¿Vegetariano? Más bien planetario: cómo pequeños cambios en tu dieta pueden ayudar a salvar el planeta

(CNN) — Comer menos carne y lácteos es una de las formas en que podemos tener un impacto positivo en el futuro del planeta, como han demostrado múltiples estudios sobre el cambio climático.

Pero, como puede decir cualquiera que tenga una suscripción al gimnasio sin usar, lograr mantener un nuevo hábito no es tan sencillo. Sin embargo, en lugar de un enfoque de «todo o nada», lo mejor es dar un paso (o una comida) cada vez.

Si alguna vez has probado el Lunes sin Carne, ser vegano antes de las 6, o cualquier otro método que no sea vegano todo el tiempo en un esfuerzo por reducir tu consumo de carne, probablemente estés en camino de convertirte en planetario.

«Planetarian Life» es un sitio web y una comunidad en línea fundados por la escritora gastronómica y consultora de comunicación Maggy Keet como una forma de alimentación basada en plantas en la que puedes elegir tu propia aventura. La estrategia flexible que expone a través de «fórmulas» de recetas pretende ayudar a la gente a introducirse en una dieta más rica en plantas.

Los ingredientes básicos como las alubias, las especias y las hierbas de este guiso de alubias en sartén de 15 minutos de Maggy Keet, de Planetarian Life, pueden cambiarse para crear diferentes combinaciones de sabores.

Tras el nacimiento de su segundo hijo en 2019, Keet se sintió motivada a realizar cambios al pensar en el tipo de mundo que iban a heredar sus hijos. «Estaba literalmente despierta en medio de la noche teniendo ansiedad climática», dijo. «Acabo de traer a esta persona al mundo: ¿cómo será su futuro? ¿Cómo será el futuro de mi hijo?».

¿Quién es un “planetario”?

Como miembro de una familia dedicada a la alimentación, Keet creció conociendo de primera mano la elaboración y prueba de recetas. Su madre, Pam Anderson, es una veterana autora de libros de cocina y organizadora de eventos. Juntas, Keet y ella han colaborado en proyectos a lo largo de los años, como el blog y el libro «Three Many Cooks» y la conferencia de medios alimentarios “The Big Potluck”.

Keet sembró la semilla de “Planetarian Life” basándose en sus experiencias haciendo el Lunes sin Carne, pero con menos restricciones y un mayor sentido de propósito. «Existen el vegetarianismo y el veganismo, pero estas cosas no describen mi motivo», dijo. «Me alimento así por el planeta».

Esa es la definición más básica de quién es un planetario, según Keet: alguien que está cambiando su forma de comer y vivir por el bien de la Tierra.

«Quiero que sea una definición muy inclusiva», explicó. «Es intencionadamente vaga, en lugar de hacerla específicamente sobre la reducción del consumo de carne y lácteos; algunas personas no van a renunciar al queso pase lo que pase». Como señala Keet en la declaración de la misión de Planetarian Life: «No hay nada correcto o incorrecto, no se juzga, y no hay alimentos ‘buenos’ o ‘malos’. (¡Esto no es una dieta!)»

El enfoque planetario

Keet reconoce que «hay que superar un obstáculo» para ayudar a los cocineros habituales a cambiar sus perspectivas y a navegar por la logística de llevar las comidas a la mesa cada día. «El reto de reinventar la forma de comer de la gente parece desalentador y requiere mucho tiempo», dice.

Con Planetarian Life, Keet decidió adoptar un enfoque de pequeños pasos. En lugar de un sitio web de recetas directas, trabajó con Anderson para crear la “Cocina Cápsula”, una colección de fórmulas de recetas versátiles, bases de ingredientes y tutoriales para dar a los cocineros interesados en las plantas muchos puntos por dónde comenzar.

En lugar de eliminar por completo la carne o trabajar con ingredientes desconocidos, la alimentación planetaria se basa en hacer pequeñas sustituciones en las comidas habituales según el horario y los gustos de cada uno.

Esto puede ser tan sencillo como utilizar garbanzos en lugar de pollo asado para hacer una ensalada de “pollo” o cocinar una gran cantidad de quinua para tenerla a mano para preparar platillos rápidos de verduras asadas a lo largo de la semana.

La ensalada de «pollo» hecha con garbanzos es una de las muchas formas de sustituir la carne en la alimentación semanal.

Para los que no saben por dónde empezar, las recetas ajustables de Keet permiten a los cocineros partir de lo básico: «montar platillos en lugar de cocinar grandes comidas», lo llama ella, y dar opciones que cambian el sabor para que la gente sienta que no está comiendo lo mismo todos los días de la semana.

«Ofrecemos a la gente la fórmula básica, una versión reducida, y variaciones para inspirarlos con la idea de que si tienes cualquier especia, cualquier tipo de cebolla, puedes hacer esta receta», dijo.

Prueba estas tres formas de empezar a llevar una dieta más rica en plantas:

Prepara una receta base, como la salsa de tomate simple o la «carne» molida de lentejas y nueces, que luego puedes utilizar para hacer cinco (o más) comidas diferentes en la semana.
Añade dos «esenciales«, elementos que ayudarán a potenciar el sabor de las comidas que ya puedes preparar. Por ejemplo, las verduras de invierno poco cocidas o el ajo «asado» pueden incorporarse a las pastas y los guisos.
Empieza a experimentar con variaciones de una fórmula sencilla, como el guisado de frijoles en sartén de 15 minutos. Hazlo al estilo mediterráneo, con chile o con curry.

Maggy Keet prepara por adelantado una base de salsa de tomate sencilla, que puede utilizarse para preparar una cremosa sopa de tomate casera.

Pequeños cambios, gran impacto

Al igual que el interés compuesto, los ajustes graduales realizados en las comidas habituales se suman a un cambio de estilo de vida mayor con el tiempo, y son más fáciles de mantener que los recortes drásticos. Dado que no se prohíbe ningún alimento en el modo de alimentación planetario, depende de cada persona llevarlo tan lejos como quiera.

Ya sea que tu nueva rutina se convierta en tacos de frijoles los martes, miel en tu té en lugar de azúcar de caña, o macarrones con queso sin lácteos para la cena familiar de los viernes, es tu decisión.

«Gran parte de la narrativa sobre la acción climática tiene que ver con el sacrificio y la reducción y la renuncia a cosas», dijo Keet, pero ella ve la estrategia de Planetarian Life como una adición, no una sustracción. «Planetarian Life es una brújula, no un mapa: te orienta en la dirección correcta», dijo Keet.

— Casey Barber es escritora, ilustradora y fotógrafa especializada en alimentación, y autora de «Pierogi Love: New Takes on an Old-World Comfort Food» y «Classic Snacks Made from Scratch: 70 Homemade Versions of Your Favorite Brand-Name Treats»; y editora del sitio web Good. Food. Stories.

Alimentación
dieta vegetariana

(CNN) — Comer menos carne y lácteos es una de las formas en que podemos tener un impacto positivo en el futuro del planeta, como han demostrado múltiples estudios sobre el cambio climático.

Pero, como puede decir cualquiera que tenga una suscripción al gimnasio sin usar, lograr mantener un nuevo hábito no es tan sencillo. Sin embargo, en lugar de un enfoque de «todo o nada», lo mejor es dar un paso (o una comida) cada vez.

Si alguna vez has probado el Lunes sin Carne, ser vegano antes de las 6, o cualquier otro método que no sea vegano todo el tiempo en un esfuerzo por reducir tu consumo de carne, probablemente estés en camino de convertirte en planetario.

Chef dice que se puede combatir el cambio climático si cocinas como (realmente) lo hacía tu mamá

«Planetarian Life» es un sitio web y una comunidad en línea fundados por la escritora gastronómica y consultora de comunicación Maggy Keet como una forma de alimentación basada en plantas en la que puedes elegir tu propia aventura. La estrategia flexible que expone a través de «fórmulas» de recetas pretende ayudar a la gente a introducirse en una dieta más rica en plantas.

Los ingredientes básicos como las alubias, las especias y las hierbas de este guiso de alubias en sartén de 15 minutos de Maggy Keet, de Planetarian Life, pueden cambiarse para crear diferentes combinaciones de sabores.

Tras el nacimiento de su segundo hijo en 2019, Keet se sintió motivada a realizar cambios al pensar en el tipo de mundo que iban a heredar sus hijos. «Estaba literalmente despierta en medio de la noche teniendo ansiedad climática», dijo. «Acabo de traer a esta persona al mundo: ¿cómo será su futuro? ¿Cómo será el futuro de mi hijo?».

¿Estás pensando en adoptar una dieta vegana? Esto es lo que debes saber primero ¿Quién es un “planetario”?

Como miembro de una familia dedicada a la alimentación, Keet creció conociendo de primera mano la elaboración y prueba de recetas. Su madre, Pam Anderson, es una veterana autora de libros de cocina y organizadora de eventos. Juntas, Keet y ella han colaborado en proyectos a lo largo de los años, como el blog y el libro «Three Many Cooks» y la conferencia de medios alimentarios “The Big Potluck”.

Keet sembró la semilla de “Planetarian Life” basándose en sus experiencias haciendo el Lunes sin Carne, pero con menos restricciones y un mayor sentido de propósito. «Existen el vegetarianismo y el veganismo, pero estas cosas no describen mi motivo», dijo. «Me alimento así por el planeta».

Esa es la definición más básica de quién es un planetario, según Keet: alguien que está cambiando su forma de comer y vivir por el bien de la Tierra.

«Quiero que sea una definición muy inclusiva», explicó. «Es intencionadamente vaga, en lugar de hacerla específicamente sobre la reducción del consumo de carne y lácteos; algunas personas no van a renunciar al queso pase lo que pase». Como señala Keet en la declaración de la misión de Planetarian Life: «No hay nada correcto o incorrecto, no se juzga, y no hay alimentos ‘buenos’ o ‘malos’. (¡Esto no es una dieta!)»

El enfoque planetario

Keet reconoce que «hay que superar un obstáculo» para ayudar a los cocineros habituales a cambiar sus perspectivas y a navegar por la logística de llevar las comidas a la mesa cada día. «El reto de reinventar la forma de comer de la gente parece desalentador y requiere mucho tiempo», dice.

Con Planetarian Life, Keet decidió adoptar un enfoque de pequeños pasos. En lugar de un sitio web de recetas directas, trabajó con Anderson para crear la “Cocina Cápsula”, una colección de fórmulas de recetas versátiles, bases de ingredientes y tutoriales para dar a los cocineros interesados en las plantas muchos puntos por dónde comenzar.

En lugar de eliminar por completo la carne o trabajar con ingredientes desconocidos, la alimentación planetaria se basa en hacer pequeñas sustituciones en las comidas habituales según el horario y los gustos de cada uno.

La nueva «dieta de salud planetaria» puede salvar vidas y a la Tierra, aseguran

Esto puede ser tan sencillo como utilizar garbanzos en lugar de pollo asado para hacer una ensalada de “pollo” o cocinar una gran cantidad de quinua para tenerla a mano para preparar platillos rápidos de verduras asadas a lo largo de la semana.

La ensalada de «pollo» hecha con garbanzos es una de las muchas formas de sustituir la carne en la alimentación semanal.

Para los que no saben por dónde empezar, las recetas ajustables de Keet permiten a los cocineros partir de lo básico: «montar platillos en lugar de cocinar grandes comidas», lo llama ella, y dar opciones que cambian el sabor para que la gente sienta que no está comiendo lo mismo todos los días de la semana.

«Ofrecemos a la gente la fórmula básica, una versión reducida, y variaciones para inspirarlos con la idea de que si tienes cualquier especia, cualquier tipo de cebolla, puedes hacer esta receta», dijo.

Prueba estas tres formas de empezar a llevar una dieta más rica en plantas:

Prepara una receta base, como la salsa de tomate simple o la «carne» molida de lentejas y nueces, que luego puedes utilizar para hacer cinco (o más) comidas diferentes en la semana. Añade dos «esenciales«, elementos que ayudarán a potenciar el sabor de las comidas que ya puedes preparar. Por ejemplo, las verduras de invierno poco cocidas o el ajo «asado» pueden incorporarse a las pastas y los guisos. Empieza a experimentar con variaciones de una fórmula sencilla, como el guisado de frijoles en sartén de 15 minutos. Hazlo al estilo mediterráneo, con chile o con curry.

Maggy Keet prepara por adelantado una base de salsa de tomate sencilla, que puede utilizarse para preparar una cremosa sopa de tomate casera.

Pequeños cambios, gran impacto

Al igual que el interés compuesto, los ajustes graduales realizados en las comidas habituales se suman a un cambio de estilo de vida mayor con el tiempo, y son más fáciles de mantener que los recortes drásticos. Dado que no se prohíbe ningún alimento en el modo de alimentación planetario, depende de cada persona llevarlo tan lejos como quiera.

Ya sea que tu nueva rutina se convierta en tacos de frijoles los martes, miel en tu té en lugar de azúcar de caña, o macarrones con queso sin lácteos para la cena familiar de los viernes, es tu decisión.

«Gran parte de la narrativa sobre la acción climática tiene que ver con el sacrificio y la reducción y la renuncia a cosas», dijo Keet, pero ella ve la estrategia de Planetarian Life como una adición, no una sustracción. «Planetarian Life es una brújula, no un mapa: te orienta en la dirección correcta», dijo Keet.

— Casey Barber es escritora, ilustradora y fotógrafa especializada en alimentación, y autora de «Pierogi Love: New Takes on an Old-World Comfort Food» y «Classic Snacks Made from Scratch: 70 Homemade Versions of Your Favorite Brand-Name Treats»; y editora del sitio web Good. Food. Stories.

Feedzy

0
    0
    Tu carrito
    Tu carrito está vacíoRegresar para ver