Los peligros de la exposición de niños a la pornografía, según expertos

(CNN Español) — La pornografía afecta la salud mental de los niños expuestos a ella. Ver estos contenidos a temprana edad puede llevar a un riesgo de tener una «salud mental pobre, sexismo, objetivización, violencia sexual y otros resultados negativos», dice Unicef en un documento en el que alerta sobre la gran cantidad de pornografía disponible en internet y el acceso de los niños a esta.

La discusión por los impactos de la salud mental de los niños debido a la pornografía se reactivó luego de que la cantante estadounidense Billie Eilish, de 19 años, dijera que estar expuesta a estos contenidos desde los 11 años «destruyó» su cerebro. Según ella, empezó a ver estos contenidos desde muy temprana edad por lo que sufría pesadillas y tuvo problemas para salir a citas con otras personas.

Eilish dijo que ver pornografía le ayudaba a sentirse como si fuera alguien genial. También dijo que sufría pesadillas porque parte del contenido que veía era muy violento y abusivo.

«Creo que realmente destruyó mi cerebro. Y me siento increíblemente devastada por haber estado expuesta a tanta pornografía», agregó.

Algunos peligros de la exposición a la pornografía en niños

Unicef dice que el hecho de que los niños sean expuestos voluntaria o involuntariamente a la pornografía puede causar riesgos pues se enfrentan a actos «abusivos y misóginos» y puede que empiecen a ver estos comportamientos como «normales y aceptables».

publicidad

En eso coincide el doctor Angel Manuel Turbi Pinazo, experto en conductas adictivas y profesor de la Universidad Católica de Valencia, en España. Turbi Pinazo le dijo a CNN que la exposición a pornografía «debilita a muchos jóvenes a desarrollar una vida psicoafectiva saludable sobre todo en la vida adulta».

Otras de las consecuencias, según él, es normalizar conductas violentas de la pornografía en la vida real.

«Ellos ven que el hombre tiene sexo cuando quiere tener sexo y que las mujeres deben responder a las demandas de los hombres. Entonces eso lo están normalizando», dijo.

Cada vez más videos ultrafalsos: la mayoría, pornográficos 1:15

Hay poca investigación sobre los efectos de la pornografía en los niños

Un documento publicado en marzo de este año por la Asociación Estadounidense de Psicología (APA por sus siglas en inglés) dice que si bien «la evidencia científica es mixta sobre los efectos de la exposición de la pornografía en los niños», no hay duda de que ver esos contenidos les presenta a ellos una «visión sesgada de la sexualidad» que usualmente está llena de «misoginia y falta de consentimiento».

El Dr. David Finkelhor, director del Centro de Crímenes contra los niños y codirector del Laboratorio de Investigación Familiar y profesor de sociología en la Universidad de Nueva Hampshire, señala que hay poca investigación sobre este tema por lo que las afectaciones en los niños expuestos a pornografía depende en gran medida «del niño en particular, del tipo de exposición y las condiciones de la exposición», le dijo a CNN a través de un correo electrónico.

Finkelhor advirtió que a pesar de que es un tema controvertido, «me temo que la respuesta a la mayoría de estas preguntas es ‘realmente no lo sabemos'». Finkelhor dijo a CNN la poca investigación que hay al respecto.

«A la gente le preocupa que (la pornografía) asuste o disguste a los niños, que los haga actuar de forma prematura, que aprendan cosas malas (por ejemplo, que a las mujeres les gusta la dominación o la violación), o que se volverán adictos. Hay casos que parecen fundamentar todas estas preocupaciones. Pero la mayoría de los niños en EE.UU. están expuestos a algunas imágenes sexuales explícitas y no sabemos cuántos se ven afectados negativamente», le dijo Finkelhor a CNN.

Sexo y violencia

Algunos expertos y educadores han mostrado sus preocupaciones por la cantidad excesiva de contenido pornográfico disponible en internet que pueden tener «imágenes fijas que hacen referencia a la misoginia, el incesto y tropos racistas», según la APA.

En un estudio publicado por la APA, dirigido por el Dr. Bryant Paul, investigador sexual de la Universidad de Indiana, y Nini Fritz, de la Universidad de Indiana, el 35% y 45% de escenas pornográficas en dos sitios reconocidos de pornografía «mostraban violencia» y el 97% del tiempo, las mujeres eran el objetivo de esa violencia.

Otro estudio publicado por la APA, dirigido por Alyssa Bischmann, estudiante de doctorado en la Universidad de Nebraska, en 2017, encontró que la edad de la primera exposición a la pornografía puede moldear las actitudes de los hombres hacia las mujeres.

«Encontramos que entre más jóvenes sean los hombres cuando vieron pornografía por primera vez, más propensos eran a querer el poder sobre las mujeres», dijo Bischmann, citada por la APA.

Y esos roles de hombres y mujeres dentro de la sexualidad «se están afianzando de una manera correcta», dijo Turbi Pinazo sobre las consecuencias de que jóvenes vean demasiada pornografía.

Y lo más grave, según él es cuando algunos jóvenes (o incluso adultos) quieren llevar la violencia pornográfica a la realidad.

«Hay hipótesis, quizá sea el mayor problema, de que la gente hace una escalada en las imágenes de pornografía desde mucho más erotismo hasta una pornografía más violenta. Por lo tanto pueden aparecer violencia y agresiones sexuales (en la vida real). La gente ya no se excita con esa violencia pornográfica, sino que quiere llevarlo a cabo», dijo el psicólogo español a CNN.

El desafío de los padres en hablar con los niños sobre sexo

Para las generaciones que nunca han vivido sin wifi, internet es a menudo el primer lugar donde están expuestos a imágenes sexuales. Y en ausencia de una educación sexual integral, algunos niños pueden pensar que es la única forma de aprender realmente sobre el sexo.

«El hecho triste es que más de la mitad de nuestros niños obtienen su primera ‘educación sexual’ de películas para adultos en internet», dijo anteriormente a CNN el Dr. Mark Schoen, fundador de SexSmartFilms.com y exdirector de educación sexual en el Sinclair Intimacy Institute. Lo que falta es un sentido de contexto y conversación en torno a estas imágenes, una conversación que ayudaría a un joven a distinguir entre sexo real y sexo porno.

Para el Dr. Finkelhor de la Universidad de Nueva Hampshire, si bien es recomendable para los padres hablar con sus hijos sobre sexo e imágenes sexuales, el tema es aún un tabú que causa dificultades en la comunicación.

«Los padres y los niños se sienten muy incómodos con estos temas y hay pocos buenos modelos disponibles sobre cómo hacer esto», le dijo Finkelhor a CNN. «Un problema es que hay muchas posiciones de valor diferentes en torno al sexo y la pornografía, por lo que los padres pueden tener dificultades para encontrar ayuda que se ajuste a sus valores particulares.

«La mayoría de los expertos disuaden a los padres de ser duros e inducir vergüenza y culpa», dijo el experto a CNN.

Pero en general puede haber beneficios reales al tener discusiones francas sobre el sexo, dijo Debby Herbenick a CNN.

En un estudio de 2019 de Herbenick y sus colegas de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Indiana, la exposición a la pornografía solo se asoció con una mayor probabilidad de tener relaciones sexuales sin protección cuando los padres tenían poca o ninguna comunicación de salud sexual con sus hijos. Cuando la comunicación entre padres e hijos sobre la salud sexual era alta, el uso de pornografía no estaba relacionado con la participación de los adolescentes en relaciones sexuales peligrosas.

Expertos recomiendan entonces empezar a una temprana edad a «hablar sobre contenidos sexualmente explícitos durante la niñez», dijo Herbenick. «No es solo la pornografía sobre lo que necesitan alfabetización, también son las películas, la música y las redes sociales de Hollywood».

Además, es necesario recordarle a tu hijo que la pornografía es para entretenimiento, no para educación, en términos que pueda entender ciertos contenidos, según el experto.

Del mismo modo, dijo la terapeuta sexual Kristen Lilla a CNN, se puede enfatizar en que la masturbación —ya sea con porno o de otro tipo— y el sexo son dos experiencias diferentes.

«Es divertido enviar mensajes de texto a nuestros amigos o jugar videojuegos con ellos en línea, pero es otra cosa para pasar el rato en persona», dijo Lilla. «La pornografía también puede ser divertida de ver, pero no imita ni reemplaza el sexo y las relaciones de la vida real».

— Con información de Carolina Melo, Melissa Velásquez e Ian Kerner de CNN. 

(CNN Español) — La pornografía afecta la salud mental de los niños expuestos a ella. Ver estos contenidos a temprana edad puede llevar a un riesgo de tener una «salud mental pobre, sexismo, objetivización, violencia sexual y otros resultados negativos», dice Unicef en un documento en el que alerta sobre la gran cantidad de pornografía disponible en internet y el acceso de los niños a esta.

La discusión por los impactos de la salud mental de los niños debido a la pornografía se reactivó luego de que la cantante estadounidense Billie Eilish, de 19 años, dijera que estar expuesta a estos contenidos desde los 11 años «destruyó» su cerebro. Según ella, empezó a ver estos contenidos desde muy temprana edad por lo que sufría pesadillas y tuvo problemas para salir a citas con otras personas.

Eilish dijo que ver pornografía le ayudaba a sentirse como si fuera alguien genial. También dijo que sufría pesadillas porque parte del contenido que veía era muy violento y abusivo.

«Creo que realmente destruyó mi cerebro. Y me siento increíblemente devastada por haber estado expuesta a tanta pornografía», agregó.

Billie Eilish dice que haber visto pornografía desde los 11 años «realmente destruyó mi cerebro» Algunos peligros de la exposición a la pornografía en niños

Unicef dice que el hecho de que los niños sean expuestos voluntaria o involuntariamente a la pornografía puede causar riesgos pues se enfrentan a actos «abusivos y misóginos» y puede que empiecen a ver estos comportamientos como «normales y aceptables».

En eso coincide el doctor Angel Manuel Turbi Pinazo, experto en conductas adictivas y profesor de la Universidad Católica de Valencia, en España. Turbi Pinazo le dijo a CNN que la exposición a pornografía «debilita a muchos jóvenes a desarrollar una vida psicoafectiva saludable sobre todo en la vida adulta».

Otras de las consecuencias, según él, es normalizar conductas violentas de la pornografía en la vida real.

«Ellos ven que el hombre tiene sexo cuando quiere tener sexo y que las mujeres deben responder a las demandas de los hombres. Entonces eso lo están normalizando», dijo.

Cada vez más videos ultrafalsos: la mayoría, pornográficos 1:15Hay poca investigación sobre los efectos de la pornografía en los niños

Un documento publicado en marzo de este año por la Asociación Estadounidense de Psicología (APA por sus siglas en inglés) dice que si bien «la evidencia científica es mixta sobre los efectos de la exposición de la pornografía en los niños», no hay duda de que ver esos contenidos les presenta a ellos una «visión sesgada de la sexualidad» que usualmente está llena de «misoginia y falta de consentimiento».

El Dr. David Finkelhor, director del Centro de Crímenes contra los niños y codirector del Laboratorio de Investigación Familiar y profesor de sociología en la Universidad de Nueva Hampshire, señala que hay poca investigación sobre este tema por lo que las afectaciones en los niños expuestos a pornografía depende en gran medida «del niño en particular, del tipo de exposición y las condiciones de la exposición», le dijo a CNN a través de un correo electrónico.

Finkelhor advirtió que a pesar de que es un tema controvertido, «me temo que la respuesta a la mayoría de estas preguntas es ‘realmente no lo sabemos'». Finkelhor dijo a CNN la poca investigación que hay al respecto.

«A la gente le preocupa que (la pornografía) asuste o disguste a los niños, que los haga actuar de forma prematura, que aprendan cosas malas (por ejemplo, que a las mujeres les gusta la dominación o la violación), o que se volverán adictos. Hay casos que parecen fundamentar todas estas preocupaciones. Pero la mayoría de los niños en EE.UU. están expuestos a algunas imágenes sexuales explícitas y no sabemos cuántos se ven afectados negativamente», le dijo Finkelhor a CNN.

Sexo y violencia

Algunos expertos y educadores han mostrado sus preocupaciones por la cantidad excesiva de contenido pornográfico disponible en internet que pueden tener «imágenes fijas que hacen referencia a la misoginia, el incesto y tropos racistas», según la APA.

En un estudio publicado por la APA, dirigido por el Dr. Bryant Paul, investigador sexual de la Universidad de Indiana, y Nini Fritz, de la Universidad de Indiana, el 35% y 45% de escenas pornográficas en dos sitios reconocidos de pornografía «mostraban violencia» y el 97% del tiempo, las mujeres eran el objetivo de esa violencia.

Otro estudio publicado por la APA, dirigido por Alyssa Bischmann, estudiante de doctorado en la Universidad de Nebraska, en 2017, encontró que la edad de la primera exposición a la pornografía puede moldear las actitudes de los hombres hacia las mujeres.

«Encontramos que entre más jóvenes sean los hombres cuando vieron pornografía por primera vez, más propensos eran a querer el poder sobre las mujeres», dijo Bischmann, citada por la APA.

Y esos roles de hombres y mujeres dentro de la sexualidad «se están afianzando de una manera correcta», dijo Turbi Pinazo sobre las consecuencias de que jóvenes vean demasiada pornografía.

Y lo más grave, según él es cuando algunos jóvenes (o incluso adultos) quieren llevar la violencia pornográfica a la realidad.

«Hay hipótesis, quizá sea el mayor problema, de que la gente hace una escalada en las imágenes de pornografía desde mucho más erotismo hasta una pornografía más violenta. Por lo tanto pueden aparecer violencia y agresiones sexuales (en la vida real). La gente ya no se excita con esa violencia pornográfica, sino que quiere llevarlo a cabo», dijo el psicólogo español a CNN.

El desafío de los padres en hablar con los niños sobre sexo

Para las generaciones que nunca han vivido sin wifi, internet es a menudo el primer lugar donde están expuestos a imágenes sexuales. Y en ausencia de una educación sexual integral, algunos niños pueden pensar que es la única forma de aprender realmente sobre el sexo.

«El hecho triste es que más de la mitad de nuestros niños obtienen su primera ‘educación sexual’ de películas para adultos en internet», dijo anteriormente a CNN el Dr. Mark Schoen, fundador de SexSmartFilms.com y exdirector de educación sexual en el Sinclair Intimacy Institute. Lo que falta es un sentido de contexto y conversación en torno a estas imágenes, una conversación que ayudaría a un joven a distinguir entre sexo real y sexo porno.

Para el Dr. Finkelhor de la Universidad de Nueva Hampshire, si bien es recomendable para los padres hablar con sus hijos sobre sexo e imágenes sexuales, el tema es aún un tabú que causa dificultades en la comunicación.

«Los padres y los niños se sienten muy incómodos con estos temas y hay pocos buenos modelos disponibles sobre cómo hacer esto», le dijo Finkelhor a CNN. «Un problema es que hay muchas posiciones de valor diferentes en torno al sexo y la pornografía, por lo que los padres pueden tener dificultades para encontrar ayuda que se ajuste a sus valores particulares.

«La mayoría de los expertos disuaden a los padres de ser duros e inducir vergüenza y culpa», dijo el experto a CNN.

Pero en general puede haber beneficios reales al tener discusiones francas sobre el sexo, dijo Debby Herbenick a CNN.

En un estudio de 2019 de Herbenick y sus colegas de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Indiana, la exposición a la pornografía solo se asoció con una mayor probabilidad de tener relaciones sexuales sin protección cuando los padres tenían poca o ninguna comunicación de salud sexual con sus hijos. Cuando la comunicación entre padres e hijos sobre la salud sexual era alta, el uso de pornografía no estaba relacionado con la participación de los adolescentes en relaciones sexuales peligrosas.

Expertos recomiendan entonces empezar a una temprana edad a «hablar sobre contenidos sexualmente explícitos durante la niñez», dijo Herbenick. «No es solo la pornografía sobre lo que necesitan alfabetización, también son las películas, la música y las redes sociales de Hollywood».

Además, es necesario recordarle a tu hijo que la pornografía es para entretenimiento, no para educación, en términos que pueda entender ciertos contenidos, según el experto.

Del mismo modo, dijo la terapeuta sexual Kristen Lilla a CNN, se puede enfatizar en que la masturbación —ya sea con porno o de otro tipo— y el sexo son dos experiencias diferentes.

«Es divertido enviar mensajes de texto a nuestros amigos o jugar videojuegos con ellos en línea, pero es otra cosa para pasar el rato en persona», dijo Lilla. «La pornografía también puede ser divertida de ver, pero no imita ni reemplaza el sexo y las relaciones de la vida real».

— Con información de Carolina Melo, Melissa Velásquez e Ian Kerner de CNN. 

Feedzy

0
    0
    Tu carrito
    Tu carrito está vacíoRegresar para ver