Cuatro mujeres testificaron en el juicio contra Ghislaine Maxwell que sufrieron abusos sexuales. Esto es lo que dijeron

(CNN) — El juicio contra Ghislaine Maxwell se basa principalmente en el testimonio de cuatro mujeres que aseguran haber sido abusadas sexualmente por Jeffrey Epstein cuando tenían menos de 18 años. Según ellas, Maxwell facilitó y a veces participó de ese abuso también.

Maxwell, de 59 años, se declaró inocente de seis cargos federales: tráfico sexual de menores, tentar a un menor a viajar para participar en actos sexuales ilegales, transportar a un menor con la intención de participar en actividades sexuales delictivas y tres cargos de conspiración.

Los fiscales dijeron en las declaraciones de apertura que Maxwell y Epstein crearon un sistema de abuso sexual, en el que atraían a niñas menores de edad para tener relaciones sexuales con Epstein utilizando la artimaña de un masaje y pagos en efectivo. Su defensa, sin embargo, ha argumentado que ella está siendo el chivo expiatorio de las acciones de Epstein. Sus abogados también han atacado los recuerdos y motivaciones de las mujeres que dicen que fueron abusadas.

A Epstein, quien se declaró culpable en 2008 de cargos estatales de prostitución, lo acusaron de cargos federales de tráfico sexual en julio de 2019. Pero, se suicidó en prisión un mes después. Maxwell fue arrestada un luego de un año.

Caso Jeffrey Epstein: ¿de qué acusan a Ghislaine Maxwell? 3:26

¿Cuán difícil será el juicio contra Ghislaine Maxwell?

El analista legal de CNN y exfiscal Paul Callan explicó que la muerte de Epstein y todo el tiempo que ha pasado representan un gran desafío para los fiscales en este caso. El gobierno sostiene que los abusos ocurrieron entre 1994 y 2004.

«Demostrar casos de abuso sexual y violación de hace décadas es usualmente una tarea extraordinariamente difícil», dijo Callan. «La evidencia en los casos en que hay niños involucrados es aún más difícil. Los recuerdos de los niños a menudo son poco fiables y maleables».

Callan señaló que espera que la defensa de Maxwell presente un testigo experto para convencer al jurado de que tal testimonio es intrínsecamente poco confiable. Está programado que la defensa comience su caso el jueves.

El viernes, el gobierno terminó de presentar su acusación después de que los fiscales llamaran a 24 testigos durante 10 días de declaraciones.

«A pesar de los obstáculos sustanciales, los fiscales terminaron de una manera fuerte» con Annie Farmer, la cuarta y última mujer de las que acusa a Maxwell que subió al estrado, quien proporcionó «un testimonio vívido», destacó Callan.

«En últimas, una acusación que comenzó débilmente llegó a una conclusión sólida», añadió Callan.

Los testimonio de las víctimas comenzaron el 30 de noviembre con «Jane», quien dijo que Maxwell a veces se unía a los masajes sexualizados. «Kate» testificó el 6 de diciembre que Maxwell organizó esas reuniones sexuales. Carolyn testificó al día siguiente que Maxwell una vez le tocó los senos, las caderas y el trasero y le dijo que «tenía un gran cuerpo para Epstein y sus amigos». Ella tenía 14 años en ese momento, dijo.

Finalmente, Farmer testificó el viernes que tenía 16 años cuando Maxwell le masajeó el pecho desnudo en el rancho de Epstein en Nuevo México en 1996.

Este es un resumen detallado de lo que estas mujeres relataron bajo juramento.

Lo que dijo «Jane» contra Maxwell

En este boceto, Ghislaine Maxwell, sentada a la izquierda, habla con su abogado defensor el lunes 6 de diciembre.(Crédito: Elizabeth Williams via AP)

Una mujer identificada en la corte con el pseudónimo de «Jane» testificó la semana pasada que conoció a Maxwell y a Epstein en 1994 cuando tenía 14 años, en un campamento donde él era benefactor.

Ella y su madre se reunieron con Epstein para tomar el té en Florida y él dijo que podía ser su mentor. Luego ella comenzó a ir sola a la casa de Epstein. Al principio, Maxwell y Epstein la hicieron sentir especial: pasaban tiempo con ella, le preguntaban sobre su familia e intereses y la llevaban a hacer cosas divertidas, contó. Durante los primeros meses, Maxwell fue como una hermana mayor, dijo.

«Eso cambió cuando comenzó el abuso», dijo.

Jane describió con detalles explícitos los incidentes de abuso sexual con Epstein en los que Maxwell a veces participaba, tanto en Palm Beach, Florida, como en Manhattan cuando tenía 14, 15 y 16 años.

A veces, Epstein se masturbaba sobre ella y la manoseaba, dijo. Maxwell en algunas ocasiones se involucraba, tocándola a ella y a Epstein, testificó. Al menos una vez, Maxwell la «instruyó» sobre cómo le gustaba a Epstein que lo masajearan, mientras los tres estaban en la sala de masajes de él, relató.

«Parecía muy casual, como si fuera muy normal, como si no fuera gran cosa», dijo. «Me confundió porque eso no me pareció normal».

También dijo que tardó años para poder contarle a alguien lo que sucedió, explicando que sentía «vergüenza, disgusto y confusión».

Durante el contrainterrogatorio, los abogados defensores revisaron sus declaraciones a las autoridades desde 2019 para tratar de mostrar inconsistencias con su testimonio en la corte.

En las declaraciones, Jane les dijo a funcionarios de seguridad que no estaba segura si Maxwell la había tocado alguna vez y que no recordaba que Maxwell hubiera estado presente en alguna actividad sexual entre ella y Epstein. Jane testificó repetidamente que no recordaba si le había dicho eso a los investigadores.

En otras ocasiones, Jane testificó que las notas de las autoridades sobre esas entrevistas eran inexactas, inconsistentes con su cronología de los hechos y con una transcripción imprecisa de sus declaraciones, que no fueron grabadas.

Lo que dijo «Kate»

Los fiscales presentaron como prueba esta foto de Ghislaine Maxwell y Jeffrey Epstein.

«Kate» testificó este lunes que conoció a Maxwell a través de un novio mayor que tuvo a los 17 años.

Maxwell la invitó a tomar el té en su casa de Londres y le contó a Kate sobre Epstein y luego la invitó de nuevo a conocerlo, dijo en el testimonio.

Allí, Maxwell le pidió que le diera un pequeño «apretón» al pie de Epstein para mostrarle lo fuerte que era, a pesar de su pequeño cuerpo, relató Kate. Epstein aprobó el masaje de pies y también hizo que ella le masajeara los hombros.

Un par de semanas después, Maxwell llamó a Kate para preguntarle si le haría «un favor» y le daría un masaje a Epstein, a pesar de que no tenía experiencia en terapias de masajes. Maxwell llevó a Kate al segundo piso de su casa adosada hacia un dormitorio donde Epstein se encontraba en bata, le dio a Kate aceite de masaje y cerró la puerta detrás de ella. Epstein se desnudó y comenzó un acto sexual con ella, dijo.

Maxwell la llamó una segunda ocasión para otra reunión con Epstein. «Ella dijo: ‘Estoy tan contenta de que estés aquí. Hiciste tan buen trabajo la última vez que él quería que regresaras'», dijo Kate.

Esta vez, Epstein estaba desnudo cuando Maxwell llevó a Kate a la misma habitación y cerró la puerta detrás de ella. «Pasa un buen rato», dijo Maxwell mientras salía de la habitación, según el testimonio.

En su narración, Kate testificó que viajó a expensas de Epstein varias veces a Nueva York; Palm Beach, Florida; y Little St. James, en las Islas Vírgenes de Estados Unidos, donde Epstein tenía propiedades. Maxwell la invitó a la isla privada de Epstein para darle masajes y le informaba a Kate sobre los preparativos del viaje, dijo.

Durante una visita a la residencia de Palm Beach cuando tenía alrededor de 18 años, le dejaron en su cama un atuendo de «colegiala» —una falda de pliegues, bragas blancas, calcetines blancos y una camisa—, según su testimonio. Cuando le preguntó a Maxwell para qué era, ella respondió: «Pensé que sería divertido para ti llevarle el té a Jeffrey con este atuendo», testificó Kate.

Maxwell hablaba a menudo de temas sexuales con Kate y le preguntaba si conocía a otras chicas que pudieran darle sexo oral a Epstein. «Ella dijo que él necesitaba tener relaciones sexuales unas tres veces al día», aseguró Kate.

«Ya sabes lo que le gusta: linda, joven (y) bonita como tú», dijo Maxwell, según el testimonio.

Bill Clinton y Trump habrían volado en avión privado de Epstein 1:00

Kate dijo que se mantuvo en contacto con Epstein hasta alrededor de 2012. Tenía cerca de 24 años cuando viajó por última vez con Maxwell y Epstein, pero continuó en contacto con Epstein hasta los 30 años, testificó.

Ella describió el hecho de permanecer en contacto con él como una mezcla de negación y miedo.

«No quería admitir lo que me había sucedido y sentí que al cortar la comunicación tendría que reconocer los hechos que habían sucedido y tendría que decir algo», comentó. «También tenía miedo de alejarme porque había sido testigo de lo conectados que estaban ambos y tenía miedo».

Kate no se considera una víctima menor en los cargos porque tenía más de la edad de consentimiento en el momento del presunto abuso, pero los miembros del jurado aún podían considerar su testimonio, dictaminó la jueza Alison Nathan.

Lo que dijo Carolyn en el juicio contra Maxwell

Los fiscales dijeron que Maxwell conspiró con Epstein para crear una red de tráfico de niñas menores de edad.

Carolyn, quien testificó este martes usando solo su primer nombre, dijo que tenía 14 años cuando comenzó a ir a la casa de Epstein en Palm Beach, dos o tres veces por semana a principios de la década de 2000.

En una visita, Carolyn preparaba una sala de masajes para él cuando Maxwell entró en la habitación. Maxwell le tocó los senos, las caderas y el trasero, y comentó que ella «tenía un gran cuerpo para Epstein y sus amigos», según su testimonio.

Carolyn dijo que fue a la casa de Epstein más de cien veces en total. Cada vez que la visitaba, le dejaban US$ 300 en efectivo en el lavabo del baño, contó.

«Algo sexual sucedió cada vez», dijo Carolyn.

Dijo que recordaba haber traído consigo a tres amigas diferentes de su edad a lo largo de los años. En esas ocasiones, recibiría US$ 600 en efectivo como incentivo por traerlas, y sus amigas recibirían US$ 300.

Carolyn describió varios encuentros sexuales con Epstein. También dijo que Maxwell la vio desnuda en la sala de masajes «probablemente tres veces» a lo largo de los años.

Maxwell y Epstein la invitaron por separado a ir a una isla, pero ella les dijo que era demasiado joven y que su madre no la dejaría viajar fuera del país, testificó. Ella tampoco tenía pasaporte.

A veces, Maxwell u otro socio de Epstein la llamaban para programar una «cita», testificó Carolyn. Otras veces ella llamaba para preguntar si podía ir porque quería el dinero, dijo. Testificó que Maxwell y su socio la llamaban a los números de teléfono de su madre o de su novio si no pudieran localizarla.

Dijo que usó el dinero para comprar drogas.

El abogado defensor Jeffrey Pagliuca interrogó a Carolyn durante más de dos horas el martes y pasó un tiempo considerable sugiriendo que Carolyn hizo declaraciones inconsistentes sobre su cronología de los hechos, incluida una reunión del FBI en 2007 y una diligencia de 2009 por las demandas que entabló contra Epstein.

Carolyn sollozó cuando la fiscal Maurene Comey le preguntó si estaba tratando de obtener dinero por su testimonio.

«No, el dinero nunca arreglará lo que esa mujer me ha hecho», dijo Carolyn. «Porque lo que hizo estuvo mal y toma a niñas vulnerables y las trafica, y yo estoy tan petrificada de que mis hijas sean traficadas».

Lo que dijo Annie Farmer

Annie Farmer, quien testificó bajo su nombre completo, ha hablado públicamente sobre Epstein y Maxwell durante años. Declaró en la audiencia pública de fianza de Epstein en 2019 y la audiencia de fianza de Maxwell un año después.

Testificó durante tres horas el viernes, siendo la cuarta y última mujer que acusa a Maxwell en hacerlo. Su hermana mayor trabajaba para Epstein y Farmer lo conoció durante la temporada navideña de 1995. Epstein pagó su vuelo comercial a Nueva York y en una película la tomó de la mano y le acarició el pie, dijo en la corte.

Ella describió haber ido al rancho de los multimillonarios en Nuevo México en 1996 a los 16 años, donde pensó que se uniría a otras jóvenes, pero era la única adolescente allí.

En ese lugar, Maxwell le dijo que se desvistiera y le dio un masaje, diciéndole que quería que experimentara un masaje profesional, testificó Farmer.

En algún momento, mientras estaba acostada de espaldas, Maxwell bajó la sábana, exponiendo sus senos desnudos y le frotó el pecho y la parte superior del pecho, testificó Farmer.

«Una vez que bajó la sábana, me quedé un poco paralizada», testificó. «No tenía sentido para mí que eso pasara. Quería desesperadamente levantarme de la mesa y terminar de una vez por todas ese masaje».

En su último día en el rancho, Epstein entró a su habitación donde ella estaba aún en la cama diciéndole que quería «acurrucarse» con ella.

«Se subió a la cama conmigo y se acostó detrás de mí y me rodeó con sus brazos y presionó su cuerpo contra mí», dijo.

Sintiéndose incómoda, inventó una excusa para levantarse de la cama y fue al baño, cerrando la puerta detrás de ella.

Farmer dijo que mientras estaban en Nuevo México fueron a ver la película «Primal Fear», donde Epstein volvió a acariciarla de una manera más «descarada», aparentemente sin hacer ningún esfuerzo por ocultárselo a Maxwell, recordó. Más tarde ese día, Maxwell insistió en enseñarle a Farmer cómo masajear los pies descalzos de Epstein, testificó Farmer.

Durante el interrogatorio, Farmer reconoció que Maxwell no estaba en la habitación cuando Epstein se metió en su cama. Además, la abogada defensora Laura Menninger señaló repetidamente que Maxwell no estuvo presente en el viaje de Farmer a Nueva York.

Menninger sugirió que Farmer exageró lo que señala que le sucedió en sus declaraciones públicas y en su solicitud del Programa de Compensación para Víctimas de Epstein para beneficio personal.

— Brian Vitagliano y Steve Almasy de CNN contribuyeron a este informe.

Ghislaine Maxwell

(CNN) — El juicio contra Ghislaine Maxwell se basa principalmente en el testimonio de cuatro mujeres que aseguran haber sido abusadas sexualmente por Jeffrey Epstein cuando tenían menos de 18 años. Según ellas, Maxwell facilitó y a veces participó de ese abuso también.

Maxwell, de 59 años, se declaró inocente de seis cargos federales: tráfico sexual de menores, tentar a un menor a viajar para participar en actos sexuales ilegales, transportar a un menor con la intención de participar en actividades sexuales delictivas y tres cargos de conspiración.

Quién es Ghislaine Maxwell, la expareja de Jeffrey Epstein que irá a juicio

Los fiscales dijeron en las declaraciones de apertura que Maxwell y Epstein crearon un sistema de abuso sexual, en el que atraían a niñas menores de edad para tener relaciones sexuales con Epstein utilizando la artimaña de un masaje y pagos en efectivo. Su defensa, sin embargo, ha argumentado que ella está siendo el chivo expiatorio de las acciones de Epstein. Sus abogados también han atacado los recuerdos y motivaciones de las mujeres que dicen que fueron abusadas.

A Epstein, quien se declaró culpable en 2008 de cargos estatales de prostitución, lo acusaron de cargos federales de tráfico sexual en julio de 2019. Pero, se suicidó en prisión un mes después. Maxwell fue arrestada un luego de un año.

Caso Jeffrey Epstein: ¿de qué acusan a Ghislaine Maxwell? 3:26¿Cuán difícil será el juicio contra Ghislaine Maxwell?

El analista legal de CNN y exfiscal Paul Callan explicó que la muerte de Epstein y todo el tiempo que ha pasado representan un gran desafío para los fiscales en este caso. El gobierno sostiene que los abusos ocurrieron entre 1994 y 2004.

«Demostrar casos de abuso sexual y violación de hace décadas es usualmente una tarea extraordinariamente difícil», dijo Callan. «La evidencia en los casos en que hay niños involucrados es aún más difícil. Los recuerdos de los niños a menudo son poco fiables y maleables».

Callan señaló que espera que la defensa de Maxwell presente un testigo experto para convencer al jurado de que tal testimonio es intrínsecamente poco confiable. Está programado que la defensa comience su caso el jueves.

Mujer testifica que Ghislane Maxwell dijo que Jeffrey Epstein necesitaba tener sexo tres veces al día

El viernes, el gobierno terminó de presentar su acusación después de que los fiscales llamaran a 24 testigos durante 10 días de declaraciones.

«A pesar de los obstáculos sustanciales, los fiscales terminaron de una manera fuerte» con Annie Farmer, la cuarta y última mujer de las que acusa a Maxwell que subió al estrado, quien proporcionó «un testimonio vívido», destacó Callan.

«En últimas, una acusación que comenzó débilmente llegó a una conclusión sólida», añadió Callan.

Los testimonio de las víctimas comenzaron el 30 de noviembre con «Jane», quien dijo que Maxwell a veces se unía a los masajes sexualizados. «Kate» testificó el 6 de diciembre que Maxwell organizó esas reuniones sexuales. Carolyn testificó al día siguiente que Maxwell una vez le tocó los senos, las caderas y el trasero y le dijo que «tenía un gran cuerpo para Epstein y sus amigos». Ella tenía 14 años en ese momento, dijo.

Finalmente, Farmer testificó el viernes que tenía 16 años cuando Maxwell le masajeó el pecho desnudo en el rancho de Epstein en Nuevo México en 1996.

Este es un resumen detallado de lo que estas mujeres relataron bajo juramento.

Lo que dijo «Jane» contra Maxwell

En este boceto, Ghislaine Maxwell, sentada a la izquierda, habla con su abogado defensor el lunes 6 de diciembre.(Crédito: Elizabeth Williams via AP)

Una mujer identificada en la corte con el pseudónimo de «Jane» testificó la semana pasada que conoció a Maxwell y a Epstein en 1994 cuando tenía 14 años, en un campamento donde él era benefactor.

Ella y su madre se reunieron con Epstein para tomar el té en Florida y él dijo que podía ser su mentor. Luego ella comenzó a ir sola a la casa de Epstein. Al principio, Maxwell y Epstein la hicieron sentir especial: pasaban tiempo con ella, le preguntaban sobre su familia e intereses y la llevaban a hacer cosas divertidas, contó. Durante los primeros meses, Maxwell fue como una hermana mayor, dijo.

«Eso cambió cuando comenzó el abuso», dijo.

Jane describió con detalles explícitos los incidentes de abuso sexual con Epstein en los que Maxwell a veces participaba, tanto en Palm Beach, Florida, como en Manhattan cuando tenía 14, 15 y 16 años.

A veces, Epstein se masturbaba sobre ella y la manoseaba, dijo. Maxwell en algunas ocasiones se involucraba, tocándola a ella y a Epstein, testificó. Al menos una vez, Maxwell la «instruyó» sobre cómo le gustaba a Epstein que lo masajearan, mientras los tres estaban en la sala de masajes de él, relató.

«Parecía muy casual, como si fuera muy normal, como si no fuera gran cosa», dijo. «Me confundió porque eso no me pareció normal».

También dijo que tardó años para poder contarle a alguien lo que sucedió, explicando que sentía «vergüenza, disgusto y confusión».

Durante el contrainterrogatorio, los abogados defensores revisaron sus declaraciones a las autoridades desde 2019 para tratar de mostrar inconsistencias con su testimonio en la corte.

En las declaraciones, Jane les dijo a funcionarios de seguridad que no estaba segura si Maxwell la había tocado alguna vez y que no recordaba que Maxwell hubiera estado presente en alguna actividad sexual entre ella y Epstein. Jane testificó repetidamente que no recordaba si le había dicho eso a los investigadores.

En otras ocasiones, Jane testificó que las notas de las autoridades sobre esas entrevistas eran inexactas, inconsistentes con su cronología de los hechos y con una transcripción imprecisa de sus declaraciones, que no fueron grabadas.

Lo que dijo «Kate»

Los fiscales presentaron como prueba esta foto de Ghislaine Maxwell y Jeffrey Epstein.

«Kate» testificó este lunes que conoció a Maxwell a través de un novio mayor que tuvo a los 17 años.

Maxwell la invitó a tomar el té en su casa de Londres y le contó a Kate sobre Epstein y luego la invitó de nuevo a conocerlo, dijo en el testimonio.

Allí, Maxwell le pidió que le diera un pequeño «apretón» al pie de Epstein para mostrarle lo fuerte que era, a pesar de su pequeño cuerpo, relató Kate. Epstein aprobó el masaje de pies y también hizo que ella le masajeara los hombros.

Un par de semanas después, Maxwell llamó a Kate para preguntarle si le haría «un favor» y le daría un masaje a Epstein, a pesar de que no tenía experiencia en terapias de masajes. Maxwell llevó a Kate al segundo piso de su casa adosada hacia un dormitorio donde Epstein se encontraba en bata, le dio a Kate aceite de masaje y cerró la puerta detrás de ella. Epstein se desnudó y comenzó un acto sexual con ella, dijo.

Maxwell la llamó una segunda ocasión para otra reunión con Epstein. «Ella dijo: ‘Estoy tan contenta de que estés aquí. Hiciste tan buen trabajo la última vez que él quería que regresaras'», dijo Kate.

Esta vez, Epstein estaba desnudo cuando Maxwell llevó a Kate a la misma habitación y cerró la puerta detrás de ella. «Pasa un buen rato», dijo Maxwell mientras salía de la habitación, según el testimonio.

En su narración, Kate testificó que viajó a expensas de Epstein varias veces a Nueva York; Palm Beach, Florida; y Little St. James, en las Islas Vírgenes de Estados Unidos, donde Epstein tenía propiedades. Maxwell la invitó a la isla privada de Epstein para darle masajes y le informaba a Kate sobre los preparativos del viaje, dijo.

Durante una visita a la residencia de Palm Beach cuando tenía alrededor de 18 años, le dejaron en su cama un atuendo de «colegiala» —una falda de pliegues, bragas blancas, calcetines blancos y una camisa—, según su testimonio. Cuando le preguntó a Maxwell para qué era, ella respondió: «Pensé que sería divertido para ti llevarle el té a Jeffrey con este atuendo», testificó Kate.

Maxwell hablaba a menudo de temas sexuales con Kate y le preguntaba si conocía a otras chicas que pudieran darle sexo oral a Epstein. «Ella dijo que él necesitaba tener relaciones sexuales unas tres veces al día», aseguró Kate.

«Ya sabes lo que le gusta: linda, joven (y) bonita como tú», dijo Maxwell, según el testimonio.

Mujer declara que Ghislaine Maxwell le dijo que «tenía un gran cuerpo para Epstein y sus amigos». Ella tenía 14 años Bill Clinton y Trump habrían volado en avión privado de Epstein 1:00

Kate dijo que se mantuvo en contacto con Epstein hasta alrededor de 2012. Tenía cerca de 24 años cuando viajó por última vez con Maxwell y Epstein, pero continuó en contacto con Epstein hasta los 30 años, testificó.

Ella describió el hecho de permanecer en contacto con él como una mezcla de negación y miedo.

«No quería admitir lo que me había sucedido y sentí que al cortar la comunicación tendría que reconocer los hechos que habían sucedido y tendría que decir algo», comentó. «También tenía miedo de alejarme porque había sido testigo de lo conectados que estaban ambos y tenía miedo».

Kate no se considera una víctima menor en los cargos porque tenía más de la edad de consentimiento en el momento del presunto abuso, pero los miembros del jurado aún podían considerar su testimonio, dictaminó la jueza Alison Nathan.

Lo que dijo Carolyn en el juicio contra Maxwell

Los fiscales dijeron que Maxwell conspiró con Epstein para crear una red de tráfico de niñas menores de edad.

Carolyn, quien testificó este martes usando solo su primer nombre, dijo que tenía 14 años cuando comenzó a ir a la casa de Epstein en Palm Beach, dos o tres veces por semana a principios de la década de 2000.

En una visita, Carolyn preparaba una sala de masajes para él cuando Maxwell entró en la habitación. Maxwell le tocó los senos, las caderas y el trasero, y comentó que ella «tenía un gran cuerpo para Epstein y sus amigos», según su testimonio.

Carolyn dijo que fue a la casa de Epstein más de cien veces en total. Cada vez que la visitaba, le dejaban US$ 300 en efectivo en el lavabo del baño, contó.

«Algo sexual sucedió cada vez», dijo Carolyn.

Dijo que recordaba haber traído consigo a tres amigas diferentes de su edad a lo largo de los años. En esas ocasiones, recibiría US$ 600 en efectivo como incentivo por traerlas, y sus amigas recibirían US$ 300.

Carolyn describió varios encuentros sexuales con Epstein. También dijo que Maxwell la vio desnuda en la sala de masajes «probablemente tres veces» a lo largo de los años.

Maxwell y Epstein la invitaron por separado a ir a una isla, pero ella les dijo que era demasiado joven y que su madre no la dejaría viajar fuera del país, testificó. Ella tampoco tenía pasaporte.

A veces, Maxwell u otro socio de Epstein la llamaban para programar una «cita», testificó Carolyn. Otras veces ella llamaba para preguntar si podía ir porque quería el dinero, dijo. Testificó que Maxwell y su socio la llamaban a los números de teléfono de su madre o de su novio si no pudieran localizarla.

Dijo que usó el dinero para comprar drogas.

El abogado defensor Jeffrey Pagliuca interrogó a Carolyn durante más de dos horas el martes y pasó un tiempo considerable sugiriendo que Carolyn hizo declaraciones inconsistentes sobre su cronología de los hechos, incluida una reunión del FBI en 2007 y una diligencia de 2009 por las demandas que entabló contra Epstein.

Carolyn sollozó cuando la fiscal Maurene Comey le preguntó si estaba tratando de obtener dinero por su testimonio.

«No, el dinero nunca arreglará lo que esa mujer me ha hecho», dijo Carolyn. «Porque lo que hizo estuvo mal y toma a niñas vulnerables y las trafica, y yo estoy tan petrificada de que mis hijas sean traficadas».

Lo que dijo Annie Farmer

Annie Farmer, quien testificó bajo su nombre completo, ha hablado públicamente sobre Epstein y Maxwell durante años. Declaró en la audiencia pública de fianza de Epstein en 2019 y la audiencia de fianza de Maxwell un año después.

Testificó durante tres horas el viernes, siendo la cuarta y última mujer que acusa a Maxwell en hacerlo. Su hermana mayor trabajaba para Epstein y Farmer lo conoció durante la temporada navideña de 1995. Epstein pagó su vuelo comercial a Nueva York y en una película la tomó de la mano y le acarició el pie, dijo en la corte.

Ella describió haber ido al rancho de los multimillonarios en Nuevo México en 1996 a los 16 años, donde pensó que se uniría a otras jóvenes, pero era la única adolescente allí.

En ese lugar, Maxwell le dijo que se desvistiera y le dio un masaje, diciéndole que quería que experimentara un masaje profesional, testificó Farmer.

En algún momento, mientras estaba acostada de espaldas, Maxwell bajó la sábana, exponiendo sus senos desnudos y le frotó el pecho y la parte superior del pecho, testificó Farmer.

«Una vez que bajó la sábana, me quedé un poco paralizada», testificó. «No tenía sentido para mí que eso pasara. Quería desesperadamente levantarme de la mesa y terminar de una vez por todas ese masaje».

En su último día en el rancho, Epstein entró a su habitación donde ella estaba aún en la cama diciéndole que quería «acurrucarse» con ella.

«Se subió a la cama conmigo y se acostó detrás de mí y me rodeó con sus brazos y presionó su cuerpo contra mí», dijo.

Sintiéndose incómoda, inventó una excusa para levantarse de la cama y fue al baño, cerrando la puerta detrás de ella.

Farmer dijo que mientras estaban en Nuevo México fueron a ver la película «Primal Fear», donde Epstein volvió a acariciarla de una manera más «descarada», aparentemente sin hacer ningún esfuerzo por ocultárselo a Maxwell, recordó. Más tarde ese día, Maxwell insistió en enseñarle a Farmer cómo masajear los pies descalzos de Epstein, testificó Farmer.

Durante el interrogatorio, Farmer reconoció que Maxwell no estaba en la habitación cuando Epstein se metió en su cama. Además, la abogada defensora Laura Menninger señaló repetidamente que Maxwell no estuvo presente en el viaje de Farmer a Nueva York.

Menninger sugirió que Farmer exageró lo que señala que le sucedió en sus declaraciones públicas y en su solicitud del Programa de Compensación para Víctimas de Epstein para beneficio personal.

 

— Brian Vitagliano y Steve Almasy de CNN contribuyeron a este informe.

Feedzy

0
    0
    Tu carrito
    Tu carrito está vacíoRegresar para ver