Japón y China acuerdan establecer una línea directa de comunicación en medio de tensiones territoriales

(CNN) — Los ministros de Defensa de Japón y China acordaron el lunes establecer una línea directa de comunicación conjunta para finales de 2022, según un comunicado de prensa del Ministerio de Defensa de Japón, en medio de las tensiones entre los vecinos de Asia oriental.

El Ministerio de Defensa de China confirmó el acuerdo de la línea directa en un comunicado, sin dar una fecha para su implementación.

El acuerdo –alcanzado durante una videoconferencia de dos horas entre el japonés Nobuo Kishi y el chino Wei Fenghe– se produce cuando sus países están en disputa por Taiwán y por cuestiones en los mares de China Oriental y Meridional.

Los ministros discutieron esas diferencias durante la reunión, incluyendo sus reclamaciones contrapuestas sobre una cadena de islas rocosas deshabitadas en el mar de China Oriental controlada por Japón, pero que China reclama como su territorio soberano.

Desde 1972, Japón administra las islas, conocidas como Senkakus, en Japón, y Diaoyus, en China, pero las tensiones en torno a la cadena, situada a 1.900 kilómetros al suroeste de Tokio, llevan años latentes.

publicidad

EE.UU. agrega 12 empresas chinas a lista negra comercial 0:50

China ha estado enviando buques gubernamentales, incluidos buques guardacostas, a la cadena con una frecuencia cada vez mayor, algo que Japón ve como un desafío a su soberanía internacionalmente reconocida sobre las islas.

«El ministro Kishi declaró que Japón se opone a los intentos de cambiar unilateralmente el statu quo mediante la coerción y que Japón está muy preocupado por este tipo de acciones, a la vez que señaló hechos concretos como las actividades de los buques del Ejército Popular de Liberación y de los guardacostas chinos», rezaba un comunicado del Ministerio de Defensa japonés publicado tras la reunión de los ministros.

En un comunicado posterior a la reunión, China mantuvo sus reivindicaciones de soberanía sobre las islas.

«China salvaguardará firmemente su soberanía territorial y sus derechos e intereses marítimos. Las dos partes deben centrarse en los intereses generales de las relaciones bilaterales y esforzarse por mantener la estabilidad en el mar de China Oriental», decía un comunicado del Ministerio de Defensa.

La situación de Taiwán

Mientras que las Senkakus/Diaoyus han estado en el centro de las tensiones entre Japón y China durante años, Tokio está mostrando una creciente preocupación por la situación en torno a Taiwán, la isla autogobernada a 200 kilómetros de la costa oriental de China, pero también a sólo 110 kilómetros de la isla meridional japonesa de Yonaguni, en la prefectura de Okinawa.

Los países con más deuda en el mundo 0:51

Taiwán y China se gobiernan por separado desde que los nacionalistas se retiraron a Taiwán al final de la guerra civil china, hace más de 70 años. Taiwán es ahora una democracia floreciente, pero el Partido Comunista Chino, en el poder, sigue considerando la isla como parte inseparable de su territorio, a pesar de que nunca la ha controlado.

Japón, que controló Taiwán desde 1895 hasta el final de la Segunda Guerra Mundial, considera que la isla es fundamental para su seguridad nacional.

Cuando Tokio publicó su libro blanco de defensa anual en julio, contenía su lenguaje más contundente sobre Taiwán, diciendo que «estabilizar la situación que rodea a Taiwán es importante para la seguridad de Japón».

En ese momento, Kishi dijo que había que vigilarlo con «sentido de la crisis».

En una entrevista con CNN, en septiembre, dio detalles.

«Lo que está ocurriendo en Taiwán está directamente relacionado con Japón», dijo, señalando que la isla se encuentra junto a la «línea de vida energética» de su país.

5 cosas: sismo sacude el suroeste de China 2:40

«El noventa por ciento de la energía que utiliza Japón se importa a través de las zonas que rodean a Taiwán», dijo Kishi.

En su reunión del lunes con Wei, Kishi «declaró que la paz y la estabilidad a través del estrecho de Taiwán son extremadamente importantes para la seguridad de Japón, así como para la estabilidad de la comunidad internacional», según el comunicado del Ministerio de Defensa japonés.

Buques de vigilancia marítima de China (delante y en medio) navegan con un barco de la Guardia Costera de Japón cerca de Kitajima y Minamikojima, de las disputadas islas Senkaku, el 23 de abril de 2013.

Kishi también amplió ese lenguaje para abarcar el mar de China Meridional. Beijing reclama como territorio soberano la práctica totalidad de esta vía de agua de 1,3 millones de kilómetros cuadrados y en los últimos años ha construido fortificaciones militares en varias islas.

Pero algunas islas y aguas del mar de China Meridional son reclamadas por varios Estados e islas que lo rodean, como Filipinas, Vietnam, Malasia, Indonesia, Brunei y Taiwán.

Beijing ha impedido la actividad comercial, como la pesca o la prospección de minerales, de algunos de esos países, ya que reivindica la propiedad de un territorio que, según afirma, ha pertenecido a China durante cientos de años.

Nuevas leyes chinas

A principios de este año, China instituyó nuevas leyes para hacer valer sus reclamaciones sobre el mar de China Meridional, entre las que se incluye la exigencia de que una serie de buques extranjeros tengan que proporcionar información detallada a las autoridades chinas al entrar en «aguas territoriales chinas».

Tensiones entre China y Taiwan son las peores en 40 años 6:46

Esto siguió a una ley introducida en febrero que permite a los guardacostas chinos utilizar armas para proteger la soberanía nacional de China, una acción antes reservada a las unidades del Ejército Popular de Liberación.

Kishi dijo a Wei el lunes que «Japón se opone firmemente a cualquier intento unilateral de cambiar el statu quo mediante la coerción y a cualquier actividad que aumente la tensión sobre la cuestión del mar de China Meridional», citando específicamente la nueva ley de guardacostas, según el Ministerio de Defensa de Japón.

El jefe de la Defensa japonesa también expresó su preocupación por el desarrollo militar de China, que ha visto cómo la Armada del Ejército Popular de Liberación se convertía en la mayor del mundo en los últimos años.

Sin embargo, Japón también ha aumentado su presupuesto de defensa, añadiendo en noviembre US$ 6.750 millones a su gasto militar anual, que ya era récord, en un intento de reforzar las defensas aéreas y marítimas.

Tokio también ha estado llevando a cabo un aumento de la defensa durante años frente a los desafíos de China y Corea del Norte, incluyendo la compra de aviones de combate furtivos F-35, diseñados por Estados Unidos y la conversión de sus llamados destructores de helicópteros en portaaviones, dando a Tokio ese tipo de buque de guerra por primera vez desde la Segunda Guerra Mundial.

China Japón

(CNN) — Los ministros de Defensa de Japón y China acordaron el lunes establecer una línea directa de comunicación conjunta para finales de 2022, según un comunicado de prensa del Ministerio de Defensa de Japón, en medio de las tensiones entre los vecinos de Asia oriental.

El Ministerio de Defensa de China confirmó el acuerdo de la línea directa en un comunicado, sin dar una fecha para su implementación.

China advierte de posible choque entre satélites de Musk y su estación espacial

El acuerdo –alcanzado durante una videoconferencia de dos horas entre el japonés Nobuo Kishi y el chino Wei Fenghe– se produce cuando sus países están en disputa por Taiwán y por cuestiones en los mares de China Oriental y Meridional.

Los ministros discutieron esas diferencias durante la reunión, incluyendo sus reclamaciones contrapuestas sobre una cadena de islas rocosas deshabitadas en el mar de China Oriental controlada por Japón, pero que China reclama como su territorio soberano.

Desde 1972, Japón administra las islas, conocidas como Senkakus, en Japón, y Diaoyus, en China, pero las tensiones en torno a la cadena, situada a 1.900 kilómetros al suroeste de Tokio, llevan años latentes.

China ha estado enviando buques gubernamentales, incluidos buques guardacostas, a la cadena con una frecuencia cada vez mayor, algo que Japón ve como un desafío a su soberanía internacionalmente reconocida sobre las islas.

¿Qué hacen los buques de guerra de Estados Unidos navegando frente a las costas de China?

«El ministro Kishi declaró que Japón se opone a los intentos de cambiar unilateralmente el statu quo mediante la coerción y que Japón está muy preocupado por este tipo de acciones, a la vez que señaló hechos concretos como las actividades de los buques del Ejército Popular de Liberación y de los guardacostas chinos», rezaba un comunicado del Ministerio de Defensa japonés publicado tras la reunión de los ministros.

En un comunicado posterior a la reunión, China mantuvo sus reivindicaciones de soberanía sobre las islas.

«China salvaguardará firmemente su soberanía territorial y sus derechos e intereses marítimos. Las dos partes deben centrarse en los intereses generales de las relaciones bilaterales y esforzarse por mantener la estabilidad en el mar de China Oriental», decía un comunicado del Ministerio de Defensa.

La situación de Taiwán

Mientras que las Senkakus/Diaoyus han estado en el centro de las tensiones entre Japón y China durante años, Tokio está mostrando una creciente preocupación por la situación en torno a Taiwán, la isla autogobernada a 200 kilómetros de la costa oriental de China, pero también a sólo 110 kilómetros de la isla meridional japonesa de Yonaguni, en la prefectura de Okinawa.

Los países con más deuda en el mundo 0:51

Taiwán y China se gobiernan por separado desde que los nacionalistas se retiraron a Taiwán al final de la guerra civil china, hace más de 70 años. Taiwán es ahora una democracia floreciente, pero el Partido Comunista Chino, en el poder, sigue considerando la isla como parte inseparable de su territorio, a pesar de que nunca la ha controlado.

Todo lo que necesitas saber sobre la disputa entre Taiwán y China

Japón, que controló Taiwán desde 1895 hasta el final de la Segunda Guerra Mundial, considera que la isla es fundamental para su seguridad nacional.

Cuando Tokio publicó su libro blanco de defensa anual en julio, contenía su lenguaje más contundente sobre Taiwán, diciendo que «estabilizar la situación que rodea a Taiwán es importante para la seguridad de Japón».

En ese momento, Kishi dijo que había que vigilarlo con «sentido de la crisis».

En una entrevista con CNN, en septiembre, dio detalles.

«Lo que está ocurriendo en Taiwán está directamente relacionado con Japón», dijo, señalando que la isla se encuentra junto a la «línea de vida energética» de su país.

5 cosas: sismo sacude el suroeste de China 2:40

«El noventa por ciento de la energía que utiliza Japón se importa a través de las zonas que rodean a Taiwán», dijo Kishi.

En su reunión del lunes con Wei, Kishi «declaró que la paz y la estabilidad a través del estrecho de Taiwán son extremadamente importantes para la seguridad de Japón, así como para la estabilidad de la comunidad internacional», según el comunicado del Ministerio de Defensa japonés.

Buques de vigilancia marítima de China (delante y en medio) navegan con un barco de la Guardia Costera de Japón cerca de Kitajima y Minamikojima, de las disputadas islas Senkaku, el 23 de abril de 2013.

Kishi también amplió ese lenguaje para abarcar el mar de China Meridional. Beijing reclama como territorio soberano la práctica totalidad de esta vía de agua de 1,3 millones de kilómetros cuadrados y en los últimos años ha construido fortificaciones militares en varias islas.

Pero algunas islas y aguas del mar de China Meridional son reclamadas por varios Estados e islas que lo rodean, como Filipinas, Vietnam, Malasia, Indonesia, Brunei y Taiwán.

Beijing ha impedido la actividad comercial, como la pesca o la prospección de minerales, de algunos de esos países, ya que reivindica la propiedad de un territorio que, según afirma, ha pertenecido a China durante cientos de años.

Nuevas leyes chinas

A principios de este año, China instituyó nuevas leyes para hacer valer sus reclamaciones sobre el mar de China Meridional, entre las que se incluye la exigencia de que una serie de buques extranjeros tengan que proporcionar información detallada a las autoridades chinas al entrar en «aguas territoriales chinas».

Tensiones entre China y Taiwan son las peores en 40 años 6:46

Esto siguió a una ley introducida en febrero que permite a los guardacostas chinos utilizar armas para proteger la soberanía nacional de China, una acción antes reservada a las unidades del Ejército Popular de Liberación.

Kishi dijo a Wei el lunes que «Japón se opone firmemente a cualquier intento unilateral de cambiar el statu quo mediante la coerción y a cualquier actividad que aumente la tensión sobre la cuestión del mar de China Meridional», citando específicamente la nueva ley de guardacostas, según el Ministerio de Defensa de Japón.

El jefe de la Defensa japonesa también expresó su preocupación por el desarrollo militar de China, que ha visto cómo la Armada del Ejército Popular de Liberación se convertía en la mayor del mundo en los últimos años.

Sin embargo, Japón también ha aumentado su presupuesto de defensa, añadiendo en noviembre US$ 6.750 millones a su gasto militar anual, que ya era récord, en un intento de reforzar las defensas aéreas y marítimas.

Tokio también ha estado llevando a cabo un aumento de la defensa durante años frente a los desafíos de China y Corea del Norte, incluyendo la compra de aviones de combate furtivos F-35, diseñados por Estados Unidos y la conversión de sus llamados destructores de helicópteros en portaaviones, dando a Tokio ese tipo de buque de guerra por primera vez desde la Segunda Guerra Mundial.

Feedzy

0
    0
    Tu carrito
    Tu carrito está vacíoRegresar para ver