El bracero de la década (I)

Ya no vuelvo al otro lado, porque no sé hablar inglés,y los que lo saben pos…