio de Satilla Shores, cerca de Brunswick, Georgia.

Lo que sabemos del juicio por la muerte de Ahmaud Arbery: las últimas noticias

Los abogados de la defensa sostienen que los McMichael estaban tratando de llevar a cabo un arresto ciudadano de Arbery, de quien sospechaban que había robado después de que ellos y varios vecinos se preocuparan por unos individuos que entraban en una casa cercana en construcción. Bryan, tras ver a los McMichael persiguiendo a Arbery, intentó cortarle el paso, le siguió y grabó con su teléfono móvil el vídeo de la persecución y los disparos, dijo la defensa. El menor de los McMichael testificó que disparó a Arbery en defensa propia mientras luchaban por la escopeta de McMichael. Los tres acusados se han declarado inocentes.

La familia de Arbery ha dicho que había salido a correr cuando fue asesinado, y las autoridades dijeron que estaba desarmado. Los fiscales dijeron que los acusados localizaron y mataron a Arbery «basándose en suposiciones».

Ahmaud Arbery.

Se espera que el jurado comience pronto a deliberar sobre el destino de los tres hombres blancos acusados del asesinato, y a continuación repasamos lo que escuchamos durante el testimonio.

Travis McMichael dijo que fue atacado por Arbery

El más joven de los McMichael subió al estrado como primer testigo de la defensa y dijo al tribunal que sentía que estaba en una «situación de vida o muerte» cuando disparó a Arbery.

Al principio de su testimonio, dijo que había un nivel creciente de delincuencia, incluyendo robos de vehículos, en el barrio donde vivía con sus padres en los 18 meses anteriores al asesinato de Arbery.

Otros residentes declararon que estaban al tanto de los incidentes de delitos menores en el barrio. Uno de ellos dijo que habían comenzado hace más de 15 años. Otra vecina, Sube Lawrence, dijo que se mantenía al tanto de la delincuencia en una página de Facebook del barrio y que un vecino le avisaba si había una «persona sospechosa merodeando» en la casa cercana en construcción, para que Lawrence pudiera llevar a sus hijos al interior.

Travis McMichael testificó que el 11 de febrero de 2020 vio a alguien ‘»arrastrándose entre las sombras» en el vecindario, salió de su camioneta y se enfrentó a un hombre negro, que, según dijo, pareció meter la mano en su bolsillo. Travis McMichael asumió que el hombre estaba armado, saltó de nuevo a su vehículo y la persona corrió hacia la casa en construcción, testificó. El menor de los McMichael dijo que llamó a la policía y volvió a la casa con su padre. Las autoridades nunca vieron, hablaron o capturaron a la persona que dijo haber visto esa noche, declaró.

El día del tiroteo, el mayor de los McMichael entró en su casa y dijo: «El tipo que ha estado entrando en la calle acaba de pasar por la casa, ha pasado algo», declaró Travis McMichael.

El padre y el hijo subieron a su camioneta y finalmente alcanzaron a Arbery, que estaba corriendo por el barrio, y Travis McMichael hizo al menos dos intentos de hablar con él mientras aún estaban en su vehículo. Testificó que Arbery no le habló, pero volvió a salir corriendo una vez que Travis McMichael mencionó que venía la policía.

El más joven de los McMichael testificó sobre el camino que tomaron a través del vecindario mientras seguían a Arbery, añadiendo que en un momento dado se dio cuenta de que había otra camioneta cerca de Arbery, y vio al corredor aparentemente «agarrando» el vehículo. Los fiscales sostienen que Bryan, el tercer acusado, se subió a su camión y se unió a la persecución sin saber lo que estaba pasando y golpeó a Arbery con su vehículo.

Bajo el interrogatorio de la fiscal Linda Dunikoski, el acusado reconoció que nunca vio a Arbery armado durante la persecución, que nunca escuchó a Arbery amenazarle verbalmente y que Arbery nunca respondió ni mostró interés en conversar con McMichael.

Al final de la persecución, y después de que Travis McMichael se bajara y apuntara con su arma a Arbery mientras éste corría en su dirección, testificó que llegó a la parte delantera de su camioneta, donde hizo el primer contacto con Arbery. Travis McMichael testificó que Arbery agarró la escopeta y le golpeó.

Video muestra a Arbery con la policía en 2017 2:32

«Le disparé», dijo al tribunal. «Tenía mi pistola, me golpeó, era obvio… que me estaba atacando, que si hubiera conseguido la escopeta, entonces era una situación de vida o muerte».

Los investigadores revelan lo que los acusados dijeron en las entrevistas después del tiroteo

El detective Parker Marcy, del Departamento de Policía del Condado de Glynn, declaró que Gregory McMichael le dijo que nunca vio a Arbery cometer un crimen.

El detective leyó una transcripción de una entrevista que realizó al mayor de los McMichael después del tiroteo, en la que le citó diciendo que había visto videos de la casa en construcción y que había visto a una persona que parecía ser Arbery «entrando, o estando, o deambulando por» el lugar, añadiendo que la casa no tenía puertas ni ventanas desde hacía «bastante más de un año.»

«No creo que el tipo haya robado nada de allí o, si lo hizo, fue al principio de este proceso», citó el detective que dijo McMichael. El detective testificó que Gregory McMichael le dijo que utilizó el teléfono de su hijo durante la persecución el día del tiroteo para llamar al 911 y dijo que si Arbery había dejado de correr planeaban retenerlo, pero no utilizó las palabras «arresto», «arresto ciudadano» o «detener», ni dijo por qué Arbery sería arrestado.

El agente de policía del condado de Glynn, Jeff Brandeberry, que también entrevistó a Gregory McMichael, dijo que este último nunca utilizó las palabras «arresto», «detener» o «allanamiento» cuando hablaron en el lugar del tiroteo.

¿Estuvo Arbery en un altercado días antes de su muerte? 2:43

Roderic Nohilly, sargento de la policía del condado de Glynn, en Georgia, también declaró que Gregory McMichael no sabía durante los interrogatorios policiales si Arbery había cometido un delito antes de que lo persiguieran.

El propietario de la casa dice que no pidió a McMichaels que cuidaran el lugar

El centro del caso ha sido una casa en construcción en el vecindario de Satilla Shores, que los residentes supuestamente habían crecido preocupados por la entrada de personas. Una residente testificó que vio a un hombre negro «muy alto» de pie en la puerta de la casa en algún momento a finales de 2019 o principios de 2020. Durante mucho tiempo, la casa no tenía puertas ni ventanas, declararon los testigos.

El propietario de la casa, Larry English Jr., testificó en una declaración del 24 de septiembre (previamente dijo al tribunal que una condición médica grave le impidió testificar en persona) que las imágenes de vigilancia en su propiedad capturaron a personas varias veces a finales de 2019 y principios de 2020, y en algunos casos, llamó al 911.

English testificó que llamó a las autoridades en octubre de 2019 para denunciar a un individuo que describió como «un tipo de color» con pelo rizado y tatuajes que estaba «investigando por ahí.» Volvió a llamar en noviembre de 2019 cuando vio a una pareja de blancos entrando en su propiedad, y dijo a la policía: «Nos robaron… algunas cosas hace una semana y media, dos semanas allí.» Llamó a las autoridades un día después y dijo que vio en el sitio de construcción al «mismo tipo que estaba allí hace aproximadamente una semana y media, dos semanas».

Se le preguntó a English si alguna vez se habían llevado algo de su obra, a lo que respondió: «No que yo sepa».

El video que hizo avanzar caso del asesinato de Ahmaud Arbery 3:54

Declaró que nunca autorizó a los McMichael a enfrentarse a nadie en su obra. Dijo que aunque no publicó las imágenes de vigilancia en las redes sociales, es posible que se las mostrara a Matt Albenze, un residente del barrio.

Albenze declaró durante el juicio que el día del tiroteo llamó a la policía desde su casa después de ver a Arbery «de pie, mirando» el patio de la casa en construcción, diciendo que el hombre en el patio le hizo pensar en el vídeo que English le mostró.

Dijo que entró en su casa para recuperar su arma de fuego y su teléfono, llamó a la policía y, cuando volvió a salir, pudo ver a Arbery en la casa en construcción pero no pudo ver lo que estaba haciendo.

Declaró que Arbery se marchó entonces y que Albenze entró en su casa sin hablar con nadie más. Dijo que escuchó disparos unos minutos después.

Bryan dijo al agente que sentía «por instinto»que Arbery había hecho algo malo

El abogado de Bryan, Kevin Gough, dijo durante una declaración inicial retrasada que su cliente se unió a la persecución sin intención de dañar a Arbery y que no intentó agredir al corredor con su vehículo. El abogado señaló el video de vigilancia que muestra a Bryan en el porche de su casa cuando se dio cuenta de que Arbery pasaba corriendo, con los McMichael persiguiendo, diciendo que Bryan entró tranquilamente en su casa y recuperó su teléfono móvil y las llaves del vehículo, no su rifle.

El agente especial adjunto a cargo de la Oficina de Investigación de Georgia (GBI), Jason Seacrist, testificó antes en el juicio que Bryan le dijo durante una entrevista en mayo de 2020 que estaba en su porche cuando el sonido de alguien corriendo y el motor de un vehículo llamaron su atención.

Bryan le dijo al agente que había dicho: «¿Lo tienes? Necesitas ayuda?» y luego cogió sus llaves para ir a ver qué pasaba y si podía ayudar, según una transcripción de la entrevista leída por el agente.

Bryan dijo que trató de frenar a Arbery durante la persecución para tomarle una foto, para que «al final ocurriera algo y él no se escapara y los policías no supieran quién era».

Seacrist testificó que preguntó a Bryan por qué la policía necesitaría saber quién era Arbery.

«Porque supuse que había hecho algo malo», respondió Bryan. El agente preguntó a Bryan qué le hizo pensar que Arbery había hecho algo malo.

«Fue sólo un instinto, no lo sé», dijo Bryan, según la transcripción de la entrevista. «Me imaginé que había robado algo», añadió después.

Con información de Devon M. Sayers y Alta Spells.

Feedzy

0
    0
    Tu carrito
    Tu carrito está vacíoRegresar para ver